Archivo de la etiqueta: José Antonio Zapata Meraz

es content solo

El diputado federal Xavier Azuara se perfila como candidato del PAN a la gubernatura en el 2021

‚ÄúNi en los 70 del PRI se daban pr√°cticas tan sucias‚ÄĚ, dijo el ex candidato a la dirigencia estatal del PAN, Jorge Alejandro Lozano Soto, cuando en conferencia de prensa hizo p√ļblico el relleno de urnas, violaci√≥n de paquetes electorales, la intromisi√≥n a ojos vistos de la actual dirigencia en los comicios donde se impuso con trampas Juan Francisco Aguilar Hern√°ndez. El cochinero se anunci√≥ con anticipaci√≥n y aterriz√≥ el d√≠a del proceso. Inflar las urnas y poner la estructura material y financiera a favor de Aguilar, no fueron las √ļnicas y viejas pr√°cticas que manej√≥ el l√≠der saliente, Xavier Azuara, tambi√©n recurri√≥ a la compra de votos, en algunos municipios lo pag√≥ en 2 mil pesos, entreg√≥ despensas y l√°minas, ofert√≥ cargos en el partido y ayuntamiento de la capital.

Al equipo del fraude, los afectados lo identificaron como la ‚Äúdelincuencia desorganizada‚ÄĚ, lo conformaron Azuara y sus aliados, los diputados locales, Jos√© Antonio Zapata Meraz, su primo y tesorero del comit√© estatal, Rub√©n Guajardo Barrera y el secretario adjunto, Rolando Hervert. En el grupo tambi√©n se ubic√≥ a la diputada federal, Josefina Salazar B√°ez, aunque no exist√≠an resultados definitivos, festej√≥ con mariachis el ‚Äútriunfo‚ÄĚ de Aguilar Hern√°ndez. Se ubic√≥ como el gran orquestador del fraude interno a Guajardo Barrera, encargado de hacer el trabajo sucio en el 2015. Con el mismo esquema gan√≥ la mayor√≠a de las elecciones internas para diputados locales, federales y alcalde de la capital. Entonces uno de los puntos claves fue el control del sistema de c√≥mputo donde el responsable de la captura de actas fue Israel Esparza Rodr√≠guez, actual director de ecolog√≠a y aseo p√ļblico en la capital, recomendado de Guajardo Barrera. Ahora ocurri√≥ lo mismo, fue el que llen√≥ las actas en la primera y segunda vuelta del proceso.

La corriente opositora a Azuara y sus aliados divulgaron que con el triunfo de Aguilar termina la relaci√≥n de la dupla Azuara-Guajardo, el que gana es el diputado local, que ya busca un puente con el edil Xavier Nava para impulsarlo como candidato a gobernador en el 2021 a cambio de sucederlo en la alcald√≠a. Sin embargo, quien conoce desde las entra√Īas al binomio, aseguran que no se van a fracturar, al contrario, se reacomodaron. El proyecto de Azuara es buscar la gubernatura y Guajardo la presidencia municipal. El diputado tendr√° que enfrentar a Josefina Salazar, del mismo bando. Buscar√° su propia alianza con Aguilar Hern√°ndez, al que respald√≥.

Azuara y Guajardo tienen enfrente al ex gobernador Horacio S√°nchez Unzueta que intentar√° imponer en el 2021 como candidato a gobernador a su sobrino Xavier Nava Palacios, que apoy√≥ a Jorge Lozano, pero en el √ļltimo tramo se zaf√≥ y respald√≥ a Aguilar. Su equipo dijo que se mantuvo al margen. Sin embargo, dej√≥ el paso libre para que funcionarios de su gabinete de bajo perfil, recomendados de Azuara y Guajardo, operaran a favor de Aguilar. S√°nchez Unzueta ya conoce el camino, en el 2002 empuj√≥ tambi√©n desde el PAN al priista Marcelo de los Santos, que en el proceso interno derrot√≥ con zancadillas al ex edil Alejandro Zapata.

‚ÄúLa mafia de Azuara‚ÄĚ y S√°nchez Unzueta tienen que doblar a sus opositores, donde figura la diputada local y ex senadora Sonia Mendoza D√≠az. Es la √ļnica que se col√≥ como integrante de la Comisi√≥n Permanente en el comit√© nacional del partido. Marcelo de los Santos busca plantar a su hijo Marcelo de los Santos Anaya. Le apuesta a que el hermano del presidente estatal electo, Rafael Aguilar Hern√°ndez, fue subprocurador en su mandato y podr√≠a ayudarlo a conseguir sus prop√≥sitos. La otra opci√≥n que maneja es el notario p√ļblico Alfonso Castillo Machuca, que forma parte de la planilla ganadora de Aguilar y quiz√°s se convierta en secretario general adjunto. Castillo fue secretario de gobierno con el contador p√ļblico, que pidi√≥ a Lozano Soto y seguidores no impugnar las elecciones pese al batidero.

Otro que ya está formado es el acomodaticio ex senador Octavio Pedroza Gaitán, que apoyó desde el inicio a Lozano y nunca claudicó. Pedroza tiene una liga estrecha con Nava Palacios, pero nunca imaginó que se cambiaría de camiseta. No lo quiere de opositor en el 2021. El equipo de Pedroza difundió que Nava buscaría reelegirse para dejarle el camino despejado al ex senador. Pedroza tiene otra opción, ser candidato independiente, podría encabezar la renuncia masiva de más de 600 panistas que se afiliaran al partido del ex presidente Felipe Calderón.

El ex alcalde tiene tambi√©n el apoyo de tres de los cuatro empresarios que impulsaron a Marcelo de los Santos. Uno es el due√Īo de la empresa de acero inoxidable, Juan Autrique. El monopolista de las pieles y due√Īo del rastro, Rafael Barral Pontones. El propietario de la industria de chicles Canel¬īs, Roberto Garc√≠a Navarro. Solo falta el magnate minero Jos√© Cerrillo Chowell. El quinto aspirante a la silla de palacio de gobierno es el senador Marco Antonio Gama Basarte. Espera que su hermano, Aureliano Gama Basarte, ayudante del gobernador Juan Manuel Carreras, lo apoye. Tal vez ya empez√≥ la tarea, con el primer golpe al m√°s fuerte aspirante, Xavier Nava. El 14 de diciembre, con 25 votos y 2 abstenciones, los diputados en pleno bajaron la propuesta del edil de subir la tarifa del agua un 40%. Votaron en contra priistas, verde ecologistas, morenistas, perredistas, hasta los legisladores de Azuara.

Lozano un candidato sacrificado  

El fraude con el que se impuso Aguilar Hern√°ndez tampoco fue el √ļnico ingrediente de la derrota de Lozano Soto, que abon√≥ a su propia ca√≠da cuando se convirti√≥ en candidato de unidad, luego que declinaron a su favor el ex diputado federal Juan Pablo Escobar Mart√≠nez y el ex edil de San Ciro de Acosta, David Salvador Hern√°ndez Mart√≠nez. A Lozano le pes√≥ que su padre, el ex edil Jorge Lozano Armengol, rompiera su credencial de panista y renunciara al partido. Algunos correligionarios nunca perdonaron el agravio. Adem√°s, Marcelo de los Santos no logr√≥ que el ex diputado local, H√©ctor Mendiz√°bal P√©rez, al que le gan√≥ el ego, no pudo sumar al ex legislador Manuel Aguilar Acu√Īa, ‚ÄúEl Kipy‚ÄĚ, que les hizo creer, iba a respaldar la propuesta. Al final sac√≥ m√°s de la mitad de votos que la misma coalici√≥n, apoyada por la elite panista.

Vino la desbandada de seguidores de Escobar y Hern√°ndez al equipo de Aguilar Acu√Īa. Con el respaldo de Mendiz√°bal, en la primera vuelta alcanz√≥ mil 143 votos, m√°s de la mitad que Lozano, Escobar y Hern√°ndez juntos, el equipo de Marcelo de los Santos, los ex senadores Alejandro Zapata, Pedroza, Miguel Mart√≠nez Mireles, Lozano Armengol, Gama Basarte, el ex diputado federal √Ālvaro El√≠as y algunos empresarios. La propuesta de un candidato de unidad la impuls√≥ Marcelo de los Santos cuando inici√≥ la precampa√Īa, ya que no congenia con Azuara ni Guajardo, a los que nunca perdon√≥, no haberlo lanzado como senador. Entonces se inclin√≥ por Lozano, que antes hizo a su padre edil y busc√≥ dejarlo en la gubernatura, pero no cumpli√≥ con las expectativas. A cambio, Lozano Soto ser√≠a el principal promotor de Marcelo de los Santos Anaya a la gubernatura, ya que despreci√≥ la candidatura a alcalde porque le pareci√≥ insuficiente.

El lunes 26 de noviembre, a cuatro d√≠as del debate de candidatos a la dirigencia, que organiz√≥ el comit√© estatal, en conferencia de prensa, Lozano Soto declar√≥ que cuatro de los cinco contendientes, donde se incluy√≥, adem√°s de Escobar, Hern√°ndez y Acu√Īa, crear√≠an un frente com√ļn para acabar con los abusos de poder y las intromisiones de Azuara, quien pretend√≠a imponer a Aguilar. El lunes 3 de diciembre se reunieron Marcelo de los Santos, Gama, Zapata, Pedroza, Mendoza y los cuatro aspirantes. El tema principal, definir un candidato de unidad para ganar, no hab√≠a otra manera de derrotar a Azuara y Guajardo. Se invit√≥ a Mendiz√°bal, pero no asisti√≥. En el encuentro no se pusieron de acuerdo. Lo dejaron a los candidatos, que hacen un recuento de estructuras, votos y definen el reparto de gastos. Hern√°ndez se fue al tercer lugar, lo sigui√≥ Escobar. Sin embargo no decidieron por Lozano. Acordaron visitar a Marcelo de los Santos y le mostraron las cuentas. Les dijo que respaldaran a Lozano.

El mi√©rcoles 5, dos d√≠as despu√©s que la candidatura de unidad se concret√≥, Escobar y Hern√°ndez declinaron a favor de Lozano. Los flanque√≥ Marcelo de los Santos, Gama, Sonia Mendoza, Pedroza y el ex presidente municipal Mario Leal Campos, los ex regidores Enrique Gonz√°lez, Raymundo Ram√≠rez, Marcela Zapata y Laura Gama, la ex diputada federal, Silvia Degante, entre otros. Lozano agradeci√≥ a Hern√°ndez y Escobar su apertura y generosidad hacia el proyecto que encabez√≥. Manifest√≥ su confianza en alcanzar el triunfo el 9 de diciembre con 3 mil 500 √≥ 4 mil votos. Le faltaron los de Aguilar Acu√Īa, Escobar y Hern√°ndez, ya que sus seguidores se fueron por otro rumbo.

                                  La ruta del fraude

La imposici√≥n de Juan Francisco Aguilar Hern√°ndez al frente de la dirigencia del PAN se marc√≥ desde mucho antes de la precampa√Īa. Azuara y Guajardo iniciaron una gira estatal para visitar comit√©s y delegaciones, entregaron a panistas despensas, l√°minas y recursos. Realizaron desayunos, comidas y reuniones donde manifestaron de manera abierta apoyar a su alfil. Se habl√≥ que panistas huastecos denunciaron una campa√Īa de terror por parte de Azuara, los diputados Rolando Hervert, Rub√©n Guajardo y Josefina Salazar. Presionaron a los alcaldes de Tamazunchale, To√Īo Costa, al de Aquism√≥n, √ďscar Su√°rez, al de Xilitla, Mart√≠n Eduardo Mart√≠nez y su cu√Īado, el ex edil Xavier Pacheco, al ex candidato a la alcald√≠a de Valles, David Medina, para que apoyaran a Aguilar. Denunciaron que Aguilar, junto con Rolando Hervert y Rub√©n Guajardo, con personal que cobra como asesores en el congreso local, a bordo de camionetas con vidrios polarizados, buscaron repartir despensas y l√°minas a los militantes m√°s pobres. Pero fueron interceptados y no pudieron cumplir su cometido.

Octavio Pedroza declar√≥ que Aguilar es una marioneta de Azuara. Lament√≥ que como persona decente, ahora sea la herramienta de un grupo que busca continuar con el poder en el PAN. Dijo que la dirigencia actual ha resquebrajado al partido por sus actitudes de favoritismo. Llam√≥ a los militantes buscar otras opciones para recuperar el rumbo. El siguiente paso de Azuara y Guajardo fue impulsar una comisi√≥n estatal organizadora de las elecciones, encabezada por Jos√© Luis Contreras Rojas, que apenas se supo de la alianza, declar√≥ que no habr√≠a cambio de boletas. Los votos que se emitieran para cada uno de los candidatos, los contar√≠a en lo particular. Descart√≥ reimprimir las boletas, como lo solicitaron tres aspirantes. Tampoco sumar√≠a en conjunto a favor de otro contendiente. Iban a aparecer los cinco participantes. Los votos se contar√≠an para cada planilla, ya que no hubo ninguna declinaci√≥n o renuncia expresa por alguno de los candidatos. Sin acuerdo previo, Contreras dej√≥ que el comit√© estatal del partido trasladara las actas de los centros de votaci√≥n, que se instalaron en los comit√©s municipales, excepto en la capital, donde se ubicaron cuatro mesas en el Jard√≠n de San Miguelito. Habl√≥ de 49 instancias en la entidad, aunque solo fueron 43, pero no detall√≥ los lugares. Se supo que uno fue √Čbano.

Los seguidores del edil de √Čbano, Crisp√≠n Ordaz, denunciaron que el diputado Rub√©n Guajardo lo amenaz√≥ con no pasar las cuentas p√ļblicas si se negaba apoyar a Aguilar. Ordaz, junto con el comit√© municipal del partido, divulgaron que no hab√≠a las condiciones de seguridad, culparon a la delincuencia organizada de intentar abortar el proceso. Azuara y su grupo no tienen ascendencia entre la militancia. Recuerdan que la ex diputada local hoy federal, Josefina Salazar, convenci√≥ a Ordaz, tenderle una trampa al entonces legislador, Enrique Flores, lo que deriv√≥ en la filtraci√≥n que hizo del video donde afloraron las corruptelas del congreso, los chantajes para blanquear las cuentas p√ļblicas de alcaldes y ex alcaldes.

El domingo 9 de diciembre votaron 6 mil 209 panistas de un padrón de 8 mil 214 militantes registrados. El proceso concluyó a las cuatro de la tarde, dos horas antes que la elección de la dirigencia nacional. En los resultados de la primera vuelta y preliminares, el equipo de Azuara ventiló que Aguilar había ganado con más del 5%. Lo mismo manifestó el grupo de Hernández, que Lozano se había impuesto con semejante porcentaje en la capital, Matehuala y 10 municipios más. La comisión dijo que Aguilar resultó vencedor, pero el margen no alcanzó el 5% y ordenó se llevara a cabo el conteo de la segunda vuelta de las boletas.

Despu√©s de las 11 de la noche, los seguidores de Lozano amenazaron con bloquear las instalaciones el partido. Manifestaron que iban a sacar de los pelos a Aguilar si decid√≠a tomar protesta. ‚ÄúBasta de tales cabrones, no pueden tener secuestrado al partido‚ÄĚ. La Comisi√≥n Estatal Organizadora, v√≠a bolet√≠n, declar√≥ un receso hasta tener el mayor n√ļmero de actas, debido al apretado conteo de las votaciones. Sin embargo, en el mismo documento comunic√≥ que al recibir la totalidad de los empaques electorales y capturado el 100% de las actas, se confirmaron los n√ļmeros del Programa de Resultados Preliminares Electorales sobre la primera vuelta. Adem√°s declar√≥ que seg√ļn la convocatoria, se comenzar√≠a con el c√≥mputo de las actas de segunda vuelta electoral, pero debido a las inconsistencias en el llenado de algunas actas, se proceder√≠a al reconteo de voto por voto de la segunda vuelta en los casos se√Īalados.

Declar√≥ que con el fin de brindar certeza a la militancia, candidatos y sus planillas, se determin√≥ realizar el conteo de los votos de la segunda vuelta para definir a un ganador. Concedi√≥ un receso de 10 horas para que los representantes de los candidatos pudieran reunir las actas de la jornada de cada mesa de votaci√≥n y dar fe de los resultados de la primera vuelta. Remarc√≥ que todav√≠a no era posible definir al ganador, por lo que iba a sesionar hasta tener completa certidumbre del candidato con la mayor√≠a de votos en la segunda ronda. Resalt√≥ que el √ļnico inter√©s es contar con resultados fiables, ya que el fin de todo proceso democr√°tico es que los panistas del estado puedan tener completa confianza en que su voto result√≥ efectivo.

En la mayor parte de la huasteca y resto de las tres zonas del estado, la comisi√≥n orden√≥ suspender el conteo y pidi√≥ a empleados del comit√© estatal y personal que contrat√≥ la dirigencia, trasladar los enseres electorales y actas a la capital. El responsable de la zona huasteca de traer los documentos fue el primer s√≠ndico del ayuntamiento de la capital, V√≠ctor Salda√Īa, del equipo de Azuara. Antes de estar en el ayuntamiento, labor√≥ en el √°rea jur√≠dica del partido. Las urnas llegaron a las 5 de la madrugada. La urna y papeler√≠a de Villa de Zaragoza, que se ubica a menos de 40 minutos de la capital, fue la √ļltima en llegar a las 6 de la ma√Īana del 10 de diciembre.

La comisi√≥n reinici√≥ actividades a las tres de la tarde del d√≠a siguiente. Seg√ļn consta en el acta de c√≥mputo de la primera vuelta, a las 16:25 horas del 10 de diciembre, se confirmaron los resultados de la primera vuelta donde Aguilar Acu√Īa obtuvo mil 143 votos, Aguilar Hern√°ndez 2 mil 503, Escobar 45, Hern√°ndez 71, Lozano 2 mil 249. Los votos nulos fueron 197. Votaron 6 mil 208 militantes. Al no estar en el supuesto del art√≠culo 44, primer p√°rrafo de la convocatoria, de no alcanzar la mayor√≠a requerida para ganar, los dos contendientes que obtuvieron los porcentajes m√°s altos, participar√≠an en el c√≥mputo de la segunda vuelta. Los finalistas resultaron Lozano y Aguilar. El conteo concluy√≥ el martes 11 a las 5:29 horas de la ma√Īana. Aguilar sac√≥ 2 mil 463 votos, Lozano mil 952, se anularon mil 794. En total votaron 6 mil 209 panistas, uno m√°s que en la primera vuelta. No se abrieron siete urnas por supuestas irregularidades. Se encontr√≥ en un mismo bloque, actas de dos municipios. Algunas cajas fueron violadas.

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† El √≥rgano responsable entreg√≥ la constancia de triunfo a Juan Francisco Aguilar como presidente. En la planilla qued√≥ Alejandro Fern√°ndez Hern√°ndez, Alfonso Jos√© Castillo Machuca, Alexandra Daniela Cid Gonz√°lez, Franco Coronado Guerra, Carmen D√≠az P√©rez, √Čdgar Ortega Luj√°n, Edith Res√©ndiz Souza, C√°ndida Nallely Rivera Palacios. Aguilar gan√≥ al contarse 53 actas correspondientes a las mesas de votaci√≥n. A la una de la tarde, Jorge Lozano, junto con Escobar y Hern√°ndez, acompa√Īados por el ex senador Miguel Mart√≠nez Mireles y el ex diputado federal √Ālvaro El√≠as Loredo, planillas, equipos y seguidores, convocaron a una rueda de prensa en el sal√≥n Manuel Clouthier que se encuentra en las mismas instalaciones del partido. Lozano dijo ser objeto del fraude. Se√Īal√≥ que en Villa de Guadalupe vot√≥ el 200% de los electores. Desconoci√≥ los resultados vertidos en el proceso que favorecen a su contrincante Aguilar. Asegur√≥ que intervino el comit√© estatal para ayudarlo. ‚ÄúSeg√ļn la convocatoria, en los centros de votaci√≥n se debi√≥ contar la segunda vuelta electoral. Lo que sucedi√≥ en la mayor√≠a, salvo siete centros, luego trasladaron los documentos con empleados del comit√© estatal, lo cual gener√≥ mucha desconfianza‚ÄĚ.

Cit√≥ que en San Antonio, en la segunda acta, logr√≥ 19 votos y Aguilar 18. En el reconteo, se mantuvo con los mismos n√ļmeros, pero Aguilar subi√≥ a 117. La diferencia fue de 99 votos. Asegur√≥ que existen las mismas irregularidades en Tancanhuitz y Villa de Guadalupe, donde el n√ļmero de militantes es de 33 miembros activos. En el reconteo obtuvo 8 votos y Aguilar 75. Particip√≥ m√°s del 200% de los electores. Se√Īal√≥ que las elecciones no son v√°lidas. Se mostr√≥ una inconsistencia total, ni en los 70 del viejo PRI se daban tales pr√°cticas. En tres casillas, hubo un diferencial de 210 votos. Se trata de un fraude electoral enorme.

es content solo

Misoginia en el PAN

La ex regidora panista de la capital, Leticia de Jes√ļs G√≥mez G√≥mez, calific√≥ de mis√≥gino y practicar la violencia de g√©nero al presidente del comit√© estatal del PAN, Xavier Azuara Z√ļ√Īiga. En su momento se opuso a que llegara al cargo por el hecho de ser mujer. Pero tambi√©n busc√≥ bloquearla para favorecer al entonces presidente del comit√© municipal del PAN, Jos√© Antonio Zapata Meraz. Para conseguir sus prop√≥sitos, sin √©xito, visit√≥ al ex edil, Mario Garc√≠a Vald√©s, para que la destituyera del puesto. Se neg√≥. Argument√≥ que la v√≠ctima lleg√≥ por un mandato superior y no quer√≠a tener problemas.

La regidora titular, Nadia Rangel había solicitado licencia para postularse candidata a diputada local por el quinto distrito local. Le conceden permiso. Debió relevarla la suplente, Teresa Corripio, que por problemas familiares, no puede asumir el puesto. Por razones de género, la vacante le corresponde a una mujer. Gómez está en el octavo lugar. Se le cruzó oportunista Zapata Meras. La afectada se inconforma, promueve un juicio para que se respeten sus derechos políticos.

‚ÄúLe reclamo a Zapata que d√≥nde est√°n sus trenzas. El Consejo Estatal Electoral determina que yo asuma el puesto. Lo quitan a los 11 d√≠as. Tampoco pod√≠a quedar el que estaba en el lugar 7, David Hern√°ndez, que entendi√≥ el mensaje desde un principio. Azuara y Zapata son mis√≥ginos porque no me dejaban llegar. Trabaj√© mucho para ayudarlos. Los llev√© a mi distrito con la militancia. El partido se ofreci√≥ para ayudarme. Nunca lo hicieron. Me quisieron cobrar la cuota y me negu√©. La regidur√≠a la consegu√≠ por mis propios medios. Otras personas me ayudaron y se los agradezco. Si llego dar una cuota, ser√° para beneficio social. Pero ya no promulgo con tales doctrinas. Son personas hip√≥critas, capaces de todo. Ahora soy libre de irme al partico que quiera o estar como independiente‚ÄĚ.

Narr√≥ que Azuara utiliza a las personas para sus intereses. Tiene doble cara. La mostr√≥ al impulsar para el manejo la Junta de Coordinaci√≥n Pol√≠tica a la diputada X√≠tlalic S√°nchez Serv√≠n a la que denost√≥ su colega del PRI, Jos√© Luis Romero Calzada, que incit√≥ a la violencia de g√©nero, al restregarle que no iba a alcanzar el puesto. La desplaz√≥ Enrique Flores. G√≥mez apoy√≥ a Azuara como candidato a la alcald√≠a con brigadas a pesar de que no era de sus simpat√≠as. ¬ęMe hab√≠a inclinado por el ex legislador Miguel Maza. Al perder nos fuimos con Azuara. Le aclaramos que lo √≠bamos a respaldar porque nos lo pidi√≥ Maza. Cuando supe que iba a competir contra Ricardo Gallardo Ju√°rez, conclu√≠ que no ganar√≠a. Solo lo inflaron como cereal. Ni siquiera con el respaldo del ex gobernador Marcelo de los Santos se iba a imponer. O le sali√≥ al rev√©s. Fue diputado federal, pero no es lo mismo que presidente municipal. Es mucha tarea y no est√° preparado. Debi√≥ olvidarse y no competir. Adem√°s el PAN est√° fragmentando y no lograr√≠a nada‚ÄĚ.

Resalt√≥ que su partido siempre ha estado dividido en por grupos que solo cuidan su beneficio. Tales diferencias incidieron en los √ļltimos tropiezos del activista Alejandro Zapata al tratar de ganar la alcald√≠a y la gubernatura. Lo mismo le pas√≥ a la senadora Sonia Mendoza, que fue derrotada por el actual mandatario, Juan Manuel Carreras. ‚ÄúEn pol√≠tica hay muchas sorpresas. Muchos fingen apoyar. Algunos venden informes para perjudicar a otros. La oriunda de Matehuala no tuvo respaldo por ser mujer. Son mis√≥ginos. Est√°n enfermos. Falta sumar que muchos son huastecos como Azuara. Tienen arraigadas las costumbres donde la mujer no tiene tanta voz ni voto. Siempre est√°n est√°n detr√°s del hombre¬Ľ.

G√≥mez no pudo seguir de cerca el conflicto de la basura con la empresa Vigue, ya que volvi√≥ a los litigios con Nadia Rangel que decidi√≥ regresar como regidora, despu√©s de ser derrotada. ‚ÄúSe mir√≥ en la banca. Mis consejeros dejan perder el asunto, le dan el fallo y gana. Es la que termina la regidur√≠a los √ļltimos dos meses. Lo hizo porque Azuara la manipul√≥. Aunque no era no era de su grupo y nunca la hab√≠an juntado. Se dej√≥ influenciar con alguna promesa tonta. La consider√© una persona sensata, pero me equivoqu√©. Mis abogado fue Alberto Rojo Zavaleta. Se dej√≥ ganar porque no me dej√© acosar por parte de su ayudante, Rodolfo Morales. Un novato al que deleg√≥ mi caso. Comparado con su jefe, no ten√≠a experiencia. Le dije a Rojo que mejor me hubiera perseguido por su cuenta. Cuando estuvo como delegado del Instituto Nacional de Migraci√≥n, lo acusaron de hostigar a hondure√Īas. ¬ęEl acoso no distingue partidos, posici√≥n social, ni edad. A los potosinos les falta madurar. No est√°n preparados para que llegue una mujer a gobernar, ya que prevalece el machismo¬Ľ.