El Pujal Coy, un rotundo fracaso

10 marzo, 20178:00 pmAutor: Oralia Guzmán MendozaCapital Municipios Noticias

El sistema de riego Pujal Coy es un gran fracaso, un fraude. No cumplió con el objetivo de darle tierras a los campesinos, establece el dirigente del Movimiento Huasteco Democrático, Said López de Olmos Martínez. «En la actualidad existe una concentración espantosa de propiedades en la zona. Los verdaderos productores están desalentados para trabajar. Parte del fiasco se debe a que sin consensar con los campesinos, desde las oficinas de gobierno, se realizó el proyecto de querer cambiar la vocación ganadera para convertirlo en el granero de América Latina, como lo llegaron a mencionar. Después se politizó el asunto. Se inició con el propósito de construir una gran presa que captara los excedentes de los ríos Tampaón, Valles y Coy. Y el agua que se añexara en el recorrido de otros afluentes como el río Gallinas. Además de los chorros de agua provenientes de la sierra. Al final se desecharon los planes por no calcular el proceso económico. Les faltó interpretar y profundizar para llevar adelante el plano técnico».

Said López mencionó que el gobierno, al entregar el Pujal Coy, durante la década de los setentas, buscó cooptar los movimientos sociales que luchaban por la tierra, para dejar intocables a los latifundistas. Recordó que se puso en marcha en el sexenio de Luis Echeverría Álvarez, con el que se entrevistó un grupo de campesinos en los Pinos. Le dijeron: “usted ya tiene la novia, pero le falta la casa para meterla. No se la puede llevar si falta dónde acomodarla». Para explicarle que todavía no se empezaban a construir las obras de infraestructura y ya se repartía la tierra a diestra y siniestra. “Hubo algunos grupos que trajeron gente de Sonora para formar ejidos. Los campesinos de San Luis no tenían parcelas, pero los fuereños sí. Llegaron a tomar tierras sin conocer en lo mínimo, la forma de labrarla. El proceso no es universal, cada parte del país tiene su propio estilo. Después las regresaron y no se supo dónde y cómo quedaron».

Agregó que el temblor de 1985 que sacudió al Distrito Fedral, donde se derrumbó el edificio de la Reforma Agraria, les dijeron que se perdieron muchos expedientes del Pujal Coy. No lo creyeron, porque el encargado era el vallense Librado Ricavar, que tenía sus oficinas en Tampico, Madero, Tamaulipas. Después trasladó los expedientes a Ciudad Victoria y años más tarde «nadie supo dónde quedó la bolita. Hay mucho dónde escarbar. Pero no tenemos con quién hablar, porque existe sordera, hipocrecía, demagogia, desconocimiento. Los funcionarios son unos analfabetas e insensibles. No han tenido la capacidad para desenmascarar a los asesinos de los 43 estudiantes de Ayotzinapa. ¿Ante quién nos podemos dirigir, que tenga voluntad, para ahondar en los problemas del Pujal Coy?. ¿Iremos con el mentiroso que nos dijo que no aumentaría la gasolina, ni la energía eléctrica?. Nos ponen ante circunstancias muy difíciles. Se avecinan grandes tormentas que los políticos no quieren ver”.

El Pujay Coy, en San Luis Potosí, comprende cerca de 300 mil hectáreas, en la primera y segunda fase. Abarca parte de Valles, Tamuín, Ébano, San Vicente, Tanquián, Tanlajás y Aquismón. Se deben agregar otras 30 mil que el gobierno federal y estatal acordaron entregar en la década de los noventas, como parte de la lucha que se emprendieron entonces. López precisó que tal reparto tampoco ha concluido, porque varios grupos, como el mismo que encabeza, tienen en su poder actas de posesión precarias. Existen acuerdos y convenios que no han terminado los gobiernos. Los particulares poseen grandes extensiones de tierra que son de los campesinos.

El dirigente del Movimiento Huasteco Democrático insistió en que hay “sordera política” por parte de las autoridades que desconocen la historia del Pujal Coy. Exigió una auditoria técnico-administrativa a fondo para saber cómo se distribuyó la tierra. Indicó que su organismo insistirá para que se concrete el estudio y que más de 10 mil jefes de familia puedan tener su predio en la mano. «El proceso que yo conozco, lo empezó la Comisión Nacional del Agua, la dependencia que compraba las tierras y las entregaba a la Secretaría de la Reforma Agraria que se encargaba de darlas a los grupos organizados. Hubo varias etapas. Le prometieron a los campesinos que les iban a entregar 10 hectáreas de riego a cada uno. Y en caso de incumplir, 20 hectáreas de temporal. ¿Pregúntales cuántas tienen?. El Pujal Coy nació muerto y ha sido una rebatinga tremenda de intereses y actos de corrupción. Se distribuyó de forma anómala la riqueza. Hubo muchas transas en el proceso. Ahora, cientos de los verdaderos campesinos se encuentran sin tierra. Otros la vendieron porque están desahuciados. No pudieron desarrollarse como hubieran querido”.

¿Sabe qué dependencia tiene el dato, el padrón de dónde quedaron las 300 mil hectáreas?

-No, pero están los campesinos, los jornaleros. Son los que saben quienes son sus patrones, cuántas hectáreas tienen, hasta dónde abarcan. Otros datos los hemos bajado de las diferentes secretarías. Ahora los muchachos ya se meten a las computadoras. No se puede ocultar nada. La forma de aclarar y enderezar el proceso de reparto es a través de una auditoria. Pero no hay confianza en el gobierno para que la realice. “Ni modo que nos manden a clarificar el entuerto al ex gobernador de Chihuahua, al de Veracruz o al de Quintana Roo. Todos están quemados, son una porquería. Tampoco los partidos políticos son una alternativa. Han demostrado su falta de conocimiento. Son comparsas de grupúsculos en el poder, para satisfacer sus propios intereses. El que puede rescatarlo es el pueblo organizado y consciente. Sin protagonismos ni posiciones caudillistas. No vislumbramos a nadie capaz, dentro de la estructura del estado, para que pueda marcar siquiera una estrategia que solucione los problemas que enfrenta la huasteca. Va a llegar el momento del hartazgo, del ya basta. Las protestas de los últimos días son apenas el principio. Estamos en un proceso de parto, pero sin anestesia, en el alumbramiento de otra sociedad”.

El dirigente del Movimiento Huasteco Democrático, dijo que el estado, además de prohijar el latifundismo, les da recursos públicos a los amos y señores para que trabajen sus grandes extensiones de tierras. Son los que reciben los financiamientos. En cambio a los campesinos, por más que se organizan, no los toman en cuenta. “Es raro el que riega su predio, por las altas cuotas que cobra la Comisión Federal de Electricidad. Sólo lo hacen los que tienen dinero». Para colmo de Said López, interpuso una demanda contra el gobernador Juan Manuel Carreras, para que un juez lo obligue a recibirlo en audiencia. Mostró un oficio que está por cumplir el año, donde le solicitó al mandatario una cita para plantearle varios puntos relacionados con el campo.

-¿Usted apoyó a Carreras en la campaña y ahora se ampara para que lo reciba?

-Es para dar vergüenza, pero es cierto. Ya ganamos el amparo, causó ejecutoria, pero no pasa nada. Afloran las argucias, el influyentismo, el vale madrismo. Es una lástima, tengamos que recurrir a un juez. En la campaña fue y nos echó una sarta de demagogia. Nos prometió todo el respaldo para resolver aspectos sociales. En el campo, un papel vale menos que la palabra. A lo mejor vamos a la cárcel por exigirle que cumpla. Lo que buscamos al menos es que se nos pare al frente. Nos diga que no va a ayudarnos y nos mande a la chingada. No le vamos a decir nada. Nos iremos contentos porque nos habló con la verdad».

Añadió que uno de los puntos que pretende hacerle a Carreras es que les haga un plantel de educación media superior, un Colegio de Bachilleres o Cecyte en la comunidad del Centinela, en Tamuín, que tiene casi 3 mil habitantes. La mayoría son jóvenes que después de terminar la secundaria, no pueden seguir sus estudios por falta de recursos. “En la zona no hay futuro. Los que logran terminar la primaria, agarran el vicio o son macheteros. Vemos el gran contraste. A cientos de muchachos no les quieren brindar la alternativa de un mejor futuro. En cambio, vemos cómo los diputados van a estrenar carros. Es aberrante. ¿No se pueden trasladar en carros del 2008, 2010, si les dan mantenimiento?. No razonan que en la entidad existen necesidades apremiantes”.

Comments

comments

43 estudiantes de Ayotzinapa Aquismón Ayotzinapa Coy Distrito Fedral Ébano ex gobernador de Chihuahua gobierno federal y estatal granero La Noticia Luis Echeverría Álvarez Movimiento Huasteco Democrático Pujal Coy Reforma Agraria revista revista La Noticia río Gallinas ríos ríos Tampaón Said López de Olmos Martínez San Luis Potosí San Vicente sistema de riego Pujal Coy Tampaón Tamuín Tanlajás Tanquián tierras a los campesinos Valles

Comments

comments