Archivo de la etiqueta: agricultor

es content solo

Sospechoso agricultor

El alcalde de la capital, Ricardo Gallardo Juárez, que aspira a reelegirse en el cargo, cambió de ocupación, ahora es agricultor. Antes fue vendedor de pollos, después industrial de productos avícolas. Luego se convirtió en controvertido político. Junto con su familia, en menos de 9 años, amasó una fortuna que asciende a 10 mil millones de pesos. Gallardo Juárez, bajo la sombra de los cargos públicos, pasó a ser un astuto negociante inmobiliario. Terminó como agricultor, tiene más de 15 millones de metros cuadrados de terreno urbano y agrícola distribuidos en más de 300 inmuebles.

Ahora como moderno campesino, Gallardo Juárez adquirió casi 150 hectáreas ejidales que luego convirtió en propiedad privada. El 3 de diciembre del 2016, después de casi dos años como edil de la capital, obtuvo títulos de propiedad por más de 130 hectáreas que en el 2012 compró en su gestión como munícipe de Soledad en La Rinconada, perteneciente a San Luis Potosí. La tierra la repartió con su cónyuge, hija, nuera y dos empleados que fungen como prestanombres. No pueden disponer, tampoco vender sin su permiso. En la zona el precio del metro cuadrado es de mil 200 y 2 mil pesos. Significa que el valor de la  propiedad oscila en los 2 mil 600 millones o los mil 560 millones, cuando apenas pagó 25 millones de pesos, que salieron de las arcas municipales.

A mediados del 2012, Gallardo Juárez, como presidente municipal de Soledad, compró los más de 13 millones de metros cuadrados de tierra de uso común que un año después convirtió en propiedad privada. Cubrió a sus dueños 5 millones de pesos. El entonces tesorero, Salvador González Martínez, pagó de manera individual a los campesinos. González Martínez funge hoy como contralor interno del Organismo Intermunicipal de Agua Potable y Alcantarillado, Interapas, donde continuó el saqueo de los recursos públicos.

En octubre del 2012, asumió la alcaldía de Soledad, José Ricardo Gallardo Cardona. Nombró contralor interno a González Martínez y puso como tesorero a Jesús Emanuel Ramos Hernández, que ocupó el mismo cargo en el ayuntamiento de la capital. El 15 de marzo del 2013, Gallardo Cardona colocó como contralor del Interapas a González Hernández, que desde entonces se mantiene en el puesto. González y Ramos, además de funcionarios municipales, sirven de operadores financieros de Gallardo Juárez. González Martínez fue a la vez comisario de las empresas de Gallardo Juárez y Gallardo Cardona.

El 16 de marzo del 2013, un día después que González asumiera la contraloría del Interapas, el ejido celebró una asamblea donde acordó el cambio de destino de una superficie de 130-06-96.727 hectáreas de tierras de uso común a tierras parceladas que compró Gallardo Juárez, que repartió en siete parcelas individuales. La primera tiene el número 132, con una superficie de 22-38-66.961 hectáreas a favor de Candy Aracely Gallardo Cardona, actual diputada federal. La segunda parcela con el número 133, con una superficie de 22-27-24.662 hectáreas está inscrita a favor de Ricardo Gallardo Juárez. La tercera parcela con el número 134 con 22-51-33.212 hectáreas está a nombre de la nuera y presidenta del DIF de Soledad, Ruth Miriam González Silva. La cuarta parcela, la 135, con una superficie de 20-69-54.057 hectáreas la endosaron a la presidenta del DIF de la capital y esposa del edil en campaña, María del Pilar Cardona Reyna. La quinta parcela, la 136, mide 22-52-30.945 hectáreas, está a nombre de María del Carmen Gutiérrez Morales, ex directora de recursos humanos del ayuntamiento de la capital y apoderada legal de las empresas del dueto. La sexta parcela, la 137, con superficie de 18-25-09.078 hectáreas está inscrita a favor de Mauricio Alejandro Alonso Sánchez, uno de los contratistas privilegiados de Gallardo Juárez en Soledad. La parcela siete también es del “jefe” Gallardo Juárez. Tiene 1-42-77.479 hectáreas.

En el acta de asamblea se asentó que con las más de 130 hectáreas que cambiaron de uso común a parcelas, la superficie del núcleo agrario se incrementó a 471-45-71.03 hectáreas y no quedó área de uso común. Significa que solo Gallardo Juárez tiene el 30% de las tierras del ejido, ahora de carácter particular, lo que lo convierte en un voraz terrateniente. A la asamblea asistieron 79 ejidatarios de los 104. El acuerdo se tomó con 79 votos a favor, cero en contra y cero abstenciones. Presidieron la asamblea de cambio de destino, el comisariado, representado por el presidente Esteban Pérez Arias. El secretario, Juan García Gámez. El tesorero José Pérez Gámez. El consejo de vigilancia, presidente, primero y segundo secretario, Pedro Arias Tenorio, Eusebio Gustavo Tenorio Juárez y María de la Luz Ramírez Pérez. Acudió de la Procuraduría Agria, en carácter de representante, Ramón Alejandro Galván Pérez. Dio fe el notario 18 con residencia en Soledad, Juan José Gaytán Hernández.

En los últimos días de marzo del 2013, se presentó un ejidatario y su hija, provenientes de La Rinconada a la tesorería de Soledad. Le preguntaron a la secretaria dónde estaba el funcionario Salvador González Martínez. Le dijeron que iban por el cheque de la venta de tierras ejidales, cuando estuviera el certificado agrario. Les dijeron que no se encontraba, pero lo podían buscar en su despecho, que se ubica en la cabecera municipal. El 8 de septiembre del 2014, la dirección general de catastro rural emitió el dictamen positivo para realizar el cambio de tierras. El 10 de octubre la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales a través de la dirección general de gestión forestal y suelos emitió el dictamen de vocación forestal de las 130-06-96.727 hectáreas. El 12 de diciembre del mismo año la Procuraduría Agraria apuntó ante el Registro Agrario Nacional el acuerdo de asamblea.

Para ampliar la compra masiva de bienes inmuebles, Gallardo Juárez tuvo que sumar a su hijo para adquirir más casas, predios, departamentos, automóviles, ranchos y ganado, lo que alertó al gobierno federal. Entonces intervino la sección de procesos legales de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público que presentó la denuncia por delincuencia organizada y lavado de dinero en contra de Gallardo Cardona. En enero del 2015, la Procuraduría General de la República lo encarceló. En  mayo determinaron que entre 2012 y 2015, el 12.4% del presupuesto de Soledad se desvió a empresas de Gallardo Cardona, pero dejó a salvo el desvío de recursos públicos que hizo su padre Gallardo Juárez. En mayo del 2015, abrieron una carpeta de investigación contra el ex tesorero Salvador González Hernández y la ex directora de recursos humanos, María del Carmen Gutiérrez Morales, también apoderada legal de las empresas de los Gallardo. La PGR los acusó del desvío de fondos públicos a los negocios Creativa de Desarrollos Inmobiliarios, Gallardo Continental y Tangamanga Continental que recibieron más de 119 millones del  ayuntamiento.

Sin embargo, nadie detuvo el proceso de la compra de las 130 hectáreas de uso común que hizo Gallardo Juárez en el ejido La Rinconada. El 3 de diciembre del 2016, el Registro Agrario Nacional, por instrucciones del presidente de la república Enrique Peña, expidió los títulos de propiedad 000001000869, 000001000797, 000001000866, 000001000865, 000001000867, 000001000868 y 000001000796 que amparan el nuevo predio de Gallardo Juárez que dividió en parcelas. No lo anotó en su declaración patrimonial para evitar acciones judiciales de embargo y decomiso por actos fuera de la ley. El primer título amparó la parcela número 133 Z-P-1, que tiene una superficie de 22-38-66.961 hectáreas a favor de Candy Aracely Gallardo Cardona, ahora diputada  federal. Asumió el cargo como suplente de la legisladora con licencia Érika Irazema Briones Pérez, candidata a la presidencia municipal de Villa de Reyes. En el documento que extiende el Registro Agrario Nacional se declaró que nació el 2 de febrero de 1987, tiene 31 años. Está casada, se dedica a las labores del hogar. Vive en domicilio conocido de La Rinconada San Luis Potosí.

El segundo título de propiedad ampara la parcela 133 Z3P-1 que mide 22-27-24.622 hectáreas. Es de Gallardo Juárez. En el papel se establece que nació el 6 de octubre de 1955, tiene 62 años, es casado. Su ocupación es agricultor y dice que vive en Álamo número 2, fraccionamiento El Pedregal. El tercer documento ampara la parcela 134- Z3-P 1 que tiene una superficie de 22-51-32.212 hectáreas a favor de Ruth Miriam González Silva, esposa del  candidato a diputado federal por el PRD, Gallardo Cardona. González es la presidenta del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia. También fue candidata temporal del PRD al senado donde al final quedó la ex regidora Leonor Noyola. Se asentó que nació el 6 de agosto de 1986, tiene 31 años. Estudió ciencias de la comunicación.

El cuarto título ampara la parcela 135 Z-3 P1 con un superficie de 20-69-54.057 hectáreas a nombre de María del Pilar Cardona Reyna, presidenta del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia en el municipio de San Luis. Se establece que nació el 23 de agosto de 1956, tiene 62 años. El quinto título ampara la parcela 136 Z-3-P 1, con 22-52-30.945 hectáreas. Está a nombre de María del Carmen Gutiérrez Morales. Nació el 16 de febrero de 1985, tiene 33 años. El sexto documento ampara la parcela  137 Z3- P 1, tiene 18-25-09-078 hectáreas. Está a nombre del constructor y empresario de bienes raíces, Mauricio Alejandro Alonso Sánchez. El séptimo título ampara la parcela 138 Z-3-P1, mide 1-42-77.497 hectáreas a favor de Gallardo Juárez.

En los títulos de propiedad se consignó que todos los dueños, excepto Gallardo Cardona, tienen su domicilio en el ejido donde compraron las tierras, cuando en realidad viven en otro lugar. Gallardo Cardona, Cardona Reyna, González Silva y Gutiérrez Morales se ocupan en “labores del hogar”. Aunque los títulos de la nueva propiedad de Gallardo Juárez se inscribieron en enero del 2017, hace más de un año en el Registro Público de la Propiedad y el Comercio, en el sistema informativo  aparecen a medias los datos. No están en las pantallas los documentos, menos las actas de asamblea, tampoco los contratos de compra-venta. Se ignora si el comprador como el vendedor, cumplieron con las normas jurídicas de respetar el derecho de tanto y que la venta se haya hecho cuando menos al precio de la referencia que establece la Comisión de Avalúos de Bienes Nacionales o cualquier institución de crédito. Además si se respetó el derecho de preferencia del gobierno estatal y municipal. Y si se observaron otros preceptos de la ley agraria y ley general de asentamientos humanos.

A las más de 130 hectáreas que tiene Gallardo Juárez en La Rinconada distribuidas entre su familia, hay que sumarle otras siete parcelas que compró en el 2012, cuando fue edil de Soledad. En el 2009, apenas ganó la alcaldía, adquirió un terreno en el ejido de Soledad de 9 mil 950 metros cuadrados en el punto denominado “Los Noyola”. El 2 de mayo del 2012, cuatro meses antes de dejarle el puesto a su hijo, adquirió cinco parcelas en el ejido Milpillas, de 15 mil hasta 26 mil metros cuadrados cada una. En agosto del mismo año, en la víspera de su salida, compró la parcela 8Z-1 P1/2 de 65 mil 509.170 metros cuadrados en el ejido Cándido Navarro. Las siete parcelas suman casi 12 hectáreas. Tiene más de 290 inmuebles, entre casas y departamentos, por las que pagó 7 millones de pesos, predios que adquirió en sumas exorbitante de 40 millones de pesos. Gallardo Juárez, con su clan familiar, posee tres fraccionamientos con más de 350 viviendas y más de ocho empresas entre las que destacan Inversión Creativa de Desarrollos Inmobiliarios, Tangamanga Continental, Quality Inmobiliaria Potosina, Tangamanga André, Gallardo Continental, Agroindustrias Ricón y/o Autotransportes Ricón, cuyo valor asciende a los 10 mil millones de pesos.