Serrato no permitirá que Gallardo Cardona tenga injerencia en el manejo de la hacienda municipal ni en el programa de obras

18 enero, 202410:19 pmAutor: Juan Pablo MorenoCapital Destacada Municipios Noticias

El aspirante a la alcaldía de la capital por Morena y frontal tribuno, Leonel Serrato Sánchez, establece que busca convertirse en un auténtico contrapeso político del gobernador Ricardo Gallardo Cardona, al que no permitirá, tenga injerencia en la hacienda municipal. Tampoco al programa de obras, que serán definidas por la ciudadanía, según un esquema de prioridades. Destacó que no será un edil patiño, sumiso ni pusilánime, ya que su carácter se lo impide. Incluso, le conviene al mandatario, tenerlo al frente, para señalarle los errores en que incurra, como tener de consejero al dirigente estatal del Partido del Trabajo, Héctor Serrano, acusado de espía y traicionar a la candidata presidencial de Morena, Claudia Sheinbaum. Lamentó que Gallardo no entienda la doctrina del presidente Andrés Manuel López Obrador, quien plantea servir primero a los pobres. Prefiere dilapidar el presupuesto en bailes y fiestas. No aportó 300 millones de pesos que le tocaban para el programa de ayuda a los discapacitados de la entidad. Gastó 5 mil millones de pesos en puentes atirantados y 500 millones en una arena que nadie solicitó. Cuando es más urgente, garantizar los servicios integrales del Hospital Central, con una partida de mil millones de pesos. El mordaz orador censuró que Gallardo buscara convertir a Pozos en el municipio número 59, sólo por intereses inmobiliarios, donde están en juego más de 10 mil hectáreas de reservas territoriales. En lugar de fincarle juicio político, deben premiarlo por combatir las corruptelas que combatió en la etapa de secretario de comunicaciones y transportes, donde encontró desfalcos por casi 600 millones de pesos, en la línea Metro Red, cometidos en el sexenio de Juan Manuel Carreras, al que el fiscal José Luis Ruiz Contreras, se niega llamar a cuentas. Serrato dijo que al estar Morena muy por encima del Verde Ecologista en preferencias electorales, si compiten separados a nivel local, podrían arrasar en los principales ayuntamientos, como la capital y Soledad, donde el candidato del gobernador, Juan Manuel Navarro, será doblegado por sus posibles contendientes, Guillermo Morales o Carlos Arreola. Destapó como próxima candidata a gobernadora a la titular de seguridad nacional, Rosa Isela Rodríguez, con mayores opciones de triunfo, comparada con el secretario de gobierno, José Guadalupe Torres Sánchez, vilipendiado por su propio jefe. Serrato plantea desaparecer al organismo operador de agua potable, Interapas, ineficaz y corrupto. Tratará de reivindicar a sus tres únicos mentores, López Obrador, el notario uno, Eduardo Martínez Benavente y el matador de dragones, Salvador Nava, al que copiara su estilo humanista y la transparencia sin ambages. 

“Mi programa de ayuntamiento es el que ejerció en su oportunidad el doctor Salvador Nava Martínez, cuyo lema de campaña, que ahora incorporo, es Cumple, Trabaja y es Honesto. Se vio interrumpido muchos años, ya que se aleja de la política, después de intentar ser gobernador en 1961. Regresa a la alcaldía en 1982, pero con un modelo más renovado. Vuelve a ser un éxito, por su conducta transparente y honesta. Se vuelve a posponer por múltiples fraudes electorales, hasta que llega al mando Guillermo Pizzuto, con un esquema humanista, cercano a la gente. No lastima a nadie, busca reconciliar, armonizarla. Los mandos centrales cortan el rumbo, ya no se recupera. Alguien pudiera decir que ex edil Xavier Nava Palacios pudo tener la alternativa de volver a encontrar el camino, pero vimos que no lo logró, pues carecía del contenido que si tuvimos los demás seguidores del oftalmólogo. No entendió a qué se refería. Incluso los ciudadanos le reclamaron el uso y usufructo del nombre y apellido, sin seguir las normas básicas del respeto a la ciudadanía. Pizzuto lo traía de primera mano. Fue su compañero de lucha”.

“Vienen los sucesivos gobiernos del PAN y PRI durante 18 años, se suma el interregno de Ricardo Gallardo Juárez y Xavier Nava, que sigue la misma tónica. No le cambia ni media letra a los permisos de fraccionamientos. No afecta los intereses inmobiliarios. No se mete en los contratos multimillonarios privados. Se dio la pérdida absoluta de soberanía en materia de agua. Crece la inseguridad, dijeron que era más de lo mismo. No se notan las diferencias después de Pizzuto a la fecha. Enrique Galindo es un administrador de la pobreza. Tiene las recaudaciones más bajas de la historia. Indica que no hay confianza en el gobierno. El ayuntamiento que busco no es una utopía. Ya se ensayó en tres ocasiones, con el  doctor Nava en el 58, 82 y con Pizzuto en el 89, que siguió las mismas normas. Ahora hay más condiciones para hacer posible el sueño, a través de las redes sociales. Podemos convocar de manera más efectiva a los pobladores, para que atiendan su ciudad, que está divorciada. No tiene identidad, perdió sus símbolos políticos, sociales y religiosos. En un afán cosmopolita del panismo, priismo, Xavier Nava y Gallardo Juárez, han hecho una ruptura. Al máximo exponente, Salvador Nava, lo petrifican. Lo hacen estatua, para en su homenaje, llevarle flores, en lugar de imitar su estilo de mando”.

“Buscamos el modelo donde la gente trabaja junto al ayuntamiento, es la premisa básica. Reconstruir el tejido social, recuperar la potosinidad, armonizar los diversos sectores por el bien de todos, porque la ciudad no tiene proyecto ni futuro. Hay que acoplar el interés de los grandes capitales, de los que vienen de fuera y del habitante ordinario, que sólo mira pasar los gobiernos, como meros gerentes, sin aplicar estrategias con verdadero sentido social en materia de agua, limpia, urbanismo, seguridad. Tampoco hay planes para los jóvenes y grupos vulnerables. La capital tiene las intercomunicaciones, pero carece de identidad. Tenemos el ejemplo de lo que no debemos hacer, en los trienios de Victoria Labastida, Mario García y Ricardo Gallardo Juárez. Y lo que significa ser mediano, mediocre, pusilánime, como Xavier Nava y Enrique Galindo. Prefieren que les atropellen en lugar de mantener el valor fundamental de la ciudad”.

-Ya tienes el lema de campaña, el mismo de Salvador Nava. ¿El trasfondo es el combate a las corruptelas? ¿Sería tu mayor logro?

-No hay que simular ni prometer imposibles. Todos los que votaron por Galindo,  fueron engañados. Era el policía que iba a traer la seguridad, lo que no ha ocurrido, porque no se ha coordinado con el gobierno federal ni estatal. Pueden decir misa, que presiden mesas de diálogo, que no existen. Lo favorable es que no ocurrió algo peor. Hay que ser muy preciso en lo que se ofrece a la gente. No generar expectativas falsas. Cumplir las necesidades básicas. Doy un ejemplo, si en mi casa tengo goteras, los mosaicos rotos, el baño tapado, sin agua ni cisterna, cuando recibo el sueldo o aguilando, lo primero que hago es comprarme una pantalla de 80 pulgadas. Es lo que sucede con San Luis. No se han atendido las goteras, lo esencial, básico y la ciudad se ha demeritado. Debemos reconocer lo que se necesita, pero qué pereza tapar baches, goteras y recuperar el mercado inmobiliario. Creemos que somos chafas por no tener las ciclovías de Copenhague, Dinamarca, donde ya solventaron la calidad de vida y la inseguridad. No tenemos internet inalámbrico gratuito en todas las plazas públicas. Las calles del centro histórico están sucias, rotas pese a que las restauraron hace poco. No podemos prometer, que seremos iguales a Nueva York. Primero tenemos que sacarle las pulgas, garrapatas, chinches, la fauna nociva y toxica. Es un trabajo que se hace de sol a sol”.

“En materia de seguridad y servicios, a las 6 de la mañana, el alcalde debe activarse, coordinarse con la Guardia Nacional, si la guardia civil del gobernador Ricardo Gallardo no se quiere sumar. Y mejor lucir patrullas costosas, sin ningún beneficio. El tema es atacar el fondo, recaudar impuestos, aunque haya molestias de los bribones fifís, que no pagan gabelas. Hay que meterle mano a la parte burocrática, para que  funcione. No se necesita correr a todo mundo, si traen cierta mística también. El desempeño honesto es el gran valor ausente en las administraciones públicas que ha tenido San Luis, de Pizzuto a la fecha. La ciudad no ha visto una primavera, porque en la primera vez, Nava no terminó, se fue a otra campaña. Después fue reprimido. En la segunda parte, estuvo acosado por el cacique Carlos Jonguitud, que no le daba dinero, que por ley le correspondía. Luego se dio el fraude, la golpiza y asesinatos en la plaza de armas. El mismo Pizzuto, al intentarlo de nuevo, se enfrenta a los vicios de siempre. Claro, con otra calidad de tirano. No ha existido continuidad, un plan a largo plazo. Hay que presentar a los votantes una gran capital donde se incluya a Soledad, que forme parte de la metrópoli, porque ha sido víctima de parásitos. Si la incorporamos, desaparecen las fronteras estúpidas de policía, limpia, alumbrado y pintura”.

“El agua en San Luis se ha convertido en politiquería. La Comisión Estatal del Agua es un ente amorfo, ajeno. No tiene vínculos con las comunidades. Es un órgano normativo, extraño. En el ámbito local, el agua está privatizada en los hechos, no se trata de un bien público. Por lo mismo, la manipulan y saquean como lo han hecho. En el tema, tengo dos propuestas, que se haga cargo la Cea y cumpla sus funciones. La ciudad debe ser proveída por un organismo de alcance estatal. O lo más factible, que la ciudad recupere el gobierno y control de los bienes hídricos. Desaparecer al Interapas, es un nido de mafiosos y corruptelas. Coincido con la alcalde de Soledad, Leonor Noyola. No se relaciona con el esquema de metrópoli que imagino, con varios organismos de agua en Pozos, La Pila, Soledad y Bocas. Hay que ser más ambiciosos al administrar la cuenca de interior, donde está el agua del subsuelo. Hay un pésimo manejo del tema y cero inversiones. Si le entregamos a la gente el manejo del agua con administradores vecinales, se acaban las perforaciones ilegales. Hay más de mil en la zona metropolitana, no sólo las del magnate Carlos López Medina. Entregó un pozo, pero tiene otros 4, que no están registrados, en Soledad y en las cercanías del valle de Arista”.

“Si involucramos a la gente, como lo hacen en las comunidades básicas, el problema del agua pasará de ser negocio a un elemento accesible en tiempos de penuria. El gobierno estatal tiene que hacerse responsable en la concesión que dio para el acueducto, el Realito. No es tema federal. La Comisión Nacional de Agua, por gestiones del ex delegado de la secretaría del bienestar, Gabino Morales, repara la cortina que tenía filtraciones menores. Nada peligroso ni estructural, pero no estamos para que se desperdicie una gota. Sin embargo, lo maneja la misma empresa, que ha incumplido 287 mil 536 veces el contrato y se le paga con retenciones que hace el gobierno estatal a los municipios involucrados. La salida es revocar la concesión y se haga cargo la Cea o los usuarios. El ayuntamiento puede manejarlo con el apoyo de la Conagua, como ocurrió con la presa El Cuchillo 2. Cuando el presidente le dice a Gallardo que arregle el entuerto, lo hace porque sabe, es un caso estatal. Nosotros como delegados regionales, le informamos lo que pasaba. Conoce el problema, el gobernador no, ignoraba que se trata de un permiso y que jamás se ha denunciado a la firma por incumplimiento. En lugar de pagar las multas, las descuenta de pagos futuros. Entonces, es un cochinero que se generó con el panista Marcelo de los Santos. Pero también Soledad, que en su tiempo firmó el contrato”.

“Ni modo que lo ignoren. El Realito está mal ejecutado en un tramo de varios kilómetros. No tiene los cálculos necesarios, se reventará cada mes. Se detuvo el daño porque no hay bombeo. Hay que recuperar el plan científico de Pizzuto, de los pozos de absorción, en la parte donde desemboca el rio Santiago, por la Tinaja, para hidratar la cuenca hídrica. Como el agua se desperdicia, planteó hacer de 10 a 20 perforaciones. No se filtra porque el suelo está liso, se evapora. Tal vez se necesita construir una presa más arriba, donde se ubica la del Peaje, para hacer más segura la de San José. La gente no paga el agua, porque no la recibe. Tampoco el predial, por los nulos servicios. La primera encomienda es cobrarle al que debe. No necesitamos sacarle a cintarazos el dinero a la ama de casa, a la abuelita que no pagó, porque no tienen dinero. Basta ir con los grandes fraccionadores, los terratenientes urbanos, los dueños de las procesadoras industriales. No descuidar si pagan los servicios otros particulares, que viven un estado de emergencia. Serían los últimos en ser fiscalizados, pero los primeros en ser atendidos. El gasto en tuberías, no la quiere hacer ningún gobierno, porque van enterradas. Hay que invertir en el Realito para garantizarle a la ciudad unos 2 mil litros por segundo, suficientes para el valle de San Luis. Es una presa que no tiene problemas de captaciones. El acueducto es una basura, se le ha dicho al concesionario que lo arregle. Los pozos hay que cerrarlos. El tema de la infraestructura hidráulica, hay que analizarlo con calma. Es por lo que planteo, se integre Soledad, Pozos, La Pila no viva enojada y que Bocas se acerque. Compartimos el mismo valle. El mapa señala la misma cuenca interior”.

“Hay que convencer a los habitantes de Pozos, que no se vayan. Todo lo contrario, se sientan orgullosos de formar parte de la gran ciudad, como ocurre en todo el mundo con las integraciones, en lugar de las atomizaciones. Es parte esencial de mi programa, que Pozos se quede en San Luis. Convertirlo en lo que tiene merecimiento, un pueblo mágico. Incorporar a Soledad a la capital y deje de tener rancheros en el mando. En el devenir, preguntarle a la gente, si quieren formar parte de un municipio marginal, administrado por cosacos. O ser parte de la gran ciudad de la esperanza, el lema que propongo para San Luis. Sumar a Pozos, Soledad, Bocas, La Pila, no voy a inventar el atole de maicena. Usaré el modelo que funciona, en España, con estatutos de autonomía, para que se gobierne, no administre. Lo que habrá de generar una urbe con satélites, coordinados. No atomizar la metrópoli. Fue una ocurrencia inmobiliaria de Ricardo Gallardo Cardona”.

“El plebiscito de Pozos fracasó porque no era una exigencia cívica, como lo fue hace 20 años, cuando se armó una gran revuelta. Ahora fue solo una ambición vulgar inmobiliaria, querían disponer de una reserva territorial superior a las 10 mil hectáreas. Algunas son de carácter nacional. Lo cierto es que la iniciativa de hacer el municipio 59, con gente que viene de todo el mundo, son oriundos de Corea, no les interesó el tema. Votaron 5 mil de los 200 mil que se apuntaron. En el resto del municipio, los números fueron de 30 mil a favor y 8 mil en contra. Se demostró a los promotores que no funcionan movimientos artificiales. Al único que le salen es al ex gobernador Horacio Sánchez Unzueta, que era un genio malvado. Los demás no le saben al asunto. La gente desairó la consulta, que es un indicador brutal al gobernador Gallardo: su estructura requiere más aceite. El que usaba antes, ya no sirve. Se ha vuelto más lenta. Tampoco hizo una defensa efectiva en los tribunales”.

“Gallardo se molestó mucho con el diputado local, José Luis Fernández, ´El Chiquis´ y con el secretario de desarrollo social, Ignacio Segura Morquecho y Luis Castro, sus operadores para convertir a Pozos en municipio. Para tales gracias, juntaba más gente un perro atropellado. Resultó un fracaso en el diseño político. Todo mundo lo vio, la gente no es tonta. Yo voté en contra. Me sorprende que 5 mil de 200 mil se dieran cuenta de la consulta. He tenido acercamientos con ciudadanos de Pozos, con una parte histórica que debemos preservar. Es una joya para lucir y exhibir. También está el sector urbano, con casas de empleados y ejecutivos de la zona industrial. Les interesa, mantengan los servicios y garanticen la seguridad. Quieren vivir en la capital. Los inversionistas inmobiliarios, que ya tienen sus reservas, temen que la plusvalía descienda. Hay que ofrecerles un estatuto de autonomía real, genuina, de autogobierno, como la que intentó España en los pactos de Monclova, con Cataluña, Galicia, Valencia, el país Vasco. Se raspan muy a menudo, pero funcionan”.

“Hay que hacer reajustes, ya que tiene 50 años la constitución. El modelo lo crearon filósofos anteriores, sólo hay que traerlo. Serían las condiciones de Soledad si acepta  fusionarse con la capital. Daremos un golpe increíble, se formará la ciudad más grande del centro del país en lo político y administrativo. Las decisiones serán tomadas por un cabildo o asamblea. En el tema de los servicios, Pozos ha sido olvidado. Tengo un pequeño terreno donde planeo construir mi casa, para cuando me retire. Soy poceño y no hay servicios. Aunque creció por los negocios de la familia Castañón, está destruido. No hay lineamientos para construir. Olieron ganancias los depredadores. Lo intentaron, espero no tengan éxito nunca. Ahora que sea alcalde, haré todo lo posible para que se mantenga como está, pero con nuevas condiciones”.

Serrato habló de la alcalde de Soledad, Leonor Noyola, atacada en público sin piedad por su jefe Gallardo, por promover para que la suceda, a su hijo Daniel Noyola, por lo que fue condenada al ostracismo. “Es una gran mujer, tiene otros valores, que luego chocaban con los negocios descarnados de algunos. Poco a poco se deterioran las relaciones, ya que el ayuntamiento dejó de ser el granero con el que se maiciaba a todo mundo en el estado. Ahora es mayoritaria en las encuestas, tiene una aceptación muy elevada. Si la comparamos con el diputado federal, Juan Manuel Navarro, no le llega ni si quiera a un tercio de lo que tiene la edil, que ya no la dejarán contender. En una falta de respeto al pueblo, imponer un nuevo cuidandero. Es el momento apropiado para solicitar, se pronuncien en su momento. Lo hagan a través de las elecciones, con un alcalde de Morena, para que hagamos un mandato integral. Cuando dije que maltrataban a Noyola, me referí a que no la dejarán reelegirse. Le achacan que tiene problemas de salud, lo cual no es cierto. Está perfecta. El que está enfermo es su antecesor, Gilberto Hernández Villafuerte”.

“Soledad vivirá el fenómeno de una alcalde popular que no dejarán competir, cuando alcanzó los mismos niveles de Gallardo Cardona. Le cederá la candidatura al diputado federal Juan Manuel Navarro, muy cercano al gobernador, más que el secretario, José Guadalupe Torres Sánchez. Pero Morena va a participar en Soledad con los mejores cuadros que tengamos. No podemos imaginar siquiera, que podemos invitar a Noyola a Morena, por su seguridad. Por su bonhomía, tiene que apechugar. La gente la quiere por su despliegue, sin excesos ni poses. No es que le haga daño al movimiento. Termina un ciclo, pero no se queda contenta, porque la hayan sustituido, con el argumento de promover a su hijo, Daniel Noyola. Pero lo mismo hizo Gallardo Juárez, con el actual gobernador, que a su vez, incentiva a su esposa, la señora Ruth González. Tales fenómenos se valen en su casa, pero en otras no. Es algo que molesta a los electores. Pero también lo vemos como una alternativa, para que Morena muestre sus opciones”.

“Si el candidato es Navarro, los Gallardo corren un riesgo grandísimo, altísimo,  de perder. Pro van defender, cuadra por cuadra, el municipio, que controlen desde hace 14 años. Navarro no dará la pelea ante las opciones que presentará Morena. En Soledad, se puede dar el fenómeno de una intensa guerra política-electoral, palmo a palmo, calle por calle. Es donde va a crujir la maquinaria de los Gallardo, que ocupa más aceite. No lo quieren  aceptar, pero tampoco lo tienen. Les falta otro motor. Navarro debería estar preocupado. A nosotros, los candidatos de Morena, no nos cuestan, no gastan aceite, como las organizaciones de los Gallardo, que son muy caras. O que me desmientan si su trabajo es voluntario. Soledad ha aportado una militancia que se ha extendido a otros municipios y la huasteca sur, Tamazunchale, Matehuala, Villa de Arriaga. Pero cuando peligra la colmena, todas las abejas regresan a defenderla. Es lo que sucederá, porque nadie quiere tener en su territorio una batalla, es por lo que amplían sus fronteras”.

“Los compañeros de Soledad, Guillermo Morales y Carlos Arreola, serían candidato de lujo a la alcaldía. Tienen experiencia administrativa, tablas políticas, cercanía con el presidente López Obrador, el dirigente nacional, Mario Delgado y líder estatal, Rita Ozalia Rodríguez. Poseen una carrera limpia dentro de Morena. A Arreola le puede pesar su apellido, pero como siempre hemos dicho, es de los buenos. Los otros, como su tío, Jorge Arreola y su prima, Paola Arreola, se fueron a Movimiento Ciudadano, al PRI. Nosotros tenemos la mejor calidad. En lo intelectual, son sujetos muy aventajados ambos. En las encuestas aparecen muy posicionados. Le compiten en iguales circunstancias al Verde Ecologista. Cuando registren a Navarro, que no es popular y Morena lance un candidato simbólico, de lucha, como Memo Morales o Carlos Arreola, otro gallo va a cantar. Son perfiles frescos. No son ajenos a la lucha cívica, política, de transformaciones. La joven Elizabeth Torres, de Movimiento Pueblo Libre, en su momento desenvainó la espada. Cargó con la rémora que buscó la gubernatura, Mónica Rangel. Ahora que se dan los mecanismos de juntarse, no dudo que se vuelva a incorporar. En Soledad, el candidato será hombre, por razones de género. Se pondrá interesante la contienda”. 

“Según los estudios que tenemos, los candidatos de los demás partidos están por debajo de Morena. Me voy a concentrar en el triunfo del partido, proponerle a la gente, se incline por las transformaciones, el cambio verdadero, desde el contraste. San Luis no ha vivido el cambio que López Obrador trajo a todo México. No lo ha percibido de primera mano, no sabe cómo es. Claro que segmentos importantes tienen sus pensiones, becas. Pero ignoran los logros que obtuvo cuando fue jefe de gobierno. Luego Sheinbaum lubrica el tema. No hay que centrarnos en el valor mayor o menor que tenga Enrique Galindo o Gilberto Hernández. Es mejor el sentido del cambio verdadero para la capital. Con un ingrediente, reivindicar el humanismo del tabasqueño, que plantea, primero los pobres. El doctor Nava tampoco concluyó la obra, es el momento histórico de hacerlo. Vengo a cerrarlo y crear otro nuevo, para que San Luis se reconcilie, ya que está hecho pedazos. Luego llega un gobernador que no aprecia los símbolos de la potosinidad, ya que carga sus propias imágenes. El choque emocional de los capitalinos es casi depresivo. Hay que devolverles la capital, al incorporar a los vecinos”.

“Conmigo, habrá más mujeres que varones en el gabinete, porque son más valerosas y creativas. Más honradas, el 50-50 lo aplican a regañadientes o no se cumple. Por ejemplo, el gabinete estatal, no es paritario. En la ciudad nos vamos a ayudar mucho, con hombres, mujeres y la diversidad, donde tenemos que avanzar. San Luis no es tan conservador para olvidarse de gente con identidades puntuales. No es una conducta forzada. Como delegado regional en la secretaría del bienestar, tuve un equipo de trabajo, donde solo había 2 varones y 4 mujeres. Me sentía muy cómodo, porque son una potencia, responsables, con ética. Hay que romper tabúes. Cuando enviamos servidores de la nación a Acapulco, Guerrero, por los destrozos del huracán Otis, les pedí que se apuntaran de forma voluntaria. Fueron más mujeres que hombres. Significa que estamos por encima de la lógica machista tradicional. Son mejores en muchos temas. Además, son mayoría social,  para que le jugamos al listo. Por si solas, pueden elegir y gobernar”.

“Habrán de insistir en mis yerros y miserias las van a aumentar. A las alturas de mi vida, soy una largatija muy apedreada. Muchos golpes me vienen guangos, porque se cómo esquivarlos. Pueden mirar los expedientes de los asuntos juzgados y las sentencias cumplidas. Aguantaré vara, es un indicador para saber de qué tamaño miran al adversario. En caso de no ser una alternativa para la ciudad, ni quien se ocupe de mi persona. En el caso del candidato del Verde Ecologista, Gilberto Hernández Villafuerte, se destapó y listo. Luego, por suerte, se encuentra a Gallardo en la plaza de armas. A la mano había un fotógrafo. El aspirante a la alcaldía de la capital, publica en sus redes que se encontró y lo saludó al gobernador, que no publicó ni media placa. Cuando alguien es irrelevante, no importa que se pare de cabeza. Me inventaron un intento de juicio político con unos taxistas, porque les hablé fuerte. Confieso que lo hice, pero con respeto. Dicen que los maltrataba. Más bien, no los dejaba hacer tonterías o me quisieran corromper con los pases de revista. Fui duro e  implacable. Cuando me notifiquen, creo que es un timbre de orgullo, me digan que le grité a un chambón. O que convoqué al orden a un pillo y corrupto. Debe ser medalla, en lugar de un castigo. La secretaría de comunicaciones y transportes es la dependencia más corrompida, después de la de salud. No sólo en la etapa de Mónica Rangel, también de sus antecesores, como Fernando Toranzo. Ocupaba un lugar chiquito, con pocas tareas. No podía creer que fuera tan pútrida. Nos costó un año entero limpiarla”.

“La fiscalía no hace su trabajo, todas las denuncias las firmé y presenté, pero no han movido una pestaña. El titular, José Luis Ruiz Contreras, es el amigo de la pala. Está la querella por el fraude al Metro Red, por 580 millones de pesos. Incluye las estaciones de transferencia y antenas que fueron concesionadas a particulares en forma gratuita. Se violentaron los principios de género en la última convocatoria. Denuncié el tráfico de influencias en finanzas, con la venta de recibos, licencias, falsificado de documentos y no se citó siquiera a un copista o escribiente. Quitaron del cargo al titular de finanzas, Salvador González, por un problema de salud. Lo alarmó mucho un pre infarto. Se estresó mucho cuando le piden de repente mil millones. No tenía de dónde sacarlos. Le dieron un espacio de descanso, pero es un individuo capaz en los temas financieros”.

“Gallardo dijo que Juan Manuel Carreras le dejó un boquete de 20 mil millones de pesos, donde pudo incluir, lo que iba a abonar a la deuda. Hay 15 mil millones documentados como deuda. No estaba incluido el problema de pensiones, lo que sustrajeron a los maestros de telesecundaria, que hasta la fecha batallan. El gobierno federal ya les dio el dinero. También se fueron los más de 2 mil millones de pesos de la Ford. La fiscalía tiene muchas omisiones en temas de corruptelas. Mejor se dedica a perseguir pececillos dorados. El secretario de salud, Daniel Acosta, dijo que su antecesora, Mónica Rangel, se llevó varios cientos de millones de pesos. La secretaría de comunicaciones y transportes, tiene un presupuesto de 68 millones y lo robado supera los 600 millones, con lo que pudieron hacer tres líneas del Metro Red. Sin embargo, las pesquisas no avanzan. No se castigó a los coyotes que falsificaron documentos para concursar en la entrega de concesiones de taxis. Ahora me quieren enjuiciar. Hay mucho por hacer en materia de recuperar lo robado. Cada centavo hace falta”.

“No necesito hacer transas. Como notario, sería rico de forma estúpida, porque se pueden hacer incontables trampas. Vivo en la medianía, con lo que me siento satisfecho. Seré transparente hasta el último peso. Repetiré lo que hizo el doctor Nava. Colgó cada semana o mes, afuera del palacio municipal, habrá un tablero donde rinda cuentas. Pero también lo podremos en línea y podrá verse lo cobrado a cada contribuyente y en qué se usó el dinero. Pero también sabrán el salario de los servidores públicos municipales. Y la ciudadanía note cuánta rémora, pulpo chupador, sigue en la nómina, dejados por políticos anteriores. Sobre todo del PAN, que fueron muy dados a meter un supuesto servicio de carrera, que es una tomada de pelo. No vamos a tolerar que alguien esté sentado para sumar horas nalgas. Lo vamos a poner a recorrer la  ciudad, hacer las verdaderas tareas. Octavio Pedroza fue un presidente chiquito. Enrique Galindo un edil ausente, prefiere que mejor no lo inviten a nada, a que le hagan malas caras. Llevo un trato cordial con el gobernador Ricardo Gallardo, sería un adecuado compañero en lo administrativo. No tengo ningún empacho en hablar de frente. Lo hice como su subalterno, pero también cuando fuimos candidatos”.

“Tampoco tengo envidia de transmitir una idea que funcione, como la Guardia Civil. Fue una propuesta de campaña municipal que la aterrizó el gobierno estatal. Si incorporamos en una gran ciudad a Soledad y la capital, con todas las delegaciones, en un nuevo trato, las inversiones estarán mejor dirigidas. En lo que no estemos de acuerdo, ventilarlo, para que la gente nos ayude a decidir. Por ejemplo si Gallardo decide usar el color verde y yo digo, sea vino, que la gente decida. Empezar a consensar las decisiones. Me imagino una ciudad muy consultada. Usar las herramientas que existen en la ley. Por ejemplo, el tema de Interapas, definir si lo maneja el gobernador o el ayuntamiento. Lo mismo con el sistema de transporte. No basta poner camiones nuevos. No seré un alcalde patiño, ni de broma. Creo que el estado requiere un contrapeso, no un estorbo. Un balanceo de la fuerza social y que aporten su riqueza cada cual. No puedo ser un alcalde sumiso. El carácter me lo impide”.

“A Gallardo le conviene tener enfrente un munícipe que le compruebe, se puede equivocar. Necesita que se lo digan para mejorar. Su semáforo para medir la eficacia del gabinete es una vacilada. Lo creó el secretario de gobierno, José Guadalupe Torres. Se enojó conmigo por el tema de unas concesiones de taxis. La primera se la aguanté. La segunda se la contesté en las redes y un en vivo que hice. No me iba a guardar los atropellos que le hagan al pueblo. Ni las sinverguenzadas que cometen con la capital. Como alcalde no me callaré. Jamás va a ocurrir. No pongo veladoras para ser sumiso ni pacífico. Ni vuelto a nacer. Traicionaría todo lo que creo. Tuve tres grandes maestros, el doctor Nava. El notario uno, Eduardo Martínez Benavente y el licenciado Andrés Manuel López Obrador. A  Pizzuto no lo tuve cerca, porque andaba en el movimiento cuando fue alcalde. Me escupo yo sólo si los deshonro”.

“Como tampoco soy muy cómodo, voy a procurar ser cuidadoso, porque luego se me va la boca. Aclarar cuando sea necesario, pedir disculpas. A veces puedo criticar al titular del ejecutivo sobre sus errores, que me enfadan. Aludir a los diputados, sin mala fe. Lo hago para decirles dónde pueden mejorar. Claro que vamos a contribuir al triunfo de la doctora Sheinbaum. Pero me importa mejorar lo que no funciona. Algo semejante a lo que pasó con la ex primera ministra del Reino Unido, Margaret Thatcher cuando quería ponerle impuestos a los patios. El que tenía era chiquito y feo, pero suyo. Es lo mismo que le hemos dicho a la dirigencia nacional de Morena y la candidata presidencial. San Luis es chiquito, rijoso,  escandaloso, pero es nuestro. Sonrió de noble manera”.

Serrato habló de cómo delimitar las funciones y geografía que le corresponde al ayuntamiento y ejecutivo estatal. Citó el caso del ex munícipe, Alejandro Zapata y el mandatario, Fernando Silva Nieto, “que eran de fiestas. Uno contrató a la acompañante Montana. El otro tiraba flores por el helicóptero. Lo único que pediré es respeto. Si Gallardo me dice que va a administrar el dinero del ayuntamiento, le diré que gracias. La gente decide lo que necesita. El mismo trato exigiré de otros niveles de gobierno. Ahora no se distingue, quien es el primer respondiente. Si la fiscalía no trabaja, entonces usar nuestras instituciones. Le diremos a los síndicos que estén al pendiente. Cuidar la unidad. Al gobernador no le gusta compartir, pero nomás hay un balón y en el partido juegan 22. En la capital no exigiremos nada fuera de la ley. Vamos a introducir un concepto nuevo, el de la capitalidad, relacionado con las molestias que los poderes le causan a la capital. El concepto debe verse reflejado en el presupuesto. La ciudad hospeda a los poderes del estado y no les cuesta un clavo. Pero hacen y deshacen, meten en miles de problemas la gobernanza de la zona metropolitana. Es un concepto novedoso que ya lo usan en Washington, París, América del Norte y Canadá. Y en caso de no gustarles, mudarse a Villa de Guadalupe”.

“El gobierno debe notarse a través de su ayuntamiento, que no es membrete de un anuncio. Ni la competencia de quién pinta mas de rojo o verde. Tales babosadas no van conmigo. No permitiremos que la camioneta de una instancia pública, estatal o federal, se estacione en una boca de bomberos. Es donde se verá el gobierno. Si barren o no el frente de la casa, sean quienes sean. La gente estaría fascinada de colaborar. ¿Cómo vamos a priorizar el argumento de la Cuarta Transformación, de primero los pobres? No habrá muchas repavimentaciones en Carranza, pero sí en Salvador Nava, rio Santiago y periférico, que usamos todos. Las prioridades incluyen  calificar un hecho de sangre y que la primera respondiente sea la policía municipal. No se ocultará nada. Ahora no sabemos lo que pasa con los crímenes. Luego se prejuzga y criminaliza a las víctimas. Tenemos derecho a la ciudad, es una garantía humana que haremos efectiva, con mecanismos de justicia y temas vecinales. Ahora prevalece la barandilla y los moches. Se paga por andar en patrulla o moto. Le pediré  ayuda a la presidenta Sheinbaum, porque el tabasqueño no me tocará un día. Entramos el mismo día la mandataria y yo. Le solicitaré que la Guardia Nacional nos ayude al principio, en lo que desmantelamos el sistema de corruptelas policiaco. No confío en la Guardia Civil Estatal. Ignoro quién sea el actual secretario de seguridad. No resulta garante, porque era de los mandos superiores del ejército. No es de terreno. No me entiende. Se va a notar la diferencia, no porque pinte de un color los postes. Se sentirá la presencia de un gobierno relacionado con la gente, respetuoso de los otros poderes”.

Serrato criticó el desempeño del dirigente nacional de Morena, Mario Delgado, quien “siempre ha tenido actitudes impositivas. Nadie lo eligió. Es por lo que no rinde cuentas a nadie. Lo puso un tribunal, que anda metido en pleitos de 10 millones de pesos. Figuran perros y gatos. Las políticas de alianzas las maneja la secretaria del partido, Citlalli Hernández, por órdenes de la doctora Sheinbaum. Para mí sería un honor, ir coaligados el Verde Ecologista, Morena y Partido del Trabajo. Se que voy a ser el candidato. Si nos encuestan al ex alcalde Gilberto Hernández, al diputado local, José Antonio Lorca y yo, tengo cómo ganarles el sondeo. Lo mismo ocurrirá en Soledad, Matehuala y Valles. En caso de no querer medirse, entonces lo haremos en las elecciones constitucionales. La gente no es tonta, sabe dónde esta la 4T. Conoce el papel que juega Gallardo, hasta dónde ha llegado. Están enterados del papel histórico del Verde y el que juega en la alianza. Los ciudadanos lo perciben. Hubo confusiones cuando la candidata de Morena a la gubernatura fue la priista, Mónica Rangel. El aspirante a alcalde, Xavier Nava, un ultraderechista. El del Verde, yo, un navista- morenista. Metimos en camisa de once varas a la gente. Ahora todo quedó muy claro. La 4T es Morena. No necesitamos inventar deslindes. Nuestra candidata es la doctora Sheinbaum. Soporten, porque vamos a ser mayoría. Y si en un acto hay alguien con una playera verde, el logo del pollo y agarre a sillazos a otros, quedará evidenciado”.

“Cuando Sheinbaum fue pre candidata a jefa  de gobierno de Morena, su ex ayudante, Héctor Serrano, se fue con la adversaria, Alejandra Barrales. Ahora, el que hacía labores de espionaje, es el dirigente estatal del PT. Tiene un cerrado aparato del ejercicio del poder. Pero no todo le va a funcionar. Su partido alcanza un punto porcentual. Carecen de estructura. Tiene mecanismos de escucha. Su estilo es el de los sillazos. No aparece, está disfrazado, embozado. Por conducto de La Noticia, le digo al gobernador, no es una positiva compañía. No es correcto los vean juntos. Sólo le aporta más sombras, de las que ya tiene propias. Y si algo le debe en lo político, lo deje contender. Lo ponga en la lista número uno del Verde Ecologista a nivel federal, para que regrese a la cámara. O en en lo local, para que dirija la minoría, porque nosotros tenemos la mayoría. Serrano es pernicioso. Si el gobernador le extiende su aprecio, no lo conoce. Lo va a meter en un grave problema”.

“La doctora Sheinbaum busca sumar. Las expresiones de violencia que se dieron en el salón Chicago´s, circularon por todo el país. Tuvieron culpa los organizadores. Creímos que todos son proactivos, pero no. También hay pelusa. Las abejas van a la miel, pero también las moscas. La aspirante a la presidencia ha mantenido una suerte de equilibrio en todo el proceso de pre campaña. Pero cuando sea candidata, habrá definiciones, ya que es de Morena. Va a respetar al Verde, porque han ayudado a votar las reformas, pero no va a pagar cuentas excesivas. Sólo lo que vale cada cuenta y servicio. Analizar si cumplieron o generaron problemas. En Coahuila, el PT y Verde le ponen trabas a Armando Guadiana. Tomó nota puntual donde hay actos que impiden el avance de las transformaciones. Le entregaron el estado al PRI de los Moreria. En San Luis, buscan endosar la alcaldía a la derecha, otra vez. Por fortuna, existe Morena”.

“Estoy seguro, se tomará la decisión correcta. Hay otro factor, que no es secreto. Nuestro referente nacional en el equipo de trabajo, es la secretaria de seguridad, Rosa Isela Rodríguez. Tal vez, la mujer más poderosa del país en los actuales momentos. Conoce las circunstancias, pasado, triquiñuelas y excesos de Héctor Serrano. Antes fue secretaria de gobierno en el primer tramo del mandato de Claudia Sheinbaum, al frente de la alcaldía de la Ciudad de México. Si alguien les estorbó y tuvo que salir disfrazado, fue Serrano. No es casual haya venido a San Luis, atractivo para la controversia. Pero la funcionaria enseñó parte del armamento, cuando elegimos a Rita Ozalia Rodríguez como dirigente de Morena. A ver, que Héctor Serrano se anime a ningunearla, como lo hizo con Sergio Serrano. Elegimos como secretario del partido a Guillermo Morales, el hombre más cercano al ex delegado de la secretaría del bienestar, Gabino Morales. El secretario de organización y encargado de la estructura de la doctora Sheinbaum es Mario Godoy Ramos. Si su nombre no le dice nada a Héctor Serrano, es un presuntuoso, de que va a salir impune. Pero de los mismos apellidos es la fiscal de la Ciudad de México, Ernestina Godoy, que le tiene abiertas carpetas para llenar un cuarto. Está a punto de ratificada. Son factores que juegan a la hora de pretender atropellar al morenismo local”.

“Desde ahora me pronuncio por la secretaria de seguridad. Me parece una gran candidata a la gubernatura. Si nos toca que sea varón, creo que Gabino Morales es un gran referente, después de ser senador. Rosa Isela Rodríguez sería una mandataria de lujo, del más alto nivel que pueda tener San Luis, desde Antonio Rocha, que fue ministro de la corte. El secretario de gobierno, José Guadalupe Torres Sánchez ya se apuntó, pero hay estratos. No está ni cerquita de tener la competitividad de Rodríguez. Al ex líder de la CTM, Fidel Velázquez, le preguntaron si el entonces senador, Javier García Paniagua, era el tapado, en lugar de José López Portillo. Torres se destapó sólo, pues vuélvase a cubrir mijo, porque hace frío. Le reconozco capacidad jurídica y política. Tiene mi respeto, aunque no sea recíproco. Pero le falta un tramo por recorrer. Fue un error que Gallardo no lo dejara competir por un cargo. También había vetado al secretario de desarrollo social, Ignacio Segura, al que luego le dio permiso de inscribirse al senado. Al otro no. Hay favoritos de dios”.

“Las ferias le cuestan bastante dinero a los potosinos. Me tocó verlo como secretario de estado. Muchos asuntos de capital importancia, los desahoga Torres Sánchez, de los que no se entera su jefe. En las primeras reuniones para organizar los festejos, nunca faltó. Lo mismo el funcionario de más bajo nivel. Los potosinos merecen todas las tertulias del mundo, pero retomo el ejemplo de la casa y las goteras. Primero está lo primero. Hay que definir si queremos dedicarnos al sector automotriz, ser un centro educativo nacional, médico, un atractivo turístico. Sacar a otras partes el Xantolo, que alude al día de muertos, me pareció acertado. Sin embargo, las ferias son para exponer a la ciudad, no tener restaurantes, una gran cantina ni grupos musicales fuereños. En Europa, ocupan a los artistas del pueblo, para que los conozcan los visitantes. Hay muchos detalles en los que no se entiende, privilegiar a los pobres. En las zonas metropolitanas, preferimos al automóvil particular. Le di a Gallardo un plan completo del transporte público masivo, ordenado, eficiente y prefirió gastar 600 millones de pesos en dos puentes. Uno de los cuales, comprobó su ineficacia vial, a los tres días de inaugurarlo. ¿Son necesarios los adornos que les puso?”

“Hay necesidades primarias insatisfechas en la zona metropolitana. Existe una colonia en el poniente, que tiene un rio artificial de agua potable, que funciona día y noche. Y en una línea recta de 11 kilómetros, rumbo a Peñasco, un pequeño grupo de casas que viven peor que en Haití o Etiopía. ¿No es mejor un gasto humanitario en la gente más pobre y vulnerable? ¿Defender a nuestras mujeres de la violencia? ¿A los obreros, darles óptimas condiciones y horarios de traslado? No hacer ciclovías a lo pendejo, como las ejecutó Xavier Nava o su tío, Horacio Sánchez Unzueta, rumbo a Mexquitic. Deben ir en medio. No logran entender que una despensa salva el momento, pero continúa el problema que dio lugar a que una familia la necesite. Tal vez porque el trabajo es mal pagado, con horarios infames. Tienen más gastos con rentas excesivas y cero oportunidades. Las inversiones públicas no atraen la mano de obra potosina, prefieren empresas foráneas, subcontratadas. La única política pública es repartir despensas. No entienden el problema. No hay investigaciones de nada, tenemos mucha inseguridad. Un 95% de los delitos de cuello blanco, que afectan a la gente, siguen impunes”.

“La ciudad no se ocupa de cuidarnos, pero sí de multarnos. El gobernador firmó con la secretaría del bienestar, el programa para ayudar a las personas con discapacidad, en marzo del 2023. Se propuso que fuera universal, con el apoyo del mando federal, que aportaría la mitad. Se hicieron los censos, inscripciones. Iba a costar 600 millones. Incluir a todas las personas, de cero a 64 años. Tenemos las tarjetas de los interesados, desde el primer día de octubre. Las guardan en las bóvedas de la delegación. No se han entregado a los beneficiados, porque el gobierno estatal no ha entregado su parte, 300 millones. Al final dijo que sólo iba a poner 100 millones, pues no tenía más. ¿Cuánto cuesta la llamada Arena Potosí?, 500 millones de pesos, dos años de programas para discapacitados. O tres, administrados con eficacia. Es a lo que me refiero, con aliados que no entienden, lo que significa atender a los pobres. La persona con problemas físicos, no tienen oportunidades laborales. Otro dato, ¿cuánto dinero destinó a puentes y vialidades, en los primero dos años de gobierno? Fueron 5 mil millones de pesos. ¿Saben cuánto cuesta sanar a gente y equipar al hospital central, para que quede al full? Menos de mil millones de pesos”.

Comments

comments

La Noticia PAN política PRD PRI revista revista La Noticia San Luis Potosí Serrato no permitirá que Gallardo Cardona tenga injerencia en el manejo de la hacienda municipal ni en el programa de obras slp

Comments

comments