Archivo de la etiqueta: DIF estatal

es content solo

Cifras maquilladas y pocos beneficiarios en el programa de kits menstruales

Derivado de un sondeo realizado y presentado como un plan innovador, el Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia, que preside Ruth González Silva, se puso en marcha el programa “Caminemos de la Mano por una Menstruación Digna”, que dotaría de  accesorios básicos en su período a las mujeres potosinas en las cuatro zonas del estado.

Al presentarse el anuncio, expusieron que se iban a repartir más de 25 mil kits o accesorios distribuidos en las zonas de alta pobreza, donde es difícil acceder a tales insumos. “El innovador programa en San Luis Potosí, se realizará en lugares marginales, centros de readaptación social, albergues y otras instancias de asistencia comunitaria, cuya etapa inicial contempla la entrega de 25 mil kits en las cuatro regiones del estado”. Fue lo que dijo el boletín institucional.

Antes del arranque, Ruth González y el gobernador Ricardo Gallardo y demás boletines informativos, manejaron otras cifras diferentes, más de 30 mil kits, no 25 mil, para las mujeres potosinas. Expusieron que los kits menstruales se conforman de 2 calzones menstruales y 4 toallas reutilizables ecológicas. Los requisitos para recibir el apoyo son copia del Instituto Nacional Electoral, comprobante de domicilio y la Clave Única del Registro Poblacional. Los insumos solo se entregarían a partir de 17 años 11 meses hasta 35 años de edad.

El programa arrancó el 24 de mayo en Valles y Aquismón, donde Ruth González expuso que se iniciaba con la entrega de 7 mil kits para mujeres de la zonas vulnerables. Destaca que ni en boletines ni en el arranque del programa, el DIF dio a conocer el monto de lo gastado.

Con el objeto de conocer el trasfondo a detalle del programa “Menstruación Digna”, La Noticia, a través de la solicitud de datos, con folio 240471022000107, dirigida al Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia, requirió informes acerca del programa, como monto de lo invertido, número de kits adquiridos, forma de adjudicaciones, compra de los productos, empresa o proveedor de los artículos, entre otros requerimientos.

La respuesta se contrapone a lo expuesto por la directora del organismo, Ruth González y el mismo Gallardo Cardona. Las primeras contradicciones se dieron en el número de kits adquiridos. En un inicio anunciaron 25 mil kits, después más de 30 mil. En número real adquiridos fue de 22 mil 124, al menos 8 mil menos de los anunciados.

La segunda incongruencia que se contrapone a lo dicho por la presidenta del DIF, son los volúmenes destinados a Valles y Aquismón, donde arrancó el programa. González prometió 7 mil para la zona. Apenas se autorizaron 588 paquetes  para Valles  y mil 488 a Aquismón.

            En los datos  obtenidos, se expone que lo invertido para adquirir los más de 22 mil  kits, fue un total de 20 millones de pesos.  El DIF omitió brindar informes acerca de los proveedores de los productos y forma de compra.

Aunque no facilitaron los datos solicitados sobre el costo individual de los kits, con los pocos datos obtenidos, se establece que cada paquete adquirido, tuvo un precio de 903 pesos, que incluyen 2 calzones menstruales y 4 toallas sanitarias. Manejan un precio de 903 pesos. Al comparar los costos en diversas comercializadoras online, como Mercado Libre y Amazon, se puede establecer una considerable alza en los productos que entrega el DIF, de casi el doble e incluso el triple, si se considera que la compra de productos, se hacen por mayoreo, lo que genera, se reduzcan de manera considerable, en el costo de los insumos.

Si se establece que los kits entregados por el DIF en 903 pesos, al comparar los mismos 2 calzones menstruales y 3 toallas sanitarias reutilizables en Mercado Libre, se establece un costo de 584 pesos, con productos similares, como los más vendidos, certificados en su calidad.

En Amazon, con el costo de 658 pesos, se conforma la compra de 7 toallas sanitarias y 2 calzones menstruales. Un precio menor al establecido por el Dif estatal y con mayor número de productos.

En Amazon, si se establece como tope, los 903 pesos que gasta el Dif por kit, se podría armar un paquete de 10 toallas sanitarias reutilizables y 2 calzones menstruales por el precio de 899 pesos.

El DIF estatal maneja un sobre precio excesivo en los enseres que entrega en ayuda a la mujer potosina. Si se consideran los 22 mil kits, que aluden a la primera etapa del programa, se configura un excesivo despilfarro de recursos públicos en el futuro, para las siguientes etapas, con el propósito de beneficiar al proveedor, Grupo Estudiat. Sigue la negativa a informar el manejo de los fondos públicos, uno de los sellos característicos del actual gobierno.

No obstante los costos excesivos en la compra de kits y el casi nulo número de beneficiados, el DIF estatal y gobierno del estado han emprendido una campaña masiva del programa “Caminemos de la Mano por una Menstruación Digna”, donde resalta la imagen benefactora de Ruth González Silva y Ricardo Gallardo Cardona, que se niegan a informar lo gastado en rubros donde quedan como figuras mesiánicas.

es content solo

Cifras maquilladas y pocos beneficiarios en el programa de kits menstruales

                                

Derivado de un sondeo realizado y presentado como un plan innovador, el Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia, que preside Ruth González Silva, se puso en marcha el programa “Caminemos de la Mano por una Menstruación Digna”, que dotaría de  accesorios básicos en su período a las mujeres potosinas en las cuatro zonas del estado.

Al presentarse el anuncio, expusieron que se iban a repartir más de 25 mil kits o accesorios distribuidos en las zonas de alta pobreza, donde es difícil acceder a tales insumos. “El innovador programa en San Luis Potosí, se realizará en lugares marginales, centros de readaptación social, albergues y otras instancias de asistencia comunitaria, cuya etapa inicial contempla la entrega de 25 mil kits en las cuatro regiones del estado”. Fue lo que dijo el boletín institucional.

Antes del arranque, Ruth González y el gobernador Ricardo Gallardo y demás boletines informativos, manejaron otras cifras diferentes, más de 30 mil kits, no 25 mil, para las mujeres potosinas. Expusieron que los kits menstruales se conforman de 2 calzones menstruales y 4 toallas reutilizables ecológicas. Los requisitos para recibir el apoyo son copia del Instituto Nacional Electoral, comprobante de domicilio y la Clave Única del Registro Poblacional. Los insumos solo se entregarían a partir de 17 años 11 meses hasta 35 años de edad.

El programa arrancó el 24 de mayo en Valles y Aquismón, donde Ruth González expuso que se iniciaba con la entrega de 7 mil kits para mujeres de la zonas vulnerables. Destaca que ni en boletines ni en el arranque del programa, el DIF dio a conocer el monto de lo gastado.

Con el objeto de conocer el trasfondo a detalle del programa “Menstruación Digna”, La Noticia, a través de la solicitud de datos, con folio 240471022000107, dirigida al Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia, requirió informes acerca del programa, como monto de lo invertido, número de kits adquiridos, forma de adjudicaciones, compra de los productos, empresa o proveedor de los artículos, entre otros requerimientos.

La respuesta se contrapone a lo expuesto por la directora del organismo, Ruth González y el mismo Gallardo Cardona. Las primeras contradicciones se dieron en el número de kits adquiridos. En un inicio anunciaron 25 mil kits, después más de 30 mil. En número real adquiridos fue de 22 mil 124, al menos 8 mil menos de los anunciados.

La segunda incongruencia que se contrapone a lo dicho por la presidenta del DIF, son los volúmenes destinados a Valles y Aquismón, donde arrancó el programa. González prometió 7 mil para la zona. Apenas se autorizaron 588 paquetes  para Valles  y mil 488 a Aquismón.

            En los datos  obtenidos, se expone que lo invertido para adquirir los más de 22 mil  kits, fue un total de 20 millones de pesos.  El DIF omitió brindar informes acerca de los proveedores de los productos y forma de compra.

Aunque no facilitaron los datos solicitados sobre el costo individual de los kits, con los pocos datos obtenidos, se establece que cada paquete adquirido, tuvo un precio de 903 pesos, que incluyen 2 calzones menstruales y 4 toallas sanitarias. Manejan un precio de 903 pesos. Al comparar los costos en diversas comercializadoras online, como Mercado Libre y Amazon, se puede establecer una considerable alza en los productos que entrega el DIF, de casi el doble e incluso el triple, si se considera que la compra de productos, se hacen por mayoreo, lo que genera, se reduzcan de manera considerable, en el costo de los insumos.

Si se establece que los kits entregados por el DIF en 909 pesos, al comparar los mismos 2 calzones menstruales y 3 toallas sanitarias reutilizables en Mercado Libre, se establece un costo de 584 pesos, con productos similares, como los más vendidos, certificados en su calidad.

En Amazon, con el costo de 658 pesos, se conforma la compra de 7 toallas sanitarias y 2 calzones menstruales. Un precio menor al establecido por el Dif estatal y con mayor número de productos.

En Amazon, si se establece como tope, los 909 pesos que gasta el Dif por kit, se podría armar un paquete de 10 toallas sanitarias reutilizables y 2 calzones menstruales por el precio de 899 pesos.

El DIF estatal maneja un sobre precio excesivo en los enseres que entrega en ayuda a la mujer potosina. Si se consideran los 22 mil kits, que aluden a la primera etapa del programa, se configura un excesivo despilfarro de recursos públicos en el futuro, para las siguientes etapas, con el propósito de beneficiar al proveedor, Grupo Estudiat. Sigue la negativa a informar el manejo de los fondos públicos, uno de los sellos característicos del actual gobierno.

No obstante los costos excesivos en la compra de kits y el casi nulo número de beneficiados, el DIF estatal y gobierno del estado han emprendido una campaña masiva del programa “Caminemos de la Mano por una Menstruación Digna”, donde resalta la imagen benefactora de Ruth González Silva y Ricardo Gallardo Cardona, que se niegan a informar lo gastado en rubros donde quedan como figuras mesiánicas.

es content solo

El incremento del boleto a la Fenapo, necesario para cubrir los nuevos costos y salarios

El presidente del patronato de la Feria Nacional Potosina, Rafael Villalobos, destacó que el aumento de 10 a 15 pesos en el boleto de entrada, fue un ajuste indispensable después de 12 años de mantener la misma tarifa, ya que los costos internos se elevaron a más del 150%. Precisó que los gastos del teatro del pueblo se incrementaron de 5 a 13 millones de pesos. En el mismo rango se ubica el salario de 450 trabajadores eventuales que se contratan en el lapso que duran los festejos, ya que tienen mayores percepciones.

Añadió que la Fenapo no recibe ningún apoyo económico del gobierno estatal, por lo que debe ser auto suficiente con los ingresos que genera. Expuso que los ex mandatarios Fernando Silva y Marcelo de los Santos, en su momento, sólo ayudaron a la compra de los actuales terrenos. No obstante, se mantiene el criterio de beneficiar a los ancianos y niños de las colonias marginales con entradas gratis. A través del DIF estatal, se les entregan boletos para acceder a los juegos mecánicos. Les hacen un recorrrido por las instalaciones y les obsequian una comida.

Villalobos expuso que no obstante la nueva tarifa, rompió récord de entrada con 80 mil visitantes el primer día feriado. Antes la cifra no llegaba ni a los 50 mil. Lo favoreció haber contratado al popular grupo musical Ángeles Azules, que abarrotaron la explanada del teatro del pueblo. Ante la gran demanda de boletos, la gente desesperada, se amontonó en dos de las 18 taquillas. El próximo año, planea establecer carriles de acceso y numerar los sitios de venta, para evitar saturaciones por las compras masivas. Incluso, acercar las casetas a las oficinas centrales, para reducir las distancias en el traslado del dinero.

Rafael Villalobos destacó que los estacionamientos y baños se mantienen concesionados. Aunque no descartó analizar la variante de costos-beneficios para más adelante. Expuso que parte de las ganancias se destinarán para hacer arreglos al sitio donde se ubica el restaurante Los Toneles, que tiene techo de palma. Podría cambiarse por tabla roca u otros materiales menos flamables. También se harían cambios a varios locales donde se exhiben las artesanías, que tienen paredes de otate. Mejorar la limpieza de los sanitarios que maneja la empresa Atracciones García que puso retretes portátiles en la zona de juegos, con sus respectivos tanques de agua y descargas directas al drenaje.

Villalobos expuso que junto con su equipo de colaboradores, se esforzarán por hacer una feria de carácter familiar. Para garantizar las medidas de seguridad y evitar disturbios, en la Plaza del Mariachi, evitarán que los asistentes salgan con bebidas alcohólicas en las manos. Aseveró que no compite con el espectáculo que se ofrece en el palenque, donde los costos de entrada son mayores. Para lograr un mayor éxito en el teatro del pueblo, buscó conjugar un grupo de artistas y cantantes de épocas diversas, que le gusten a los asistentes de todas las edades. Fue por lo que contrató a Napoleón, Cartel de Santa, Sonora Santanera, Pérez Prado, Yuri y la banda musical Los Beatles, entre otros