‚ÄúNadie sabe de qu√© vive el PAN‚ÄĚ

21 junio, 20223:22 pmAutor: a Noticia San Luis/ Juan Pablo MorenoCapital Destacada Noticias

                            

El ex director de log√≠stica y el hombre m√°s cercano al ex gobernador Jes√ļs Marcelo de los Santos, el activista Carlos Fern√°ndez Galv√°n, sostuvo que el PAN en San Luis Potos√≠, no tiene porvenir. Los que emigraron a otro organismo, nunca fueron panistas de esp√≠ritu, s√≥lo actuaron por conveniencia. Estableci√≥ que el ex diputado federal, Ricardo Gallardo Cardona, le gan√≥ la gubernatura a su oponente Octavio Pedroza Gait√°n, con inteligencia, mucho dinero y trabajo. El ex l√≠der del Frente C√≠vico Potosino y ex alcalde interino de la capital, explic√≥  que la ca√≠da del PAN inici√≥ cuando ganaron alcald√≠as, diputaciones, senadur√≠as, gubernaturas y presidencia de la rep√ļblica. Entonces, el gobierno le dio dinero al partido, los jefes del partido cambiaron el esp√≠ritu de lucha por la permanencia en el poder. Cit√≥ al ide√≥logo fundacional, Luis H√©ctor √Ālvarez: ‚Äúsupimos derrotar a la derrota, pero el triunfo nos derrot√≥‚ÄĚ. A√Īade. ‚ÄúA nosotros no nos dieron nada. Los que trabajamos, tampoco cobramos. Nadie lo hizo, salvo las secretarias que estaban de planta. Logramos muchos triunfos, hab√≠amos conquistado al pueblo‚ÄĚ.

‚ÄúEn tiempos de elecciones, le d√°bamos de comer a la gente y no ten√≠amos dinero, pero le hablamos a los amigos. Les pedimos tortas y refrescos, llegaban tantos, que en la noche, sacamos camionetas para repartirlas a los que participaban y pagarles. Se empez√≥ a corromper el esp√≠ritu. Otros que vieron la alternativa de ser diputados federales y presidentes municipales. En los √ļltimos 30 a√Īos, al PAN le ha ido mejor que a otros partidos. Ganamos m√°s que nadie. Adem√°s han hecho un papel decoroso. A muchos j√≥venes les empez√≥ a gustar la carrera pol√≠tica, pero la vieron como un negocio, un modus vivendi. Y la pol√≠tica es el bien com√ļn, el principio fundamental que nos ense√Īaron desde el inicio. Cuando el PAN lleg√≥ a la presidencia de la rep√ļblica dos veces y de manera consecutiva, se llen√≥ de gente, porque el PRI se fue de picada. Dijeron que ahora, el dinero lo ten√≠a el partido. El PAN creci√≥ de tal manera que en San Luis Potos√≠, que logramos el carro completo en las posiciones de elecci√≥n popular. En la etapa de Marcelo de los Santos, el partido ten√≠a todos los diputados locales de mayor√≠a. Lo mismo los legisladores federales. Estuvimos en  jauja, pero luego empezamos a bajar de manera muy r√°pida. Lleg√≥ a la presidencia de la rep√ļblica, Felipe Calder√≥n  Hinojosa, que se confront√≥ con el actual mandatario‚ÄĚ.

Agreg√≥ que despu√©s, el PAN  se vino abajo, igual que el PRI. Hoy el PAN ocupa el segundo lugar en San Luis, pero con una crisis espantosa. ‚ÄúEst√° peor que el PRI y el PRD, nadie sabe de qu√© vive. Movimiento Ciudadano ha tenido un crecimiento importante, consigui√≥ Jalisco y Nuevo Le√≥n, los principales estados del pa√≠s. Tienen un candidato que puede ser presidente de la rep√ļblica. Es hijo del sacrificado Luis Donaldo  Colosio, del mismo nombre. Est√° peleado con los priistas, un d√≠a les envi√≥ un mensaje, donde les dijo que no le pusieran esculturas ni fotograf√≠as de su pap√°, ya que no est√° de acuerdo de c√≥mo operan. Se me hace muy joven todav√≠a, hace falta alguien m√°s maduro. En el caso del PAN, empez√≥ a llegar gente nueva que gan√≥ billetes. Son personas que no han triunfado en la iniciativa privada, pero hay sus excepciones, como pas√≥ con el ex alcalde de la capital, Guillermo Pizzuto, que no cobraba. El l√≠der c√≠vico, Salvador Nava Mart√≠nez, si ten√≠a un sueldo, lo necesitaba. Yo fui regidor, entonces ganaba 2 mil 500 pesos al mes. Seg√ļn las leyes vigentes, se pod√≠a desempe√Īar de forma simult√°nea un cargo. Fui director de catastro durante 6 a√Īos‚ÄĚ.

‚ÄúLa mayor√≠a que buscan una carrera pol√≠tica, lo hacen para eternizarse, ir de un puesto a otro y no por el bien com√ļn. Fue lo que provoc√≥ la debacle del partido. Ahora que est√° como dirigente Ver√≥nica Rodr√≠guez, hay que esperar resultados. Los √ļltimos comit√©s han relegado a los viejos que han aportado sus luchas, como Antonio Herr√°n, √Ālvaro El√≠as Loredo y Jorge Humberto G√≥mez Dom√≠nguez. Los j√≥venes se van a quedar con el partido, pero son selectivos, parece que subastan peque√Īas chambas. Los cambios generacionales deben estar sustentados. Algunos triunfaron y son eficientes diputados. Otros, desde que salieron de la universidad, han estado en el poder, como legisladores o en  otro puesto, porque no saben hacer otra tarea, a pesar de que son profesionistas. Necesitamos trabajar mucho para rehabilitar al partido. Me parte el alma saber que un grupo lo tiene bajo su control‚ÄĚ.

‚ÄúMe toc√≥ el tiempo cuando casi pedimos limosna para hacer campa√Īas. El presidente, secretario y todos los dem√°s, √≠bamos por las noches a pintar las bardas, hacer barricas de engrudo, pegar propaganda y de paso, nos acosaba la polic√≠a. Nos forj√≥ a tal grado, que el gobernador Fausto Zapata, solo dur√≥ 14 d√≠as, no alcanz√≥ a cobrar su primer sueldo. Lo tumbaron 50 mujeres. Fueron unas hero√≠nas, estuvieron sentadas d√≠a y noche en la calle. El rumbo del partido pudo haber cambiado muy f√°cil, cuando les dieron la gubernatura del partido, pero que no fuera el l√≠der c√≠vico, Salvador Nava. El estado mayor presidencial estuvo en San Luis para comunicar el inter√©s del presidente y que fuera Guillermo Pizzuto Zamanillo el beneficiario, cuando entonces era alcalde de la capital. Los hijos de Nava dijeron que el indicado era el galeno. Fue como ocurri√≥ en Guanajuato, donde hubo el primer gobernador panista, Carlos Medina Plascencia. Cuando lo llamaron, era presidente municipal. Se neg√≥ al principio, hasta que le dijeron que eran √≥rdenes de Carlos Salinas. Desde entonces, la entidad se convirti√≥ en una de las m√°s productivas, lo mismo que Quer√©taro. Acaba de salir como gobernador, Francisco Dom√≠nguez, que dej√≥ en ceros la deuda y hered√≥ dinero para el arranque‚ÄĚ.

‚ÄúSalinas rechaz√≥ a Nava porque hab√≠a encabezado el conflicto postelectoral en el estado y una marcha a la ciudad de M√©xico para denunciar el fraude con el que se impuso a Fausto Zapata Loredo. En Guanajuato perdi√≥ las elecciones Vicente Fox, que se inconform√≥ y le asignan el cargo a Medina. El que abri√≥ el cascar√≥n al PAN fue Salinas, que reconoci√≥ el triunfo en Baja California a Ernesto Ruffo. Hubo temporadas que le dimos sacudidas  horribles al PRI. Cuando Nava camin√≥ a M√©xico, los enviados de Salinas se juntaron con los hijos del oftalm√≥logo, que no aceptan otra oferta. Se pudo cambiar el destino de San Luis, pero no quisieron. Me considero 100% navista, pero del ala del oftalm√≥logo. Cuando naci√≥ el Frente C√≠vico Potosino, era un organismo muy fuerte que hac√≠a equipo con el PAN. El primer presidente fue Jorge Lozano Armengol y yo el tercero. Hab√≠a unidad. Nosotros fortalecimos en su momento al PAN. Nunca sacamos candidatos de otro lado. El doctor tuvo mucho respeto con el partido. En su mandato, tuvo un 70 u 80% de panistas en su gabinete. Cuando se ausent√≥ dos meses, dej√≥ de interina a Lupita Rodr√≠guez Carreras. Lo que no sucedi√≥ con Xavier Nava, al que destap√© como candidato a la presidencia municipal de la capital. Convenc√≠ a varios panistas de que lo apoyaran. Pero cuando gan√≥, olvid√≥ sus compromisos y la militancia no estuvo contenta‚ÄĚ.

‚ÄúEl frente se convirti√≥ en semillero del PAN, hasta que hubo pleito y se dividen. Se empez√≥ ir hacia abajo. Tampoco tiene futuro ahora con Xavier Nava. El que puede llegar a alcalde de la capital es el secretario de transportes, Leonel Serrato, que entrega becas a los estudiantes. Pero es tarea del gobernador, le puede costar el puesto. Xavier Nava no fue candidato a gobernador ni se reeligi√≥ porque se pele√≥ con el PAN. Yo lo destap√©. La primera vez que gan√≥, casi no le dio chamba a nadie. Solo al equipo del diputado federal, Xavier Azuara. Al hijo de Marcelo de los Santos, que se llama Marcelo de  los Santos Anaya, le hice una comida para mil 500 gentes. Luego, las mismas gentes caminaron a la plaza de armas. Nava los traicion√≥ luego de ganar, se olvid√≥ del partido. Retoma el Frente C√≠vico para hacer ruido. No cabe en ning√ļn lado. El PAN no lo quiere, el PRD tampoco. El Verde y Morena, menos. ¬ŅCu√°l le queda? Est√° acabado en lo pol√≠tico. El actual edil de la capital, Enrique Galindo, ha respondido de manera positiva. Proviene de una alianza con el PAN. Cuando le dieron el triunfo, hizo una comida, donde hab√≠a priistas y panistas. Tom√≥ el micr√≥fono, anunci√≥ que milita en el PRI, pero con todo respeto, gan√≥ por el PAN. Le dimos el 85% de los votos‚ÄĚ.

-El ex diputado local, Juan Pablo Escobar Martínez, es hoy funcionario del gobierno estatal. En el 2003, cuando el PAN ganó la gubernatura con Marcelo de los Santos, dijo que el partido se impuso con sufragios, pero no sumó a panistas al gabinete.

-Para mi gusto muy personal, los mejores gobernadores que ha tenido San Luis, son el profesor Carlos Jonguitud y Marcelo de los Santos, que sum√≥ colaboradores sin militancia. A los panistas, les gan√≥ la ambici√≥n por el dinero, m√°s que servir con la premisa del bien com√ļn. No est√°n adoctrinados y lo que buscan es un puesto. El PAN a√ļn no est√° en el precipicio, pero es a d√≥nde vamos. Y si todo se mantiene igual, se puede acabar.    

En su paso por el congreso como asesor del  diputado local, Rub√©n Guajardo Barrera, Fern√°ndez concluy√≥ que se debe estudiar a los futuros aspirantes a legisladores, ya que muchos no le atinan a su desempe√Īo. Dijo admirar a la legisladora de Redes Sociales Progresistas, Gabriela  Mart√≠nez L√°rraga. ‚ÄúHabla con un tecnicismo, al centavo. Adem√°s, hace un gran trabajo a favor de la mujer y los ind√≠genas. Se distinguen los panistas, Guajardo, Juan Francisco Aguilar y Aranza Puente, que es una magnifica oradora‚ÄĚ. No obstante, insisti√≥ que el PAN no tiene porvenir. ‚ÄúEl pueblo estaba aburrido del PRI y se vino con nosotros. Tuvimos dos presidencias de la rep√ļblica. Una con Vicente Fox, donde los hijos de su vieja, Martha Sahag√ļn, lo echaron a perder. Felipe Calder√≥n busc√≥ cambiar el pa√≠s y no pudo. Lleg√≥ Enrique Pe√Īa Nieto, otra vez por el PRI, con un gran descaro. Despu√©s, a la chingada el PRI y llega Morena y no hay avances. Adem√°s, su presidente es un dictador. Est√° loco. Y peor, lo apoya el ex mandatario de Estado Unidos, Donald Trump‚ÄĚ.

Aludi√≥ a los que emigraron al Movimiento Ciudadano, ‚Äúno son panistas. No ten√≠an en el coraz√≥n al PAN. Yo no me voy a ning√ļn lado. Si me lleva la chingada, porque no me quieren, no renuncio. Solo ya no me paro en el partido. Como dijo Marcelo de los Santos, no dejar√© sus filas hasta que me muera. El esp√≠ritu se ha perdido, no existe el adoctrinamiento necesario. A veces lloro. Es una tristeza. No tiene l√≥gica lo que hacen los chapulines, hoy est√°n aqu√≠ y luego en otro lado. Hay algunos que todav√≠a figuran, como el senador Marco Antonio Gama Basarte y el ex secretario del gobierno federal, el ex senador Francisco Xavier Salazar S√°enz. Tambi√©n la ex senadora Sonia Mendoza D√≠az, que en el PAN tuvo todos los puestos, regidora, diputada local y federal y candidata a gobernadora. Se fue por un pleito‚ÄĚ.

Dijo que Salazar brinc√≥ por seguir a Marco Antonio Gama que siempre fue su secretario particular, desde muy joven, al que forj√≥. ‚ÄúNo lo hizo por estar amolado. Hizo muchos negocios de computadoras. Tiene dinero. Su hijo, el ex diputado federal, Francisco Xavier Salazar, se fue a M√©xico, cuando el presidente Felipe Calder√≥n Hinojosa lo nombr√≥ subsecretario de minas e industrias, y ya no regres√≥. A sus hijos les dio libertad de estudiar lo que quisieran, pero tuvieron como hilo conductor la biblia. Son buenos hombres. Salazar no es potosino, lleg√≥ del Distrito Federal. Se hizo l√≠der del sindicato de maestros de la Universidad Aut√≥noma de San Luis Potos√≠ San Luis. Es muy inteligente. Los que se marcharon, lo hacen por capricho, porque no lograron lo anhelado. Cuando Gama se sum√≥ a la candidatura de Octavio Pedroza para gobernador, estuvo pocos d√≠as. Le llev√≥ una lista de todo lo que quer√≠a. Pedroza le dijo que no pod√≠a y a√ļn no ganaba. Hubo un enfrentamiento. Gama acostumbra a meter a toda la familia a trabajar. Tiene hermanos en el PRI y el PAN‚ÄĚ.

Fern√°ndez es maestro de oratoria. Establece que despu√©s de Marcelo de los Santos, el PAN ya no pudo ganar otra vez la gubernatura. Perdieron de manera consecutiva tres oportunidades, cuando la ten√≠an en las manos, con Alejandro Zapata Perogordo, derrotado antes de tiempo. Sonia Mendoza D√≠az no defendi√≥ el triunfo. A Pedroza le falt√≥ capacidad. Nadie super√≥ al contador p√ļblico, que es disciplinado, estricto y entr√≥n. Explic√≥ que a Pedroza Gait√°n le gan√≥ la fuerza econ√≥mica de Gallardo Cardona. ‚ÄúPerdi√≥ porque Gallardo fue m√°s capaz e inteligente. Tra√≠a mucho dinero para la vendimia. Sobre los tres candidatos que hemos tenido, el √ļnico que ten√≠a billetes para echar para arriba era Marcelo de los Santos, al que apoy√≥ la  iniciativa privada, con  billete grande. A Pedroza lo ayudaron, pero no fue igual. Su patr√≥n de siempre, Jos√© de Alba, uno de los hombres m√°s ricos de San Luis, que ya falleci√≥, lo ayud√≥, pero no con los recursos suficientes, no era tan dadivoso‚ÄĚ.

El ex presidente de la cartera de orden y disciplina inter partidaria del PAN,  se√Īal√≥ que Sonia Mendoza tuvo el triunfo en un pu√Īo. Le gan√≥ a Juan Manuel Carreras,  pero no se defendi√≥, a pesar de que ten√≠a 60 abogados. Al inicio dijo que le hicieron chapuza. ‚ÄúYo le met√≠ mil gentes al edificio del Consejo Estatal Electoral. Luego me dijo ya p√°rale Gordo, que no entren. Se neg√≥. Ya de regreso a la casa de campa√Īa, me dijo que √≠bamos a dar la lucha, a defendernos. Pero a los tres d√≠as me dice que junte a mis jefes. Nos reunimos en un lugar muy grande, con amplia mesa, que ten√≠a los mejores vinos. Asaban carne. Me pidi√≥ que hablara. Luego sigui√≥.  Agradeci√≥ la hayan seguido en la campa√Īa. Anunci√≥ que vendr√°n otros tiempos. Exclam√©, ya vali√≥ madre y me fui‚ÄĚ.

‚ÄúEl ex senador Alejandro Zapata fue el primer candidato que lleg√≥ con un 48% de las simpat√≠as y no ha habido otro. Perdi√≥ por g√ľey. La gente y empresarios le dieron mucho dinero. Cometi√≥ m√ļltiples errores. Un financiador que lo apoy√≥ estaba muy enojado. Marcelo de los Santos me mand√≥ calmarlo tantito. Me dijo, d√≥nde andaba. Le contest√© que en Espa√Īa, para traer negocios. Reclam√≥ que todav√≠a no son las elecciones y ya se gastaba su dinero. Zapata tampoco ten√≠a una persona adecuada para manejarla la campa√Īa. Yo fui de Marcelo de los Santos. Empezaba a laborar a las 6 de la ma√Īana y terminamos a las 12. Me ten√≠a que inyectar para estar firme. Me regal√≥ unos zapatos especiales para caminar, de los que usan los diab√©ticos. Le ten√≠a que pedir permiso para ir a un lugar. Era muy estricto. El tesorero de la campa√Īa era un problema, cuando le dije de una comida para 200 personas, sac√≥ el l√°piz, hizo cuentas de lo que se iba a tomar y comer cada asistente, para no excederse. Le dije que no pod√≠amos trabajar juntos y lo corri√≥. Trajo a su hermano, que fue distinto. Era una lucha constante. No descansamos un solo d√≠a en la campa√Īa‚ÄĚ.

‚ÄúLa esposa del contador p√ļblico, Guillermina Anaya, nos acompa√Ī√≥ un 70%. Result√≥ una gran oradora. Como alcalde, continu√≥ los puentes que hizo Zapata. Por las noches, recorr√≠a las calles, me ped√≠a que lo acompa√Īara. Tomaba el tel√©fono, llamaba a los directores y les dec√≠a que tal calle estaba sucia, con focos apagados. Los rega√Īaba. Una vez lo invitaron a una comida. Al salir, hab√≠a un perro muerto. Le habl√≥ al responsable de la basura y le dijo que lo levantara. Regresamos como a las 9 de la noche y segu√≠a el animal tirado. Le llam√≥ de nuevo al funcionario. Le dio las coordenadas de la calle. Le orden√≥ se lo llevara en la cajuela de su carro o estaba despedido‚ÄĚ.

‚ÄúUna vez y le dio risa cuando los vecinos de la plaza de toros, lo convidaron a una fiesta. Le ten√≠an un pastel con dos velas. Les pregunt√≥ el motivo. Contestaron que ten√≠a 6 meses en el cargo, pero hab√≠a un foco que durante dos a√Īos, no se apagaba de d√≠a ni de noche. Al momento lo cambi√≥ por uno nuevo. Los domingos supervisaba las obras, porque no quer√≠a ver a los arquitectos, que le echaban mentiras. Iba directo. Revel√≥ que el ex gobernador es un hombre sencillo. Desayunaba en los puestos del mercado Hidalgo. Una vez salimos tarde, tra√≠amos hambre, pas√≥ un ni√Īo humilde que mord√≠a una enchilada. Salud√≥ al mandatario, le pregunt√≥ si ten√≠a hambre. Le dio la mitad de la enchilada y se la comi√≥. Me qued√© espantado‚ÄĚ. Relat√≥ que el candidato a la alcald√≠a era al principio, el delegado de Pozos, Eduardo Casta√Ī√≥n, cuando supo que no pod√≠a ganar, le cedi√≥ la estafeta a Marcelo de los Santos. Para el registro, le llev√≥ gente de Soledad. Le pidi√≥ 30 camiones al ex edil, Juan Manuel Vel√°zquez, para moverlos.

                ‚ÄúComo alcalde, tuvo un trato cercano con el gobernador Fernando Silva, que lo invitaba a diversos actos y lo dejaba hablar primero. Lo hac√≠a muy mal. No le di clases, s√≥lo le dije c√≥mo mejorar. En la segunda contienda por la gubernatura, se impuso con una gran diferencia a su maestro de la universidad, Luis Garc√≠a Juli√°n‚ÄĚ. Destac√≥ que su ex jefe tiene una gran memoria. ‚ÄúEn Tamazunchale salud√≥ a un militante y seguidor, don Marianito, al que le pregunt√≥ de su esposa Juanita y c√≥mo qued√≥ despu√©s de una cirug√≠a. El se√Īor llor√≥. Visit√≥ todos los rincones del estado. La se√Īora Anaya me dec√≠a, ay gordo, nos trajiste hasta donde el diablo tir√≥ el calz√≥n‚ÄĚ. Refiri√≥ que el contador era valiente. Un 24 de febrero, luego de concluir la ceremonia, el l√≠der sindical de una empresa de vidrio, se le puso al brinco. Se enoj√≥, le dijo a su interlocutor: primero, respeta a mi esposa. Dos, hablas con el gobernador de San Luis Potos√≠. Si quieres fregazos, vamos. Se jal√≥ el saco para quit√°rselo. El contrario se ech√≥ para atr√°s. Sus compa√Īeros dijeron, perd√≥nelo y se lo llevaron‚ÄĚ.

En la contienda con Fernando Toranzo, dijo que Zapata ‚Äúperdi√≥ por pendejo, ya que tra√≠a mucha lana. Siempre se crey√≥ superior a Marcelo de los Santos. El que le hac√≠a la agenda, era un est√ļpido. Se lo dije, ya que me interesaba que ganara. Un d√≠a le organiz√≥ una comida hasta el fondo de la huasteca, luego una cena en Matehuala. Lo puso en riesgo, ya que sali√≥ por Ciudad del Ma√≠z y despu√©s brinc√≥ a doctor Arroyo, Nuevo Le√≥n. Lleg√≥ muy tarde. Los actos deben ser en escalera. Una vez lleg√≥ a palacio de gobierno, el secretario particular de Zapata. Nos pidi√≥ ver el despacho del mandatario,  para ver los cambios que iban a realizar. Todav√≠a no eran las elecciones.

Zapata y su equipo no hicieron campa√Īa. La mayor√≠a eran puras borracheras. Marcelo de los Santos estaba muy enojado. Dec√≠a, ya ni amuela‚ÄĚ.

Hizo comparaciones. ‚ÄúEn la huasteca, el tal√≥n de Aquiles de los candidatos, envi√≥ un grupo j√≥venes equipados, 15 d√≠as antes, a las casas de los representantes. No a un hotel, si ten√≠an que dormir en el suelo, ni modo. Les dio la despensa. Un hijo del contador, tiene un club de motocicletas a nivel nacional. Tambi√©n se los llev√≥. La gente se asust√≥, ya que iban uniformados de negro, con botas, cubiertos a media cara. No pudieron hacerle trampa. Llegaron a la huasteca cuatro trailes con m√°s motos de toda la rep√ļblica. Eran como 300.  Nos sali√≥ gratis‚ÄĚ. A Fern√°ndez lo salv√≥ un elemento del estado mayor presidencial, cuando se le ator√≥ un hueso en la garganta. ‚ÄúMe dio una fuerte cachetada para que lo arrojara. Por su gran apoyo, se gan√≥ la base laboral. Lo mismo hizo con 85 empleados que estaban bajo sus √≥rdenes, a los que tambi√©n sindicaliz√≥. El actual gobernador no los puede correr‚ÄĚ. Narr√≥ que Sonia Mendoza lo contrat√≥ por compromisos pol√≠ticos, ya que el coordinador era Juan Pablo Escobar, que ni se paraba a la casa de campa√Īa.

‚ÄúS√≥lo sacaba dinero. Me puso al lado a un pariente. ¬ŅD√≥nde se han visto dos gerentes del mismo banco? Nunca nos entendimos. Cada uno daba √≥rdenes. Adem√°s, Mendoza era muy desorganizada. Al √ļltimo minuto suspend√≠a los m√≠tines, lo que nunca hizo Marcelo de los Santos‚ÄĚ. Habl√≥ del excandidato a la gubernatura de la alianza PRI y PAN, Octavio Pedroza, del que dud√≥, todav√≠a sea decente. Record√≥ que a Marcelo de los Santos ‚Äúle hizo una jalada, cuando uno era gobernador y el otro alcalde‚ÄĚ. Se refiri√≥ a que el edil hizo un alboroto con una banda de guerra, para entregar 30 patrullas que el mandatario le hab√≠a conseguido. ‚ÄúEl pendejo tampoco lo invit√≥. Luego, en un acto de la universidad, donde ambos coincidieron, lo agarr√≥ en corto y le puso una cagada. Le intent√© decir que la prensa lo iba a golpear. El contador me call√≥ en p√ļblico. Cuando subimos a la camioneta, dio un portazo. Se mantuvo serio un largo rato. Luego me dijo, si era justo lo que el hijo de la chingada de Pedroza le hizo. Estaba caliente. Le ped√≠ que se calmara, ya que se pod√≠a enfermar. Pedroza llor√≥ por el rega√Īo, es muy chill√≥n‚ÄĚ.

Narr√≥ que al asumir el cargo, Fernando Toranzo atosig√≥ al contador y al equipo. Fern√°ndez y el ex secretario particular, Arturo Mu√Īiz, fueron acusados de malos manejos, pero nunca fueron llamados por la procuradur√≠a. El diario Pulso fue el m√°s insistente, por el conflicto que gener√≥ la vocera, Mar√≠a Luisa Paul√≠n, con el due√Īo del medio, Pablo Valladares. El contador le pidi√≥ a su ex jefa de prensa, ocultarse, irse a Quer√©taro. Le pagar√≠a el salario que tuvo como funcionaria, pero se neg√≥. Hubo una asamblea con Toranzo donde se acord√≥ la paz. Pero indiscreta, Paul√≠n public√≥ el pacto y provoc√≥ la ira del cirujano, que la encerr√≥ en las mazmorras de La Pila casi un a√Īo. Guillermina Anaya explot√≥: ‚Äúvieja hija de la chingada, le dijimos que no hablara‚ÄĚ. El contador le pag√≥ el litigante que la defendi√≥. Como vocera, la rega√Ī√≥ cada vez que la regaba.   

Carlos Fern√°ndez vaticin√≥ Ricardo Gallardo, meter√° a la c√°rcel a su antecesor, Juan Manuel Carreras L√≥pez. Est√° ilusionado con ser candidato a presidente de la republica, pero le falta mucho camino por andar. Sostuvo que apenas ha realizado algunas obritas. Advirti√≥ que dejar√° un incondicional del Verde Ecologista en 6 a√Īos. El Movimiento Ciudadano se quedar√° rezagado. Le falta mucho para sustituir a Morena. El problema que padece el pa√≠s no radica en los partidos, ‚Äúest√° en los guebones que no votan y son muchos‚ÄĚ. Sostuvo que al presidente Andr√©s Manuel L√≥pez Obrador, le beneficia que todos los d√≠as lo critiquen, ya que se mete en el √°nimo de los ciudadanos.

Comments

comments

PAN revista La Noticia slp

Comments

comments