Mónica Rangel se dice sensible a la crítica y respetuosa de las instituciones

19 abril, 20219:10 pmAutor: Oralia Guzmán MendozaCapital Noticias

La candidata de Morena a la gubernatura, Mónica Rangel Martínez, afirmó que su campaña será de propuestas, escuchar a la gente y no responderá a los ataques en su contra con denostaciones, ya que la violencia no se resuelve con más violencia. “Cuando sube de tono, genera un círculo perverso. En mi persona van a encontrar a alguien que escucha, incluyente. Si me cierran la puerta, la vuelvo a tocar, para sentarnos a platicar. A veces que no se dan las circunstancias, pero hay que insistir. Jamás atacaré a los demás contendientes. Me interesa ser una mujer de propuestas claras y objetivas. Escuchar y trabajar con la ciudadanía. Es lo que haré junto con mi equipo, ni siquiera le llamo gabinete. Soy de pocas palabras, pero más de acciones y resultados. Sensible a la crítica, lo que ayuda a construir un estado y país”.

Al hablar sobre el zafarrancho que se generó con la visita del dirigente nacional, Mario Delgado, en una asamblea del Saucito, Rangel dijo que se debe analizar, si los que llegaron a disolver la cita de estructura, donde se implementaban estrategias de capacitación y trabajo, son verdaderos militantes de Morena o enviados para disolver la junta. “Los morenistas no se atacan entre sí. Somos compañeros de lucha. Los que llevan el chaleco, son personas de campo que trabajan. Los que llegaron, si son morenistas, nunca hubieran atacado a un hermano, no le arrojan piedras, porque estamos en la misma sintonía. Pero hay personas, grupos, que no quieren perder privilegios. Es el tema. Yo nunca lastimaría a nadie, es mi forma de actuar. Ustedes han visto que durante todo un año, hubo críticas en mi contra. Yo no voy a fomentar las ofensas, soy de instituciones. Serán las que resuelvan los conflictos en el terreno de la legalidad”.

Aseveró que parte de los agravios políticos que se generan, se centran en la mujer. “La gente se da cuenta de las exageraciones. Todos tienen a la mano un celular para informarse. Distinguen los medios serios que informan de los candidatos para que los ciudadanos tomen la mejor decisión y no avalar los que insisten en los ataques. Las campañas negras siempre han existido. Lo que no apruebo es que se agreda a la mujer. Las ofensas por parte del esposo, pareja o novios, tienen que ver con un asunto de poder, para mostrar que están por encima de otra persona, de creerse incluso, dueños. En otras veces es un tema de competencia. Para frenar el fenómeno, en familia o como padres, debemos reeducar a las nuevas generaciones en la igualdad. Aprender a comportarnos de manera diferente”.

La candidata a la gubernatura de Morena, anunció que para proteger a las mujeres y contrarrestar los feminicidios que están a la alza, implementará el programa Mujeres Juntas, que incluye una serie de acciones, como asegurarles un salario de apoyo a las que no cuentan con un ingreso propio. Les ayudará a contribuir con los gastos de alimentos, educativos y salud de los hijos. Pero al mismo tiempo, las vuelve menos vulnerables, ya que una gran parte de las víctimas dependen en lo económico de los cónyuges. Buscará hacer eficiente el sistema de justicia, fomentar la denuncia, acercar el servicio para que puedan presentar las quejas y garantizar que los agresores no queden impunes.

“Hay que atacar el problema desde la raíz, primero, brindar seguridad para que puedan tomar decisiones. Les daremos una atención integral. Vamos a apoyar a las emprendedoras, con becas para los hijos, cuidar su salud, sumarlas a los programas federales que se tienen. Crear una policía femenina, capacitada, remunerada, sensible, con perspectiva de género, para atender a las víctimas. Investigaremos y castigaremos a los atacantes. No vamos a descansar hasta dar con los responsables. Con tales acciones, bajarán los feminicidios y el maltrato”. Señaló que los ataques se hicieron visibles y se combaten en mayor grado, por el trabajo de colectivos y agrupaciones que han alzado la voz. Pero la brecha de inequidad respecto a los hombres, persiste, ya que tienen mayores opciones de empleo, mejores salarios y ascensos.

Ilustró lo que sucede en Santa Catarina, donde existen 6 mil mujeres y solo 6 cuentan con un empleo formal. “En la huasteca platiqué con las mujeres de las culturas Tének, Náuhatl. Lo único que piden es no ser

golpeadas. Hay que brindarles oportunidades para que puedan contar con un intérprete y tengan la confianza del acompañamiento. Las mujeres juntas superamos todas las situaciones, hacemos revoluciones y podemos transformar San Luis”. Al incursionar en política, enfrentan mayores complicaciones que los hombres, pues son víctimas de ataques y violencia de género. Pero como candidata a la gubernatura, le toca continuar la brecha que empezaron otras generaciones, que incluso, dieron la su vida por la apertura.

Dijo estar consciente de recibir ataques, porque nadie quiere dejar el poder. Pero es tiempo de trasformar y demostrar que las mujeres saben gobernar de manera diferente, ya que son más sensibles al desempleo, falta de estudio, salud, lo viven a diario con la familia. “Le digo a mi equipo que no vamos por una elección, la lucha es por generaciones, para que las niñas y adolescentes, dentro de algunos años, sin ningún problema o cualquier tipo de violencia, les impidan participar en forma tranquila al hacer campañas positivas y gobernar”. Para combatir la delincuencia a mayor escala, Rangel dijo que se coordinará con los tres niveles de gobierno. La Guardia Nacional será estratégica para atacar los delitos de alto impacto. A nivel local, dotará a los agentes con equipo moderno, estrategias de inteligencia, altos salarios que impidan corruptelas, capacitarlos para que puedan ascender y los estimule cuidar a los ciudadanos.

Mónica Rangel dijo que no se confía en los sondeos que dan a Morena una ventaja en las intenciones del voto, por lo que irá a conquistar corazones y abrir conciencias, para que sepan quien los va a gobernar. Platicará y escuchará a todos los sectores que formaran parte de su plan de gobierno, porque solo de manera conjunta, podrá sacar adelante al estado. Sobre las protestas hacia su candidatura por parte de algunos militantes, desatacó que las verdaderas bases son pacifistas. Llegaron al zócalo sin romper un vidrio. Y lucharon hasta que el voto de la gente los favoreció en las urnas. Los que están inconformes, imaginan que no resultaron favorecidos, aluden a cuestiones personales.

“No respetan los estatutos del partido ni las normas que los rigen, donde señalan que podemos participar y sumarnos al gran proyecto de nación. Los que se oponen buscan el poder para querer ser. Las inconformidades son parte de la izquierda. Todas las corrientes son de libre pensamiento, lo dicen de frente y alto. Nunca traicionan su verdadera esencia, de servir y trabajar por los demás. Quiero trabajar de gobernadora, hago una entrevista para que los ciudadanos, los votantes, me contraten. No busco el cargo, es el encargo, después de 6 años, seguiré en San Luis. Quiero una entidad próspera, en paz, con inversiones, avanzar en cultura, turismo, lo educativo, ser referente nacional. Soy gestora, cumpliré lo que prometo”.

En materia de salud, buscará hacer efectiva la atención médica e insumos gratuitos. Son los principales ejes del presidente Andrés Manuel López Obrador. Acercar y ampliar los servicios a las diferentes zonas del estado, para lo que habrá de trabajar de la mano con el gobierno federal. Conseguirá los recursos que beneficien a San Luis. Refirió que como estudiante de la maestría en salud pública, tuvo la alternativa de conocer el esquema de Cuba. Es eficiente porque el ciudadano cumple sus obligaciones y el gobierno le garantiza un servicio gratuito y de calidad. Le gustaría alcanzar el mismo desarrollo, donde se tengan médicos de familia en las colonias y comunidades. Conformar redes integradas de cuidado.

Rangel encabezó el comité estatal de salud para el combate a la pandemia del Covid 19. Inició en marzo del 2020 hasta mediados de enero del año en curso, cuando solicitó licencia. Las vacunas que se aplican en el país, dijo, son efectivas y seguras, porque cuentan con el aval de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios, que valida y verifica, se cumplan con una serie de características de seguridad. Afirmó que el método de atender primero a los médicos y luego a los adultos mayores que superan los 60 años, de los municipios más alejados, fue el correcto, porque es el grupo que presenta mayores complicaciones. Pueden morir y por estar alejados de los servicios de salud, llegan tarde a los hospitales.

“Las estadísticas nos dicen que los mayores de 60 años son los que más fallecen y los de menor edad, enferman más, pero se mueren menos, porque tienen un sistema inmune fuerte. Al favorecer a los de mayores complicaciones y riesgo de morir, nos permite evitar saturaciones en el sistema de salud. Los adultos de las zonas más retiradas, tienen menos opciones de acceder a un hospital de alta especialidad o de Covid. Al retrasar el acceso por el tiempo que tardan en ser atendidos, puede ser un factor importante para salvar la vida”.

Rechazó que haya sido un error, no imponer desde el inicio de la pandemia, el uso generalizado y obligatorio del cubre bocas. Los especialistas recomendaron que las mascarillas quirúrgicas fueran para el personal médico y que la ciudadanía cargara los de algodón con doble capa. Se optó por no imponer el uso obligatorio. Se apeló a la voluntad de la gente, que no se podía sancionar, cuando ya tenían encima la pandemia, con una complicada circunstancia económica y el encierro forzado. “Fue mejor el convencimiento, hoy una gran parte utiliza la mascarilla. Saben que no se lo deben de quitar en un lugar cerrado y poco ventilado. Todo lo aprendimos sobre la marcha. El virus se incuba a los 14 días, en el largo periodo, hay que vigilar al paciente, que tarda en recuperarse. Lo que presiona al sistema de salud. La sana distancia y el lavado constante de manos son vitales. Es lo que haremos otros dos años más en lo que terminan todos los países de vacunar a los pobladores y tener la inmunidad. Luego reactivar la economía y el sector educativo, los de mayor rezago. Aunque se continuaron las clases de manera virtual, las habilidades de socializar y motricidad en los pequeños, se afectó. También se rezagaron los estudiantes de carreras que necesitan tareas de campo y laboratorio”.

Afirmó que en su campaña, tratará de cumplir los protocolos que marca el Consejo Estatal Electoral y lo que permita el semáforo epidemiológico. Buscará los espacios abiertos donde haya menos riesgos de contagios. Siempre con filtros sanitarios para la toma de temperatura. Va a establecer medidas para garantizar la seguridad de los asistentes. “Haremos menos reuniones masivas donde solo hable su servidora. Lo que buscamos es escuchar a los ciudadanos. Los problemas los conocemos, hay que buscar soluciones. Los tres meses de proselitismo, nos deben servir para enriquecer el programa de trabajo con especialistas en cada tema. Iremos por las casas, con todas las medidas de cuidado”.

Comments

comments

Comments

comments