Los testaferros electorales y políticos de Gallardo Cardona

15 mayo, 20248:28 pmAutor: Juan Pablo MorenoCapital Destacada Municipios Noticias Opinion

En un alarde de avaricia pol√≠tica y nepotismo electoral, el gobernador Ricardo Gallardo Cardona apunt√≥ por el Verde Ecologista, a su padre, el ex alcalde de Soledad y la capital, Ricardo Gallardo Ju√°rez, como suplente de diputado federal por la segunda circunscripci√≥n. Aparece en el tercer sitio de aspirantes. Lleva de titular al ‚ÄúJuanito‚ÄĚ o prestanombres, Omar Alejandro Acosta Ornelas, que se desempe√Īa como delegado regional de la secretar√≠a de desarrollo social. El pap√° carga acusaciones penales por desfalcos superiores a los 3 mil millones de pesos, formuladas por el ex edil Xavier Nava Palacios. No procedieron por el contubernio que ten√≠an con el entonces mandatario, Juan Manuel Carreras L√≥pez, que los us√≥ como mapaches para tejerle un fraude de estado a su oponente del PAN, Sonia Mendoza, que ahora busca ser alcalde de San Luis.

Tambi√©n registr√≥ como candidata de mayor√≠a al senado a su c√≥nyuge, la presidenta estatal del DIF, Ruth Gonz√°lez Silva. Temeroso de llevarse un rev√©s, en las redes sociales se dijo que pudo pagar 100 millones de pesos para colarla adem√°s en el segundo lugar como plurinominal, despu√©s del due√Īo de la franquicia del Verde, Manuel Velasco. Gallardo y Gonz√°lez est√°n implicados en un peculado por 700 millones de pesos, seg√ļn investigaciones de la Unidad de Inteligencia Financiera. La funcionaria le compr√≥ sin licitar, m√°s de mil 500 millones de pesos en despensas con sobrecostos a la firma Presucap, acusada de manejos fraudulentos en otras partes del pa√≠s. Las que oferta Cotsco son m√°s baratas y de mejor calidad. Igual que su esposo, varios sindicatos la acusaron de prepotente y arbitraria, por correr de manera il√≠cita de la dependencia que maneja, a varios trabajadores, a los que dej√≥ sin ingresos y servicios m√©dicos, lo que tambi√©n impact√≥ a sus familias.

La han denunciado por amenazar a sus simpatizantes de quitarles las becas y programas sociales, en caso de no acompa√Īarlo a los m√≠tines a donde asiste. El portal Latinus, que dirige el reportero Carlos Loret, la ironiz√≥ por su nula trayectoria pol√≠tica. La mayor parte del tiempo lo ocupa en llevar los hijos a la escuela y limpiar los excrementos de sus perros. Lo cierto es que de manera arbitraria, fue titular del DIF en los 6 a√Īos que se desempe√Ī√≥ como  alcalde de Soledad, el t√≠tere Gilberto Hern√°ndez Villafuerte. En los hechos, fue la edil de facto. Reparti√≥ la mayor√≠a de las obras p√ļblicas al contratista √ďscar Compe√°n, que cumple tambi√©n funciones de socio y prestanombres. Sin tener una agenda legislativa concreta, se dedica a prometer caminos y cl√≠nicas, por lo que ha sido tildado de ignorante. El  jurisconsulto Luis Gonz√°lez le restrega cada rato, las funciones de una senadora. Como no goza de las simpat√≠as de la candidata presidencial Claudia Sheinbaum, coludido con su esposo, atacan sin piedad a la adversaria de Morena, Rita Ozalia Rodr√≠guez, a la que buscan dejar fuera de la contienda. En la √ļltima cita celebrada en Valles, las enardecidas huestes de Gallardo le gritaron altisonantes, en coro, ¬°fuera, fuera!, cuando se dispon√≠a hablar. La ambientalista la reivindic√≥, amable y solidaria. No obstante emprender un proselitismo adelantado y dilapidar enormes sumas en espectaculares y anuncios en redes sociales, Gonz√°lez no impacta en el electorado. Sus propios seguidores la desconocen. Aunque Gallardo respalda celoso a la candidata a la alcald√≠a de la capital, Sonia Mendoza, que le podr√≠a estorbar en sus maquinaciones transexenales, en los espacios donde se presenta, los oradores exaltan con furor a Gonz√°lez, que capta todos los reflectores. Es por lo que Rita Rodr√≠guez exigi√≥ al Instituto Nacional Electoral, le fiscalice los gastos ante las presunciones s√≥lidas de haber rebasado, con excesos, los topes de campa√Īa.   

Un caso extra√Īo lo constituye el ex secretario de desarrollo social y regional, Ignacio Segura Morquecho, al que su jefe trata con la punta del pie. No obstante manejar m√°s de 2 mil millones de pesos de manera arbitraria, enemigo ac√©rrimo de la transparencia, se presta a los despilfarros de su prepotente capataz, que se ha convertido en el proveedor y contratista n√ļmero uno de San Luis. Es el principal surtidor de despensas, √ļtiles escolares, zapatos, uniformes, cobijas, electrodom√©sticos, pinturas verdes, tortillas y garrafones de agua. Cuando no pudo concretar que Pozos se convirtiera en el municipio n√ļmero 59, Gallardo lo crucific√≥ en p√ļblico. Lo conden√≥ al ostracismo pol√≠tico, sin importarle que antes lo promovi√≥ como posible aspirante a la alcald√≠a de la capital. En cualquier acto p√ļblico, lo vendi√≥ como s√≠mbolo sexual. Quiz√°s para vetar a sus otrora c√≥mplices que le ayudaron a conseguir la gubernatura, Gabino Morales y Leonel Serrato, decidi√≥ usar a Segura como candidato al senado, por Morena, con el claro prop√≥sito de sacrificarlo. No le aporta un centavo para que haga campa√Īa. No se le conoce un espectacular en alg√ļn punto de la ciudad. No se le mira tocar puertas o entregar alg√ļn simple volante. Se constri√Īe a estar a un lado de la candidata presidencial, Claudia Sheinbaum, en las ocasiones que visita la entidad. A pesar del trato vil, estoico, soporta las ofensas de su inhumano mecenas, que antes lo ocup√≥ de chofer. Luego lo hizo dirigente estatal del PRD, donde cometi√≥ latrocinios por 15 millones de pesos, sin ser castigado. Cuando el delegado nacional, √Āngel √Āvila, busc√≥ quitarlo sin avisarle, para instalar un mando colectivo, Segura pudo ordenar una hueviza contra sus relevos, Juan Jos√© Ruiz y Pedro Olvera, atacados al salir del hotel Panorama, por un grupo de mujeres rabiosas, encabezadas por la entonces regidora, Ana Rosa Pineda Guel, actual candidata a diputada local por el quinto distrito.

Otro candidato a senador es el dos veces alcalde de Soledad, Gilberto Hern√°ndez Villafuerte, la marioneta preferida de Gallardo Cardona. En su etapa de edil, fue un simple firmador de cheques, ya que el poder tras las cortinas lo ejerci√≥ la oportunista presidenta del DIF, Ruth Gonz√°lez, que se encarg√≥ de repartir los contratos de obras p√ļblicas a socios y prestanombres de su esposo, el actual mandatario. Fue acusado de golpear a la activista Elizabeth Torres, hija del dirigente de Movimiento Pueblo Libre, Pedro Torres y al litigante Ra√ļl Paul√≠n, quien defendi√≥ a los carretoneros, obligados a comprar a motonetas para recolectar la basura, sin estudios t√©cnicos previos. Hern√°ndez fue criticado por gastarse en el 2019, casi 100 mil pesos en servicio postal y tel√©grafos, cuando existe el internet. Nunca quiso informar a qu√© empresa contrat√≥ y compr√≥ veh√≠culos y patrullas para el ayuntamiento. Hay fundadas sospechas que las adquiri√≥ en Creativa Motors, cuyo due√Īo es su jefe, que obliga a todos los colaboradores, le compren costosas unidades. Una forma de agradecerle que los meti√≥ a la n√≥mina. En el 2018, la Auditoria Superior del Estado lo ubic√≥ con un bajo nivel en el control de las finanzas, al otorgarle 17 de 100 puntos en eficacia. Tuvo un d√©ficit negativo por m√°s de 23 millones de pesos. Fue acusado de invertir en una cuenta individual, m√°s de 21 millones provenientes del ramo 33, para generar intereses que no report√≥. En el 2020, le reclamaron casi 50 millones de pesos por meter a la n√≥mina, 390 plazas no autorizadas en el tabulador. Es decir, aviadores. Cuando varios agentes despedidos de manera arbitraria lo siguieron para que los atienda, orden√≥ a otros polic√≠as, los detengan, ya que estaban en una √°rea privada, cuando se trat√≥ del estacionamiento municipal. 

Hern√°ndez pas√≥ desapercibido como diputado federal, ya que casi nunca subi√≥ a tribuna. Tuvo un mediocre desempe√Īo. Con el prop√≥sito de hacerlo el primer alcalde de Pozos, Gallardo lo mand√≥ meses antes a vivir a la zona. Por actuar con chicanas en el plebiscito y recolectado de firmas, fracas√≥ el prop√≥sito. Luego busc√≥ convertirlo en edil de la capital. Durante varios meses, encabez√≥ incontables actos p√ļblicos, posadas navide√Īas, inauguraciones de obras. Todo fue in√ļtil. Fue desplazado por la diputada federal, Sonia Mendoza, ungida por los due√Īos de la franquicia del Verde Ecologista a nivel nacional, Jorge Emilio Gonz√°lez y Manuel Velasco. Otra vez su patrocinador lo rescat√≥ al empujarlo como aspirante a una curul en el senado. Enfermo de diabetes, provocada por hacerse una cirug√≠a de la manga g√°strica, Hern√°ndez adelgaz√≥ en extremo. Semeja un fantasma. Sus detractores reclaman que alguien le diga, ya feneci√≥. Apenas tiene √°nimos para hablar. Es por lo que se ha convertido en una sombra de su tambi√©n jefa, Ruth Gonz√°lez, la que le permite estar a su lado en las tareas de propaganda. Sin los √°nimos f√≠sicos para hacer grandes y extenuantes recorridos, parece que Hern√°ndez busca redactar prematuro, su epitafio pol√≠tico.   

La candidata del Verde Ecologista a la alcald√≠a de la capital es la diputada federal con licencia, Sonia Mendoza D√≠az. Fue s√≠ndica, diputada local, federal, senadora y candidata a la gubernatura en el 2015 por las siglas del PAN. Se quej√≥ de sabotajes internos y de un fraude electoral de estado, cometido por su contrincante del PRI, Juan Manuel Carreras L√≥pez, quien contrat√≥ los servicios del oscuro dueto integrado por los ex alcaldes de Soledad, Ricardo Gallardo Ju√°rez y Ricardo Gallardo Cardona, que rellenaron urnas antes de iniciar las votaciones, coludidos con funcionarios del Consejo Estatal Electoral. Su cronista, consejero, confesor y ariete pol√≠tico, Jes√ļs Rafael Aguilar Fuentes, alias ‚ÄúEl Chiquil√≠n‚ÄĚ, a los cuatro vientos propag√≥ que las boletas usadas para el atraco, se elaboraron en la imprenta del ex secretario de gobierno y brazo derecho de Carreras, el ex diputado local, Alejandro Leal Tov√≠as. En las elecciones estatales del 2021, Mendoza pronostic√≥ la derrota de su correligionario, Octavio Pedroza. Fue batido por Gallardo Cardona, quien la hizo diputada federal por el Verde Ecologista. Pero en el registro de Mendoza, la abandon√≥. Toda la estructura partidista la concentr√≥ en el acto protocolario del abanderado a la presidencia municipal de Soledad, Juan Manuel Navarro, alias ‚ÄúEl Chicles‚ÄĚ. La figura que Gallardo promovi√≥ meses antes, fue el ex diputado federal, Gilberto Hern√°ndez Villafuerte, al que tambi√©n busc√≥ sin √©xito, hacer el primer edil de Pozos. Los colaboradores cercanos de Mendoza sostienen que fue impuesta desde M√©xico por el verdadero due√Īo de la franquicia, Manuel Velasco. La matehualense adquiri√≥ por √≥smosis el repudio que las bases de Morena tienen hacia Gallardo. Tampoco la observa con agrado, la militancia panista, por su convenenciero bandazo. Aunque la impulsa la alianza Verde-Morena y Partido del Trabajo, su lucha se torn√≥ aislada e incierta. En el supuesto caso de que ganara, se convertir√° en una de las aspirantes naturales a buscar otra vez la gubernatura, lo que no conviene a Gallardo, que pretende heredarle la estafeta a su c√≥nyuge, Ruth Gonz√°lez Silva, a la que apunt√≥ en la vertiente de minor√≠a y mayor√≠a para lograr una curul en el senado.

El candidato a la presidencia municipal del Verde Ecologista en Soledad, es Juan Manuel Navarro, alias ‚ÄúEl Chicles‚ÄĚ, quien tuvo un desempe√Īo irregular como diputado federal. Es el testaferro que acompa√Īa a todas las inauguraciones de obras p√ļblicas a Gallardo Cardona. Tiene la encomienda de cobrar los sobornos a los privilegiados contratistas y prestanombres que reciben los convenios m√°s jugosos de los trabajos que se ejecutan sin concursar. Est√° coludido con la secretaria de desarrollo urbano y vialidades, Leticia Tinajero, quien oculta los montos y nombres de los proveedores favorecidos. Se ha ventilado que no tiene el carisma para ganar. Todo lo contrario a la edil con licencia, Leonor Noyola, a la que su jefe castig√≥ cuando promovi√≥ para sucederla a su hijo, Daniel Noyola. En p√ļblico la conden√≥ al exilio, pero luego la rescat√≥ para hacerla candidata a diputada federal plurinominal, en el segundo lugar de la circunscripci√≥n. Busca blindarla por un presunto desfalco que supera los 2 mil millones de pesos en obras caras y deficientes, como el falso puente colgante de Quintas de la Hacienda y las ampliaciones del bulevar r√≠o Santiago, que se habr√°n de conectar con la carretera 57, donde su jefe cotiz√≥ el kil√≥metro de concreto hidr√°ulico en 200 millones de pesos. Un aut√©ntico robo en despoblado.

Navarro tiene la consigna de ocultar los desfalcos de Noyola, que tambi√©n destin√≥ cantidades millonarias para remodelar el lienzo charro Hermoso Cari√Īo, cuyo due√Īo es el gobernador, que aprovecha el programa de la Feria Nacional Potosina para incluir el ruedo, donde cobra las entradas, vende comida y cantidades industriales de cerveza. Es el beneficiario absoluto de las ganancias. Navarro es uno de los t√≠teres favoritos de Gallardo. Podr√≠an tener problemas legales y financieros cuando se descubra que no realizaron licitaciones nacionales e internacionales de obras que superan los 500 y mil millones de pesos. Navarro tambi√©n es un incondicional del ex alcalde de la capital, Ricardo Gallardo Ju√°rez, que lo hizo director de desarrollo social. Luego candidato a diputado local, donde lo bati√≥ su opositora, la inexperta Paola Arreola. Culp√≥ de su derrota al regidor de la capital, Gerardo Guti√©rrez Turrubiartes, al que agredi√≥ a golpes. Con el creciente desprestigio de su mecenas y el c√ļmulo de corruptelas cometidos por sus compa√Īeros, se estima que no podr√° sacar m√°s de 30 mil votos. Podr√≠a ser superado por su contrincante de Morena, Juan Carlos Vel√°zquez, al que los Gallardo, en las cuatro veces que ha buscado la presidencia municipal, lo han doblegado con ataques f√≠sicos violentos y descarados fraudes electorales.

El candidato a diputado federal por el segundo distrito es Jos√© Luis Fern√°ndez, alias ‚ÄúEl Chiquis‚ÄĚ, al que Gallardo us√≥ de canal para imponer su agenda legislativa, que fue aprobada sin objeciones. Le encarg√≥ el fallido tema de crear un nuevo edificio para el congreso estatal, donde iban a malversar m√°s de 300 millones de pesos. Se ubicar√≠a a un lado del adefesio conocido como Arena Potos√≠, que nadie solicit√≥ al gastal√≥n mandatario. Al menos se iban a quedar con la mitad de lo previsto. Fern√°ndez se encarg√≥ de desbaratar un comit√© que vigilara el destino de los fondos por m√°s de 2 mil millones de pesos, de los terrenos que desech√≥ la trasnacional Ford. Obtuvo las calificaciones m√°s bajas a su desempe√Īo por el organismo c√≠vico, Congreso Calificado. Comparti√≥ la dirigencia estatal del PRD con Ignacio Segura Morquecho. Ambos fueron denunciados por desaparecer 15 millones de pesos de la partida asignada. El tribuno Leonel Serrato, exigi√≥ no votar por los candidatos del Verde Ecologista y Partido del Trabajo, que postula a criminales, corruptos, enmascarados y farsantes, como Fern√°ndez, cuyo gran m√©rito fue ser apenas cadenero del antro de negra fama, El Mandar√°, donde el Cartel de los Zetas se divert√≠a a sus anchas. Seg√ļn el ex comandante de la Polic√≠a Judicial estatal y federal, Julio Alfredo Ceballos Alonso, Mart√≠nez se encargaba de conseguirle a los matones, mujeres de la vida galante. Se hizo famoso por lanzar a sus contrincantes pol√≠ticos cabezas de cerdo. El en trienio del alcalde de Soledad, Ricardo Gallardo Ju√°rez, un colaborador del gabinete, que ten√≠a apellidos alemanes, se confront√≥ con Mart√≠nez, por llevarlo a medir terrenos que pertenec√≠an a pandillas violentas. Luego enferm√≥ de s√ļbito y para la ma√Īana siguiente, ya hab√≠an cremado sus restos. Tal vez porque su jefe no lo apoy√≥ con dinero para la campa√Īa, de repente, en plena etapa electoral, anunci√≥ su regreso al poder legislativo, quiz√°s para conseguir recursos frescos. Gallardo Ju√°rez cada rato lamenta que Fern√°ndez est√© a un lado de su hijo, ya que lo llena de desprestigio.         

El candidato a la alcald√≠a de Matehuala por el Verde Ecologista es Alejandro Segovia, ‚ÄúEl Jano‚ÄĚ, compadre, socio y prestanombres de Gallardo. Con el pretexto de que su principal enemigo, el edil panista con licencia, Iv√°n No√© Estrada Guzm√°n, estaba implicado con un cartel de secuestradores, se convirtieron en fiscales y jueces para destituirlo con un aut√©ntico golpe de estado. Aunque se nombr√≥ como edil interino a Franco Coronado, el mun√≠cipe de facto es el tambi√©n diputado federal, al que el mandatario surte con miles de despensas y recursos estatales, para hacer obras e ilegal proselitismo, que le permitan ganar los pr√≥ximos comicios. Lo han acusado de ser el principal c√≥mplice de pandillas criminales, que arribaron al altiplano en la primera vez que gan√≥ el ayuntamiento. Gallardo ha favorecido con m√°s de mil millones de pesos a las constructoras ligadas a Segovia como Coedessa, donde aparecen de socios, los hermanos Juli√°n Espinoza S√°nchez y Rafael Espinoza S√°nchez. Otra es Triturados, Asfaltos y Construcciones El Palmar. La integran Sonia Mendoza Zavala y su hija Sonia Paloma Espinoza Mendoza, c√≥nyuge e hija de Rafael Espinoza S√°nchez, directivo de Coedessa. La tercera beneficiada es Caminos y Pavimentos de Matehuala, donde est√° como socio Rafael Espinoza S√°nchez. Les dieron los arreglos del parque Tangamanga uno, la cuestionada Arena Potos√≠, Presa del Peaje y los fraudulentos trabajos de la Red Metro, donde ganaron m√°s de 30 millones de pesos por intervenir en el tramo 2 del carril confinado, del eje 124 al 128. Por las corruptelas en los trabajos, fue detenido el ex titular de obras y vialidades, Leopoldo Stevens Amaro y el ex diputado local panista, Rolando Hervert, quien en la campa√Īa por la gubernatura de Octavio Pedroza, como orador central, llam√≥ a Gallardo delincuente, asesino y mafioso. Segovia, con sus estilo violento, hostiga a la militancia de Morena para que lo apoye, sin importarle que lo repudian.  

                Dado que lo protege un amplio sector de militares, con los que hace turbios negocios y comandar la pandilla criminal de los Talibanes, al inicio de su mandato, el alcalde de Rioverde, Arnulfo Urbiola Rom√°n, se confront√≥ sin el m√≠nimo miedo con Gallardo Cardona, quien tajante, le orden√≥ dar el bandazo del PRI al Verde Ecologista. El sospechoso transportistas se hizo el desentendido, hasta que el fiscal Jos√© Luis Ruiz Contreras, le mostr√≥ los expedientes de una de sus contadoras, que fue secuestrada. Luego su cad√°ver apareci√≥ en una de las comunidades de Guadalc√°zar. Otra de sus empleadas, que us√≥ para atacar a los opositores en tiempos electorales, que le conoce todas sus piller√≠as, huy√≥ ante el temor de ser eliminada. A salto de mata, cuenta historias de terror al que quiera escucharla. Ha externado que si agrupaciones no gubernamentales la protegen, se para en la plaza p√ļblica del municipio y relata la vida oculta de Urbiola, que al irrumpir en las filas del Verde Ecologista, gener√≥ un amplio rechazo de las bases, que impulsaron como candidato fallido al dirigente del comit√© municipal, Rodrigo Castillo, que termin√≥ como suplente del abanderado a diputado federal, √ďscar Bautista. En caso de ganar, lo invitar√°n al gabinete, para que el encargado de cobrar impuestos en la zona media, asuma la curul.

No obstante traicionar a los partidos coaligados que lo hicieron ganar, Urbiola no se ha sometido de manera total a Gallardo, al que imita su estilo arbitrario de mando. No licita las obras, que tienen sobreprecios y son de mala calidad. Sus principales socios o prestanombres, son el inmigrante Jos√© de Jes√ļs Medina Galv√°n y su pareja sentimental, Rosa Elena Maldonado Salazar, que radica en Estados Unidos. Urbiola ejecuta las obras y las factura a trav√©s de sus alfiles, lo que le permite ganarse lo que se le antoja. Incluso le entreg√≥ a Bautista algunos drenajes y pavimentaciones, sin tener experiencia t√©cnica. Ante su rebeld√≠a constante, Gallardo orden√≥ a su incondicional, Ignacio Segura Morquecho, encargado de la agenda pol√≠tica del Verde Ecologista en la zona media, girar instrucciones devastadoras: votar s√≥lo por la candidata al senado, Ruth Gonz√°lez y la ambientalista Claudia Sheinbaum. Darle la espalda a Bautista y al mismo Urbiola, al que han corrido de varias comunidades, como Plazuela, por destruir caminos, al explotar minas de piedras contaminantes.

El edil que busca reelegirse, teme perder ante el abanderado de Movimiento Ciudadano, Leobardo Guerrero, que goza de amplias simpat√≠as en todos los sectores sociales. Tambi√©n le puede dar un susto el registrado por el PRI, PAN y PRD, Jos√© Luis Castillo, ‚ÄúEl Guti‚ÄĚ, con vasto respaldo en el sector empresarial. El consejero electoral de MC, Daniel Garc√≠a Lim√≥n, impugn√≥ a Urbiola y sus aliados, Isa√≠as Rivera, Rosa Mar√≠a Huerta, Edgar Alejandro Narv√°ez Gonz√°lez y Claudia Elena Ju√°rez Iga, por no renunciar un a√Īo y medio antes a los partidos que los postularon antes, PRI, PRD y Conciencia Popular, para aterrizar en el Verde Ecologista, Morena y Partido del Trabajo. Se sabe que en la anterior contienda, Urbiola tuvo que comprar 2 mil votos para derrotar a su opositor del PAN, Sergio Gama, al que atac√≥ adem√°s a trav√©s de una entrevista dada por el controversial l√≠der de grupos criminales, H√©ctor Izar Castro, que lo acus√≥ de recibir dinero del narco para construir una mansi√≥n en la calle Quezada. Ahora necesita 5 mil sufragios para derrotar a Guerrero, que no permitir√° le hagan la m√≠nima chicana, ya que tiene el respaldo de los panistas a trav√©s del fact√≥tum, Ram√≥n Torres Garc√≠a, que busca reelegirse como diputado local. Se neg√≥ a competir por la alcald√≠a, ante el temor de que las fuerzas oscuras de Urbiola, lo desaparecieran.

En Valles pretende repetir en el cargo, el contratista David Medina Salazar, que junto con su hermano, Jes√ļs Medina Salazar, fueron denunciados por el ex diputado federal de Morena, Ricardo del Sol Estrada, por fraudes que superan los 3 mil millones de pesos en obras que consiguieron por sobornos en la Secretar√≠a de Comunicaciones y Transportes. La coyuntura la aprovech√≥ Gallardo Cardona para obligarlos a que le financiaran la campa√Īa y se cambiaran del PAN al Verde Ecologista. Amag√≥ meterlos a la c√°rcel por dejar inconclusos los trabajos en la presa La Maroma, donde cobraron m√°s de 200 millones de pesos. Adem√°s, aprovech√≥ para tumbar el arco de las Tres Culturas, que durante 20 a√Īos, se encontr√≥ a la entrada del municipio, un s√≠mbolo de las razas aut√≥ctonas Pame, N√°huatl y T√©nek. No consult√≥ a la ciudadan√≠a, menos al entreguista edil. Sin licitar, cobr√≥ 25 millones de pesos por colocar armatostes de acero, similares a los que coloc√≥ en el acceso a los parques Tangamanga, que apenas cuestan 2 millones.  Por el deficiente compactado del pavimento, uno de los carriles se inund√≥ con los primeros chubascos. Medina tuvo un desempe√Īo mediocre. Le copi√≥ el estilo a su instructor, al remodelar el antiguo libramiento. No obstante los elevados costos, se tuvo que recomponer tres veces en un a√Īo, por el deficiente concreto. Lo mismo ocurri√≥ en la avenida que conduce al ingenio Plan de Ayala. Medina encubri√≥ a uno de sus cercanos colaboradores, el auxiliar administrativo en el √°rea educativa, C√©sar Rodr√≠guez Rivera, acusado de asesinar a balazos al beisbolista oriundo del ejido Laguna del Mante, Pedro Daniel Cedillo S√°nchez, adem√°s de  herir a su hermano Delfino Cedillo, despu√©s de terminar un partido de beisbol en la colonia La Diana. Para el inicio de la campa√Īa reeleccionista, amenaz√≥ con despedir a los empleados municipales y beneficiarios de las becas y programas estatales si se niegan a acompa√Īarlo. Puede morder el polvo ante el empuje del controvertido industrial Jos√© Luis Romero Calzada, ‚ÄúEl Tecmol‚ÄĚ, que hace 3 a√Īos, en la contienda por la gubernatura, en Valles, logr√≥ 100 mil votos, por el estilo sui generis de promoverse. Tambi√©n lo puede doblegar el candidato del Partido Encuentro Social, Juan Jos√© Ortiz Azuara, que ya fue edil antes. Todav√≠a tienen muchos seguidores.

Despu√©s de ser dos veces diputado local y dos ocasiones legislador federal por el PRI, el pragm√°tico veracruzano, √ďscar Bautista Villegas, opt√≥ dar el brinco al Verde Ecologista, apadrinado por el secretario de gobierno, Jos√© Guadalupe Torres S√°nchez, alias ‚ÄúBrad Pit o U√Īas Largas‚ÄĚ, con el que hizo equipo para sobornar alcaldes a cambio de aprobarles las cuentas p√ļblicas, en el tiempo que ambos fueron legisladores. Experto en enga√Īar a los productores, a los que arrebat√≥ impune, cr√©ditos para conseguir tractores o instalar invernaderos, con triqui√Īuelas, hizo su propio rancho, El 17, un aut√©ntico fracaso agrario. Astuto, procaz, un l√≠o de faldas, lo convirti√≥ en un intento de asesinato por el crimen organizado, cuando fue balaceado al salir de C√°rdenas, lo que le dio un halo de h√©roe moment√°neo. Igual que el alcalde Arnulfo Urbiola, que lo colm√≥ de contratos millonarios con obras p√ļblicas deficientes y caras, al aterrizar en un nuevo partido, generaron el rechazo absoluto de la militancia del Verde, Morena y Partido del Trabajo, que se niegan a respaldarlos, por su oportunismo y negros historiales. En una encuesta que public√≥ el medio informativo, La Carpeta Roja, editada por el feroz litigante, Eduardo Izar Robles, adelant√≥ que el pol√©mico personaje ser√° derrotado por sus opositores de Movimiento Ciudadano, Mauricio Ram√≠rez Konishi y la del PRI, Eira Noyola. Antes del irse al Verde, coludido con Gallardo Cardona, Bautista busc√≥ la dirigencia estatal del PRI, con el √ļnico de prop√≥sito de boicotear las aspiraciones reeleccionistas del alcalde de la capital, Enrique Galindo Ceballos, pero fue derrotado por la ex diputada federal, Sara Rocha, cercana en los afectos del l√≠der nacional, Alejandro Moreno, ‚ÄúAlito‚ÄĚ, que detesta al gobernador. Uno de los principales detractores de Bautista es el tribuno Leonel Serrato. Lo define como un ‚Äúmalandro de Rioverde. Toda su vida fue un coyote campesino. En los tiempos del PRI fuerte, dirigi√≥ la CNC, es un vividor de los campesinos. Acostumbrado a mentir para mangonear, mamar del presupuesto y programas sociales. Es un experto en los moches. Le apodan el Cochiloco, por cochino y parecer loco. Nunca en la vida me juntar√≠a con semejante bazofia pol√≠tica. Es guandajo de la cabeza. Un sinverg√ľenza, enemigo del pueblo pobre de la zona media. ¬ŅC√≥mo consigui√≥ ser candidato a diputado por la alianza Verde-Morena-Partido del Trabajo? No tenemos la menor idea. Sospecho que por sus tratos cercanos con el secretario de gobierno, Jos√© Guadalupe Torres S√°nchez. Se vieron envueltos en un esc√°ndalo nacional. El √ļnico que confes√≥ los hechos fue el ex diputado panista, Enrique Flores, al que enga√Ī√≥ Bautista. Se dedicaban a extorsionar alcaldes ladrones que se robaron el dinero p√ļblico. Luego, para limpiar sus cuentas, contrataban los servicios del atascado de Cochiloco. Embarr√≥ a todas las comisiones. Se le llam√≥ la Ecuaci√≥n Corrupta‚ÄĚ.

Gallardo Cardona no tuvo empacho al registrar en el tercer sitio como candidato a diputado local plurinominal, al dirigente estatal del Partido del Trabajo, H√©ctor Serrano, su socio en el diario digital Contrar√©plica, al que favorece con contratos publicitarios millonarios en la mayor√≠a de las dependencias y poder legislativo. En el 2021 busc√≥ la misma curul, pero el Consejo Estatal Electoral rechaz√≥ su propuesta, ya que no renunci√≥ en los tiempos legales al cargo de legislador federal. Tampoco acredit√≥ la residencia requerida. Se le ubica como el ide√≥logo que convenci√≥ a Gallardo, cambiarse al Verde, donde se ligaron al dirigente nacional, Mario Delgado, al que compraron la gubernatura. Los encargados de entregarle la estructura y votos de Morena en San Luis, fueron Gabino Morales y Leonel Serrato, que jam√°s respaldaron a su correligionaria, M√≥nica Rangel, a la que denostaron por corrupta. A Serrano le endosaron la golpiza a sillazos a la militancia de Morena, en la visita de la candidata presidencial, Claudia Sheinbaum a San Luis, cuando estuvo en el local de bailes Chicago¬īs, que pertenece al mandatario. Fue antes secretario de Gobierno del Distrito Federal, designado por Marcelo Ebrard, en lugar de Jos√© √Āngel √Āvila P√©rez. Lo ratific√≥ despu√©s Miguel √Āngel Mancera, que espi√≥ el celular y correos electr√≥nicos de la aspirante al cargo a trav√©s de un centro de inteligencia, manejado por Serrano, que tambi√©n vigil√≥ a Ebrard, L√≥pez Obrador y al ahora senador, Ricardo Monreal. A trav√©s de 20 subalternos, Serrano tambi√©n realizaba geo localizaciones de celulares y husmeaba datos financieros. Aunque el ex gobernador Juan Manuel Carreras les dio todas las facilidades para el relleno de urnas, en la Plaza de Fundadores, quiz√°s como una maniobra distractora, Serrano habl√≥ de una intentona de fraude electoral contra su jefe. Alert√≥ no retar al pueblo encabronado. ‚ÄúNo soportaremos m√°s abusos para evitar el cambio, que ser√° clave para los potosinos. Gallardo ha sido perseguido, calumniado, encarcelado, todo por defender sus ideas y amar a los dem√°s. Es algo que reconocemos, estamos listos. Si es necesario, haremos las movilizaciones. Ver√°n c√≥mo la gente luchar√° por sus derechos‚ÄĚ.

Comments

comments

a su padre como suplente de diputado federal por la segunda circunscripci√≥n. Aparece en el tercer sitio de aspirantes. Lleva de titular al ‚ÄúJuanito‚ÄĚ o prestanombres el ex alcalde de Soledad y la capital el gobernador Ricardo Gallardo Cardona apunt√≥ por el Verde Ecologista En un alarde de avaricia pol√≠tica y nepotismo electoral formuladas por el ex edil Xavier Nava Palacios. No procedieron por el contubernio que ten√≠an con el entonces mandatario Juan Manuel Carreras L√≥pez La Noticia Los testaferros electorales y pol√≠ticos de Gallardo Cardona Omar Alejandro Acosta Ornelas pol√≠tica que los us√≥ como mapaches para tejerle un fraude de estado a su oponente del PAN que se desempe√Īa como delegado regional de la secretar√≠a de desarrollo social. El pap√° carga acusaciones penales por desfalcos superiores a los 3 mil millones de pesos revista Ricardo Gallardo Cardona Ricardo Gallardo Ju√°rez Sonia Mendoza

Comments

comments