Archivo de la etiqueta: música

es content solo

Gran despliegue de la escuela de música Julián Carrillo

La Escuela Estatal de Iniciación Musical Julián Carrillo comenzó el 2018 con grandes expectativas. Colabora con diversas instituciones con el objetivo de beneficiar el aprendizaje de los alumnos. El 21 de marzo, el coro participó en una serie de conciertos que organizó el ayuntamiento de San Luis Potosí en la capilla de la Tercera Orden.

A principios de abril, la orquesta infantil y juvenil realizó un concierto en el Colegio de San Luis donde interpretó obras de Cinema Paradiso y Poética Campesino, entre otras. El 10 de abril, los alumnos fueron invitados a la academia de la policía federal como parte de los jueves culturales. Realizaron un recital de piano y violín.

El 14 de abril en las instalaciones de la escuela, se llevaron a cabo las Master Class, las cuales fueron impartidas por los mentores Óscar Bohórquez y Johann Aparicio, a través de un convenio que se realizó con el Centro Cultural Alemán. El violinista es de origen uruguayo y el chelista nació en Perú, pero se nacionalizó en Alemania. Las clases se impartieron solo para los alumnos de la escuela. Para las clases de violín se les dio prioridad a los estudiantes más avanzados. En las de cello, a los que tenían la posibilidad de presentar una obra de mayor nivel. “Sin duda fue una grata experiencia y muy enriquecedora, porque ya tienen contacto directo con instructores de talla internacional”, indicó el director, Alejandro Alfaro Arcibar.

El 25 y 26 de abril, con motivo del 146 aniversario de la fundación del templo de San Miguelito, los alumnos ofrecieron un concierto de coro acompañados de piano, donde interpretaron obras de tinte religioso. Además concretaron un recital de piano de diferentes autores de corte clásico, por tres de los alumnos más avanzados. “Las presentaciones las llevamos a cabo dentro de la parroquia, fueron abiertas al público. Las organizó la gente. El 26 de abril fuimos otra vez a la academia de la policía federal, con un recital de guitarra”.

Alfaro añadió que para mayo, junio y julio, hay preparados una serie de conciertos, además de celebrar el 25 aniversario de la Escuela Julián Carrillo, en el que participarán todos los alumnos. “Comenzó primero como una orquesta infantil, después se formalizó en escuela. Ahora la orquesta es una parte más de las actividades que impartimos. Tenemos un programa que anunciaremos a su debido tiempo. Hemos estado vinculados con las parroquias, que nos buscan. Estamos abiertos a colaborar con quienes se nos acercan. Son muy buenas oportunidades para los alumnos. Les sirve de experiencia, ya que se enfrentan a todo tipo de público, además de practicar y perfeccionar su aprendizaje. La semana del 22 al 25 de mayo, tenemos programados diferentes recitales, con distintos alumnos. Será abierto a todos”.

Sobre el impacto de las nuevas tecnologías en el gusto de los jóvenes por la cultura y las bellas artes, el catedrático aseguró que la sociedad está en un proceso de aprendizaje, ya que no existe la suficiente conciencia de cómo utilizar los nuevos instrumentos. “Luchamos sobre el uso del celular y las tabletas, ya que son grandes distractores. Se la pasan pegados a los aparatos. No existe el proceso de investigar. Se vuelven más anti sociales. La tecnología hay que saberla manejar desde pequeños. Es que muchas veces, la cultura y el deporte llegan a pasar a segundo plano”.

No significa estar peleados con la tecnología. Se renovaron materias del proceso de actualización curricular como solfeo. “Nos apoyamos con la multimedia y proyecciones, en lugar que el alumno vea el libro. Hay una pantalla, lo que resulta más interactivo y didáctico. Necesitamos orientar a los muchachos a través de otras técnicas. Sacarle provecho a los inventos. No quedarnos solo con la parte negativa. El hecho que los alumnos decidan tomar clases de música de manera virtual, en lugar de clases presenciales, deben saber que no tienen los mismos resultados, porque todos tenemos capacidades diferentes. No se puede actuar de manera generalizada. En la educación artística, siempre debe existir el contacto con el individuo, lo que ayuda al sentido de pertenecer a un lugar y poder transmitir ideas. Son fundamentales las tres esferas, la cognitiva, psicomotora y la afectiva. Son áreas que se desarrollan de manera presencial”.

La escuela cuenta con un cupo para 240 alumnos, el cual ya se encuentra saturado. Se gestiona restaurar el lugar, ya que presenta diversos daños estructurales y ser un riesgo latente para los trabajadores y estudiantes. “Ya no podemos admitir más niños, no tenemos espacio ni más maestros y por ahora no se tiene planeado ampliar el sitio”.