Archivo de la etiqueta: La escritora Elena Poniatowska se√Īal√≥ que San Luis Potos√≠ es sin√≥nimo de resistencia pac√≠fica

es content solo

Los logros del navismo

La escritora Elena Poniatowska se√Īal√≥ que San Luis Potos√≠ es sin√≥nimo de resistencia pac√≠fica, donde se defienden los derechos humanos e inici√≥ la resistencia no violenta. Le dan su lugar a las mujeres y se distingue entre los 32 estados del pa√≠s por el navismo. Y si buscaran regalar al mundo un concepto de decencia, surgir√≠a de golpe el nombre de una pareja, Conchita Calvillo y Salvador Nava. Si la democracia hubiera existido en el pa√≠s en los 50 y 60 hubiera sido gracias a un nombre y una mujer, Conchita y Salvador.

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† Al intervenir en la mesa de di√°logo, con motivo de los 100 a√Īos de vida de Conchita Calvillo, expuso que la pareja luch√≥ por limpiar las elecciones en M√©xico. ‚ÄúSi el doctor Nava naci√≥ para enamorarse perdido de Mar√≠a Concepci√≥n Calvillo, alias do√Īa Conchita, nacida el 27 de noviembre de 1917, fue por le navismo. Si en 1941, un joven oftalm√≥logo, hijo de m√©dico y acad√©mico pod√≠a viajar en tren al Hospital de la Luz a M√©xico, para operar ojos que dan p√°nico, so√Īar y regresar a casa el domingo a los brazos de su mujer que lo esperaba en el anden, fue por el navismo a punto de nacer‚ÄĚ.

‚ÄúSi el venado azul de Wirikuta se convierte en dios del viento, es porque en el fr√≠o del desierto est√° la presencia de los Nava, ya que el doctor salv√≥ muchas vidas de huicholes, subi√≥ a sus cerros y baj√≥ a sus socavones para hacer que el aire entrara a sus pulmones. Si en 1961, al doctor don Salvador Nava lo encierran en la c√°rcel preventiva, conocida como el Palacio Negro de Lecumberri, al lado del pintor David Alfaro Siqueiros, fue por el navismo. Si la golpiza en febrero de 1963 estuvo en el origen del c√°ncer del doctor Nava en el llamado Charco Verde, edificio de la polic√≠a municipal del San Luis Potos√≠, cuando era gobernador Manuel L√≥pez D√°vila, fue por el navismo. Si Cuauht√©moc C√°rdenas siempre lo apoy√≥ y Salvador Nava fue candidato del PRD del que ahora nadie puede ser candidato, si como dirigente y como m√©dico convivi√≥ con su gente en Tambaca, Coxcatl√°n, Huehuetl√°n, Tancanhuiz y recorri√≥ todos los caminos del estado, tomado de la mano de Conchita Calvillo, tambi√©n fue por le navismo. Si Salvador Nava, protest√≥ contra un fraude que en M√©xico es un suceso com√ļn y corriente, en las elecciones que gan√≥ en 1991 contra el candidato impuesto por el PRI, fue por el navismo‚ÄĚ.

La tambi√©n periodista expuso que si los zapatistas sintieron confianza en el di√°logo de San Andr√©s en 1994, fue en gran parte por do√Īa Conchita Calvillo. ‚ÄúEl Ej√©rcito Zapatista de Liberaci√≥n Nacional y el obispo de San Crist√≥bal de las Casas, don Samuel Ruiz, no pudieron encontrar mejor interlocutora dentro de la coalici√≥n que presid√≠a el Tatic, el obispo de los m√°s peque√Īos, como lo llam√≥ el subcomandante Marcos al lado de don Samuel, de Juanita Garc√≠a Robles, Luis Villoro, del poeta Juan Ba√Īuelos y otro chapaneco, √ďscar Oliva, de Luis H√©ctor √Ālvarez, Pablo Gonz√°lez Casanova, de Gonzalo Ituarte, quienes conformaron la Comisi√≥n Nacional de Intermediaci√≥n. Do√Īa Conchita Calvillo fue de San Luis e incluso vivi√≥ en San Crist√≥bal durante varios a√Īos. Su nuera Patricia Palacios, en muchas ocasiones se responsabiliz√≥ de documentos. Asombr√≥ a todos por su entereza y la esposa de Alfonso Dami√°n Robles, Juanita, tambi√©n miembro de la coalici√≥n, ya fallecida y mujer del √ļnico premio Nobel de la Paz que hemos tenido, se apoy√≥ en la enorme fuerza moral de do√Īa Conchita Calvillo‚ÄĚ.

‚ÄúSi Marcos no se quit√≥ la pipa de la boca mientras hablaba con do√Īa Conchita, se lo perdon√≥ porque escribi√≥ en 1994 un texto insuperable, De qu√© nos van a perdonar‚ÄĚ. Poniatoswska se refiri√≥ tambi√©n a la marcha contra la Minera San Xavier que realiz√≥ Conchita Calvillo, en Cerro de San Pedro y al recibimiento que dio en 2011 a la Marcha de la paz con justicia y dignidad que encabez√≥ el poeta Xavier Sicilia, a ra√≠z del asesinato de su hijo en 2011. Si la m√ļsica humilde y antigua del desierto de Wirakita nos acompa√Īa despu√©s de 100 a√Īos, tambi√©n est√° presente ahora en el cumplea√Īos de do√Īa Conchita‚ÄĚ.

La describi√≥ como una mujer que supo respetar sus creencias, usos y costumbres y todav√≠a se preocupa por los huicholes, sus chaquiras y tradiciones. Si el diputado federal, Xavier Nava Palacios, hijo de Luis Alfonso Nava y Patricia Palacios, don√≥ el 65% de su salario a alumnos sin posibilidades econ√≥micas, es por el navismo. ‚ÄúVoy a ser un poquito snob y decir que Conchita y Salvador, no forjaron una estirpe, pero s√≠ una dinast√≠a, la de los Nava. El mundo nace cuando dos se besan, escribi√≥ Octavio Paz. Y cuando Salvador y Concha se besaron naci√≥ el San Luis Potos√≠ digno de todo nuestro respeto, un amor entre el respeto a las leyes, que hacen que seamos hombres y mujeres de bien. Si estoy aqu√≠ invitada por Cuauht√©moc C√°rdenas, es porque mi adhesi√≥n al navismo se remonta a 1953, cuando solo do√Īa Conchita y yo hab√≠amos nacido. Manuel Nava, hermano mayor de Salvador Nava, era entonces rector de la Universidad Aut√≥noma de San Luis Potos√≠ y Manuel Calvillo, hermano de do√Īa Conchita, me llev√≥ a entrevistarlo. Fue un gran rector, que impuso profesores e investigadores de tiempo completo. Cre√≥ nuevas facultades. Nunca imagin√© que lograr√≠a conocer a do√Īa Conchita y su familia excepcional. Festejarla desde la gu√≠a que son sus 100 a√Īos, luminosos, a diferencia de los 100 de soledad de nuestro continente. Sus 100 a√Īos alumbran a sus 6 hijos, nietos y bisnietos. Tambi√©n a San Luis Potos√≠ y al estado de gracia en el que nosotros queremos entrar ahora mismo al verla y pedirle que no nos desampare y que de nuestra vista no se aleje jam√°s‚ÄĚ.