Archivo de la etiqueta: José Carlos Contreras

es content solo

Carreras le garantiza impunidad a Eduardo Perogordo

El psic√≥logo criminal, Julio Alfredo Ceballos Alonso, analiza de manera tangencial las arteras violaciones sexuales del empresario Eduardo V√≠ctor del Sagrado Coraz√≥n Perogordo Oliva en contra de su hija Greta Ximena Perogordo Corral, desde la perspectiva del incesto y sus m√ļltiples facetas familiares y sociales. Se remonta a los or√≠genes primitivos donde las hordas lo rechazaron para expander la econom√≠a. A ra√≠z del √ļltimo caso que aborda, le llegaron testimonios de 36 mujeres que han sido agredidas en el seno de sus respectivos hogares. Lament√≥ que las agrupaciones feministas lo han dejado solo en un tema de influyentismo pol√≠tico y econ√≥mico. Expuso que el verdugo goza de absoluta impunidad por la cercan√≠a que tiene con el gobernador Juan Mamuel Carreras L√≥pez, ya que ambos fueron compa√Īeros en el Instituto Potosino, donde tambi√©n jugaron en el mismo equipo de f√ļtbol. Ceballos lament√≥ el deficiente desempe√Īo del procurador Federico Garza Herrera, que no ha ordenado los m√≠nimos estudios m√©dicos y forenses para analizar los estragos f√≠sicos y racionales en la v√≠ctima, que por indicaciones de su progenitor, result√≥ sodomizada en encuentros grupales, junto con su madre, Beatriz Corral Elorduy, lo que despert√≥ su coraje para denunciar las incontables vejaciones con nulos resultados.

-¬ŅDe d√≥nde viene el incesto, por qu√© persiste en la actualidad?.

-El incesto en una relaci√≥n sexual entre familiares de l√≠nea sangu√≠nea muy directa. Es decir, entre padre e hija, madre e hijo, mujer-hermano, mujer-t√≠o, mujer- abuelo. Se ha hecho un tanto extenso el t√©rmino, porque es m√°s que una violaci√≥n de un familiar cercano. Alude a cuando una mujer tiene relaciones sexuales con el yerno o la nuera con el suegro. Ha llegado a tal grado. Aun se le denomina incesto cuando hay un nexo entre compadre con la comadre. La v√≠ctima no tiene que estar consciente. El incesto lo puede concretar un adulto mayor, gente responsable. Es decir, el pap√° de 60 a√Īos y la hija de 20. Es sexo consensado. Si vamos a la cuesti√≥n hist√≥rica, tenemos estudios muy profundos de Sigmund Freud en su libro T√≥tem y Tab√ļ donde plantea que el incesto es muy primitivo. Pero las tribus prehist√≥ricas lo aborrec√≠an por cuestiones econ√≥micas. Cuando se practica el incesto, la endogamia, es decir, el sexo y la procreaci√≥n hacia el interior de la familia, no crece la sociedad, no prospera. Entonces empiezan a practicar la exogamia, el matrimonio fuera de la familia. Buscan otra familia que los auxilie en la b√ļsqueda de alimentos. En la actualidad existe una falacia, un mito. Se dice que cuando procrean una pareja con lazos de afinidad sangu√≠nea muy cercanos, el ni√Īo nace con malformaciones cong√©nitas.

¬ęNo se ha comprobado todav√≠a porque hay relaciones entre padre e hija, madre e hijo y tienen familia. Los ni√Īos son perfectamente sanos. Es un tab√ļ social muy poderoso. Mis investigaciones van dirigidas a la sociedad potosina, nunca a la autoridad. Hay derecho humano a la verdad, que niegan las autoridades. Hay casos de alto impacto que pasan desapercibidos por instituciones irresponsables, omisas y corruptas. Yo quiero darle una respuesta a M√©xico. Mis pesquisas llegan a muchas partes del mundo. El incesto se maneja como algo muy oculto. Pero me doy cuenta que es tan com√ļn como los calcetines rotos. Cuando comienzo a trabajar e investigar el caso de Greta Perogordo aparecieron 36 mujeres conocidas. Me dieron testimonios de sus experiencias incestuosas. La mayor√≠a dijo que fueron abusadas a los 6 a√Īos. Todas coinciden en la edad. Ignoro si sea el l√≠mite o antes no ten√≠an memoria porque hay abusos sexuales de un reci√©n nacido, uno o dos a√Īos. Hay tocamientos obscenos, violaciones que no pasan desapercibidas, aunque no tengan lenguaje todav√≠a. Hay tres proyecciones psicol√≥gicas para saber si fueron abusados sexualmente¬Ľ.

¬ęLa sociedad potosina acept√≥ que yo acusara a un ministro de la iglesia cat√≥lica, Jos√© Carlos Contreras, como responsable de violar y dar muerte a la estudiante del salesiano Shantal Gonz√°lez L√≥pez, pero ahora no permiten que yo acuse a un padre de familia que viol√≥ a su hija. El incesto no es m√°s que la violaci√≥n de un familiar cercano. Nos referimos al caso de Greta Perogordo Corral. Lo m√°s extra√Īo, que me entristece y enoja mucho, es que las mismas mujeres potosinas no le conceden el derecho a la duda. Todas dicen que miente. Como psic√≥logo, para determinar que lo hace, no sirve mi capacidad intelectual ni mi instinto policiaco. La tengo que someter a una serie de estudios, bater√≠as de pruebas, hacer un gr√°fico de su perfil y determinar su conducta. No solo porque la vieron en un video o la televisi√≥n pueden decir que miente. Ni el pol√≠grafo lo hace. No detecta la mentira ni la verdad. No entiendo por qu√© las mujeres no se volcaron en su ayuda. Las autoridades fueron omisas en el caso de Greta Perogordo. Tan grave es que ni siquiera existe un certificado del m√©dico legista de c√≥mo se encuentra su cuerpo. No se ha determinado c√≥mo estaban sus genitales, si hubo desflore y si con el tiempo cicatriz√≥. He denunciado que el caso camina hacia la impunidad. Es un asunto que golpea a la familia pol√≠tica potosina, al PAN, por la postura socioecon√≥mica del victimario Eduardo Perogordo Oliva, ingeniero ge√≥logo, poseedor de algunas minas donde hay metales preciosos. Pertenece a la elite de la sociedad potosina, lo que deja indefensa a la menor¬Ľ…contin√ļa (tomado de la versi√≥n impresa, ENERO 2017)

portada ene