López Obrador y Mario Delgado, a través de Gallardo Cardona, buscan apuntalar las aspiraciones presidenciales de Ebrard en el 2024

12 febrero, 202110:10 pmAutor: Juan Pablo MorenoCapital Noticias

El binomio integrado por el historiador y antrop√≥logo Joaqu√≠n Mu√Īoz y el diputado federal Ricardo del Sol, de manera sistem√°tica, han denunciado la abusiva conducta y triqui√Īuelas del dirigente nacional de Morena, Mario Delgado, empecinado en entregarle la gubernatura de San Luis Potos√≠ al candidato del Verde Ecologista, Ricardo Gallardo Cardona, al que ya le endos√≥ el manejo administrativo, legal y jur√≠dico, de 6 de 7 distritos federales, con el prop√≥sito de mantener el control del congreso de la uni√≥n, donde se gesta y distribuye el presupuesto, indispensable para mantener los programas asistencialistas que apuntalan la llamada Cuarta Transformaci√≥n. El legislador por el distrito 4 de Valles, sostiene que Delgado busca cubrir varias facturas pendientes al ex alcalde de Soledad, que le pudo facilitar una suma millonaria para ganar el cargo que ahora ostenta de manera controversial. El puntilloso acad√©mico Mu√Īoz sostiene que las atrocidades cometidas por Delgado, que se mueve de forma impune, las ejecuta porque tiene el aval del presidente Andr√©s Manuel L√≥pez Obrador.

En su portal electr√≥nico donde genera recurrentes pol√©micas, el tambi√©n ex candidato a la alcald√≠a de la capital por Morena, destac√≥: ‚Äúcon lo controlador que es L√≥pez Obrador, ¬Ņde verdad creen que Delgado act√ļa solo, de veras somos tan ingenuos?‚ÄĚ. En otro comentario resalt√≥ que ‚ÄúAmlo, con su jeta de no romper un plato, ya se encaprich√≥ con Gallardo y le vale despedazar el partido en San Luis, con tal de lograr su prop√≥sito‚ÄĚ, de tener mayor√≠a en el congreso federal. Luego a√Īadi√≥ que ‚ÄúDelgado carga la consigna del tabasque√Īo de hacer gobernador a Gallardo, para que luego respalde en el 2024, las aspiraciones presidenciales del secretario de relaciones exteriores, Marcelo Ebrard‚ÄĚ.

Mu√Īoz habl√≥ de las ‚Äúreuniones de Ebrard y Delgado con Gallardo a la vista de todos en San Luis. ¬ŅFue para intercambiar recetas de enchiladas y bocoles?‚ÄĚ. El belicoso acad√©mico tuvo el reclamo de simpatizantes y detractores, que le pidieron pruebas de sus asertos. Presuroso les contest√≥ que la primera cita en p√ļblico de Gallardo y Delgado, se realiz√≥ en el caf√© La Posada del Virrey, en el centro hist√≥rico, cuyo due√Īo es el empresario Jacobo Pay√°n. Luego Ebrard acudi√≥ a la casa de Gallardo a comer. Otro encuentro se dio en el Sanborns de Plaza Tangamanga. La siguiente en el restaurante del Hotel Panorama. ‚ÄúEn M√©xico, por supuesto que debieron reunirse las veces que les dio la gana. Pero las citas de San Lui resultan muy interesantes, ya que son para exhibirse‚ÄĚ.

Joaqu√≠n Mu√Īoz arremeti√≥ tambi√©n el l√≠der estatal de Morena, Sergio Serrano, al que ha denunciado de dilapidar en francachelas las prerrogativas. Incluy√≥ al super delegado, Gabino Morales, que usa recursos p√ļblicos para promoverse en lo pol√≠tico, junto con sus allegados. ‚ÄúLa coalici√≥n Delgado, Serrano y Morales, pasar√° a la historia como lo que es, basura pol√≠tica. Llenaron de corruptelas al partido. A los traidores se les sum√≥ el senador Primo Doth√©. Parece que se propusieron dejar tirada a la militancia. Est√°n hundidos, se ubican en el m√°s bajo registro de la historia. Las bases deben desparasitarse si quieren mantenerse de pie. Son ejemplo nacional por sumisos. Las c√ļpulas, bajo la batuta de Delgado, son simuladoras, encarnan el gatopardismo. Sus mayores rasgos son la falta de √©tica, estupidez y cinismo. El homosexualato bloquea el crecimiento pol√≠tico de hombres y mujeres‚ÄĚ.

Mu√Īoz censur√≥ el autoritarismo de Mario Delgado, que busca disfrazar de democr√°tica la elecci√≥n del candidato ya ungido. ‚ÄúEs tal el cochinero, las traiciones y los malos manejos, que en unos meses vendr√° el cisma en San Luis. Despu√©s que Morena reciba el golpazo electoral que se avecina, se abocar√° a reorganizarse de manera tard√≠a. Se ha convertido en una broma de p√©simo gusto. Las dirigencias imaginan que con tener dinero todo se arregla. No se vale hablar de la Cuarta Transformaci√≥n y despu√©s descarrilar un proceso interno, para que salga electo a quien se rechaza. El enjuague que aplican para sacar a los precandidatos es asqueroso. S√≥lo Ricardo del Sol tiene la voluntad de enfrentar las maquinaciones de las c√ļpulas‚ÄĚ.

El ex delegado en San Luis del Instituto Nacional de Antropología e Historia aludió a los cambios ilegales de la convocatoria, para favorecer los intereses de Gallardo y sumar otras figuras femeninas, como la secretaria de salud, Mónica Rangel. La directora del registro civil, Luz María Lastras y la exfuncionaria del Sistema de Administración Tributaria, Paloma Rachel Aguilar Correa, denunciada por nepotismo. Todo en detrimento de las tres figuras que se apuntaron en la primera fase, como la dirigente sindical, Francisca Reséndiz. La fundadora del partido en Valles, Consuelo Jonguitud Munguía y la ex oficial mayor del congreso, Marcelina Oviedo, que optó renunciar a la contienda.

La quejosa aludi√≥ a las mercenarias del Prian, como Rangel, ‚Äúsobre la cual pesan denuncias millonarias en el manejo del presupuesto. Junto con su jefe, el gobernador Juan Manuel Carreras, saben que no tienen opciones de ganar. Pero se lanzan con la esperanza de lograr negociar una curul o cualquier otro cargo dentro del nuevo gabinete, que le permita tener fuero. Y de llegar el momento, pueda salvarse de no ir a la c√°rcel. Dej√≥ su cargo de manera irresponsable, cuando estaba en puerta el sem√°foro rojo. No importa cu√°ntas encuestas paguen para decir que lleva la delantera. Sabemos que mentir, traicionar y robar son su fuerte. ¬°No se equivoquen! Morena cierra las puertas a las oportunistas, que con intereses poco claros, se registraron en la contienda. No permitiremos la entrada a gente que nada tienen que ver con los principios de nuestro partido. ¬°Fuera!‚ÄĚ.

Joaqu√≠n Mu√Īoz insisti√≥. ‚ÄúSon asquerosas las maniobras que hacen en Morena para querer confundir la igualdad de g√©nero con la imposici√≥n de g√©nero. Lo hacen con la bendici√≥n de Amlo. Fue por lo vino hace poco a San Luis. El objetivo de Mario Delgado es atomizar el voto entre las mujeres y ante la debilidad virtual de la candidata, que decline por Gallardo‚ÄĚ. Sus seguidores le dijeron que se trataba de otra Juanita m√°s. Aunque no decline la abanderada, de todos modos pierde. ‚ÄúLos que aplauden como focas se viole la convocatoria para agregar candidatos, son c√≥mplices de un fraude electoral flagrante. Es incre√≠ble que muy pocos miren que la imposici√≥n equivale al robo de urnas. Al prost√≠bulo que han convertido Morena, s√≥lo le falta ver qu√© nos impone la madame‚ÄĚ.

Los simpatizantes completaron: ‚Äúla leona en turno. La lenona‚ÄĚ. Joaqu√≠n Mu√Īoz reiter√≥ que con los ‚Äúdedazos, rescatan las mejores costumbres y refundaci√≥n del PRI‚ÄĚ. Los afectados Ricardo del Sol, Leonel Serrato, Francisca Res√©ndiz y Consuelo Jonguitud, interpusieron sendas impugnaciones en contra de los violentos cambios a la convocatoria por parte de Mario Delgado. Abri√≥ las puertas para que se apuntaran otras 16 aspirantes, lo que gener√≥ un severo malestar entre las diversas corrientes internas. Serrato estableci√≥ que subyace una estrategia perversa para fortalecer al crimen organizado que azota a la entidad, con el d√©bil argumento de respetar la paridad de g√©nero. Neg√≥ estar en contra de cualquier mujer, s√≥lo exigi√≥ respetar lo establecido en los lineamientos iniciales.

El legislador Ricardo del Sol, tras denunciar que Delgado le entreg√≥ la gubernatura al hampa, en la figura de Gallardo, se gan√≥ una denuncia por da√Īo moral. Pero la desestim√≥, ya que no tiene ning√ļn sustento argumentativo. La calific√≥ de ‚Äúchismarajo‚ÄĚ. Espera que la fiscal√≠a local lo cite para llevar un legajo de expedientes de los procesos penales abiertos que enfrenta el ex edil. Record√≥ que contra la voluntad de los militantes, Delgado trat√≥ de convertir al comerciante de pollos, en el abanderado de Morena y el Verde Ecologista, pero fue rechazado por sus antecedentes criminales. A Delgado tampoco le import√≥ que como coordinador de bancada del PRD, antes de dar el bandazo, el ex mun√≠cipe despotric√≥ sin reposo contra L√≥pez Obrador.

Como Gallardo le financi√≥ la campa√Īa para ganar el cargo de presidente del partido, Delgado le obsequia el manejo absoluto de casi todos los distritos federales, donde es casi seguro, impondr√° a incondicionales. Luego continu√≥ con la encomienda de ensuciar el proceso interno. En la primera convocatoria se inscriben 13 aspirantes, en la que aparecen tres mujeres. Pero despu√©s manej√≥ que s√≥lo 4 varones habr√°n de aparecer en la encuesta, que jam√°s realiz√≥. Para exacerbar los √°nimos, luego filtra que por cuestiones de g√©nero, la candidata ser√° mujer. Lo que provoca varias impugnaciones por su conducta marrullera. Permite la llegada de otras 19 interesadas. Ricardo del Sol asever√≥ que Gallardo y Delgado no son ajenos al triunfo del ex senador Octavio Pedroza, que se convirti√≥ en abanderado del PAN, despu√©s de vencer a su opositor, el alcalde de la capital con licencia, Xavier Nava. Record√≥ que en la etapa que estuvo en la c√°mara alta, Pedroza consigui√≥ varias obras de impacto social al edil de Soledad en turno, Ricardo Gallardo Ju√°rez, padre de su aliado. Plante√≥ que por los valores similares que manejan, los c√≥mplices buscar√°n realizar unos comicios donde ambos salgan

beneficiados. Los acuerdos palaciegos son en detrimento de Morena, ya que al colar una mujer cuestionada por el ilícito arribismo, camina directo a la derrota.

Lo m√°s importante: las curules federales

La m√©dula que une e impulsa a la coalici√≥n que forman PRI, PAN y PRD a nivel nacional y que se aterriza en las entidades, tiene como sustrato, disputarle al presidente Andr√©s Manuel L√≥pez Obrador, el control del congreso federal, donde se define y reparte el presupuesto. Si lo pierde, corre un gran riesgo la 4T. En tal sentido, las c√ļpulas partidistas buscan entregar las curules plurinominales a sus mejores cuadros. En el PAN, tratan de resucitar a los m√°s fieles seguidores de Felipe Calder√≥n. Se maneja incluso al oriundo de Guanajuato, Vicente Fox, que adem√°s de regatearle los fondos al tabasque√Īo, alega estar en quiebra, ya que le quitaron su a√Īorada pensi√≥n.

Cobra sentido la orden vertical: antes que las gubernaturas, primero est√°n los distritos federales. En el caso de San Luis, son las √≥rdenes que ha recibido Gabino Morales, salvar a toda costa la mayor√≠a de las 7 posiciones en disputa. Si falla, despertar√° la aut√©ntica ira de su verdadero jefe. Tambi√©n se nota complicado el futuro inmediato del alcalde con licencia, Xavier Nava, enemistado a muerte con Gallardo. En recientes declaraciones, el candidato del PAN a la gubernatura, Octavio Pedroza, relat√≥ que no le levant√≥ la mano porque se fue a M√©xico a cabildear con las dirigencias nacionales, para tratar de conseguir siglas que lo abanderen en la b√ļsqueda de la gubernatura, lo que se antoja dif√≠cil.

El dirigente estatal del PRI, El√≠as Pecina, encomi√≥ los resultados de las elecciones internas, sin aludir a las impugnaciones que hizo el edil, al que se le reducen las opciones. Como buscar el cargo a trav√©s del min√ļsculo partido Movimiento Ciudadano, cuyo due√Īo de la franquicia en San Luis es el diputado local, Eugenio Govea. Cuando se manej√≥ la alternativa de reelegirse, algunos priistas ortodoxos dijeron que la posici√≥n est√° reservada para el boyante contratista, Luis Antonio Mahbub o el ex comisionado de la polic√≠a federal, Enrique Galindo. Pero la sobrevivencia de Nava tambi√©n depende del auxilio que le pueda brindar el gobernador Juan Manuel Carreras, que tambi√©n busca cubrir la retirada, sin sobresaltos. Por el trato privilegiado que le brinda L√≥pez Obrador, est√° obligado a corresponder la cortes√≠a, por lo que impuls√≥ como una aspirante m√°s de Morena a su secretaria de salud, M√≥nica Rangel. Aunque tambi√©n simpatiza con Pedroza, desde anta√Īo. Su hermano, Daniel Pedroza, es el secretario de finanzas. Tampoco puede desde√Īar de manera irracional al partido que lo llev√≥ al poder.

Comments

comments

Comments

comments