Fernando Carmona exige castigar un desfalco que podría alcanzar los 300 millones de pesos

30 marzo, 202011:18 pmAutor: Juan Pablo MorenoCapital Destacada Noticias

El ex corresponsal de Uno m√°s Uno y ex jefe de prensa de la direcci√≥n de seguridad p√ļblica, Jos√© Fernando Carmona Cruz, denunci√≥ ser v√≠ctima del robo de identidad, por parte del ex secretario de finanzas, Jos√© Luis Ugalde Montes, que le adjudic√≥ un pago inexistente por casi 3 millones de pesos como presunto vendedor de ropa al gobierno estatal, lo que nunca aconteci√≥. Indic√≥ que en el mismo caso, se encuentran decenas de inconformes, por lo que el fraude al erario podr√≠a oscilar en los 300 millones de pesos. Los afectados se empiezan a organizar para acudir con el presidente Andr√©s Manuel L√≥pez Obrador. Le exigir√°n se investigue a fondo el delito y castigar a los responsables. Ahora que hizo la denuncia p√ļblica, le hicieron llegar documentos y pruebas fehacientes de c√≥mo se teji√≥ la trampa electoral con la que le quitaron el triunfo de la bolsa a la ex candidata panista a la gubernatura, Sonia Mendoza, que aleg√≥ fraude de estado.

Precisó que un alto funcionario estatal mandó imprimir miles de boletas para rellenar urnas en la entidad. Se valieron de los ex ediles de Soledad, Ricardo Gallardo Juárez y Ricardo Gallardo Cardona, sobre los que pesan acusaciones de desfalco por más de 2 mil millones de pesos. Clamó al gobernador Juan Manuel Carreras, resolver el entuerto lo antes posible, pues su vida corre peligro. Ya recibió amenazas de extorsión de criminales que se imaginan, tiene gordas cuentas bancarias. Precisó que Carreras no permitió que Ugalde fuera diputado federal, quizás por los espinosos casos del robo de identidades, haberlo denostado en las redes sociales y posibles malversaciones en los ingresos millonarios de los huertos de Santa Rita.

Relat√≥ que al estar el 16 de abril en la plaza de armas, mir√≥ en el peri√≥dico Pulso, una nota sobre cl√≠nicas privadas y deudores al gobierno estatal. Nombraron hospitales con muchos millones. Est√°n enlazados con otros. Es decir, pertenecen al mismo due√Īo. ‚ÄúNoto mi nombre, Jos√© Fernando Carmona Cruz, con un pago pendiente por 2 millones 786 mil pesos. Al momento, como hecho adrede, recibo una llamada de una mujer que trabaj√≥ antes en la secretar√≠a de finanzas. Me dice que aparec√≠ en el diario local. Debo aclarar el hecho porque pudo ser una homonimia o cierto y es delicado. Lo hice, abord√© al titular de transparencia Roberto Castillo √Āvila, encargado tambi√©n del portal electr√≥nico de la dependencia‚ÄĚ.

‚ÄúLes ped√≠ aclarar el error, porque me interesa se resuelva y deslinden responsabilidades. Contest√≥ estar de acuerdo, por lo que iban a visitar las √°reas correspondientes. Recorrimos varios departamentos en la secretar√≠a de finanzas y se rastrearon los datos. Aparezco como proveedor de ropa, en la calle Rub√≠, en el fraccionamiento Valle Dorado, con un pago de 2 millones 786 mil pesos. Sacan fotocopias y dice Castillo, hasta aqu√≠ llego, porque ten√≠a que preguntar en otra √°rea, el destino del cheque. Despu√©s me pusieron por error una clave presupuestal, con un n√ļmero y saldo inicial de cero y saldo final cero. Todos se dan cuenta que soy yo, porque tiene el mismo nombre, domicilio y Registro Federal de Contribuyentes. Solo le cambian la terminaci√≥n de homonimia R21 y me ponen KCA‚ÄĚ.

‚ÄúPas√≥ el tiempo. No cuento con el dinero para contratar un abogado y me advierten que debo aclarar el asunto, porque si llega un candidato enemigo al actual gobernador, Juan Manuel Carreas, empezar√°n a rastrear todos los recursos que se gastaron en la secretar√≠a de finanzas. Estoy en riesgo ya que pueden buscar en la secretar√≠a de hacienda que no tenga una homonimia diferente. En el intermedio solicit√© un trabajo. Se dio la oportunidad luego de platicar con el secretario de seguridad, Jaime Pineda Arteaga. Me dijo que si le pod√≠a ayudar al director de seguridad p√ļblica, Ra√ļl Alan√≠s y acept√©. Tambi√©n de manera simult√°nea abr√≠ un portal del Universal, consegu√≠ un permiso para lograr dinero extra, pero no me preocup√© por saber qui√©n era Alan√≠s‚ÄĚ.

‚ÄúSe trata de una persona especial, bipolar, cambiante. Invit√© a una compa√Īera a colaborar. Al final me relegaron, atentaron contra mis derechos humanos. Me quitaron como encargado del departamento de comunicaci√≥n social. Estuve m√°s de un a√Īo. Hice monitoreos, recomendaciones period√≠sticas que nunca se atendieron. Luego me dijeron que no me iban a dar m√°s contratos, que estaba fuera. Abordo al gobernador Juan Manuel Carreras con el que tengo un trato amigable. Le digo que me ayude con el problema de finanzas y mi trabajo, que me cost√≥ mucho tiempo conseguirlo y de la nada lo pierdo. Violentaron mis derechos constitucionales‚ÄĚ.

‚ÄúContest√≥ que le dir√≠a a Pineda me atendiera. Le habla a uno de sus asistentes, Aurelio Hern√°ndez, pero no arregl√≥ nada. Me enter√© que lo rega√Īaron por no resolver el asunto. Me mandan despu√©s con el secretario particular, Misael Hern√°ndez. Hice antesala con el secretario de gobierno, Alejandro Leal, que me dio largas. Tan f√°cil como decir que no hab√≠a un convenio. Lo hicieron adrede, les val√≠a un sorbete. Busqu√© a Hern√°ndez, para tener otro acercamiento y me apoyara. Les dije adem√°s que ten√≠a pendiente un asunto por el robo de identidad, que debe arreglarse. Hay responsables en el asunto, como el ex secretario de finanzas, Jos√© Luis Ugalde. Fue en su momento cuando se registr√≥, por lo que proced√≠ de manera legal‚ÄĚ.

‚ÄúNo hubo respuestas. Aunque soy pacifista, tuve que demandar, porque soy localizable para hacienda de algo que no debo. Pagar√© los platos rotos y no los que se beneficiaron con mi nombre y datos. Me quedo sin nada y los culpables felices de la vida, cruzados de brazos. Se lo dije a Misael Hern√°ndez. Me dijo: no sabes qu√© gusto le dar√° al gobernador, te chingues a Ugalde. Quiero suponer porque antes, como secretario de finanzas, en una charla de Ugalde con el ex director del peri√≥dico El Ma√Īana, Pascual Oyarvide, le llam√≥ al gobernador pendejo. El doctor en derecho aguant√≥, no le gusta meterse en problemas. Pero fue un elemento que guard√≥ para no hacer a Ugalde diputado federal. Tambi√©n pudieron incidir los desv√≠os millonarios en los invernaderos de Santa Rita, donde ubicaron como merma, decenas de toneladas de tomate de primera calidad, que vend√≠an junto con la cosecha que se export√≥ al extranjero‚ÄĚ.

‚ÄúA Ugalde se le junt√≥ mi caso. Lo abord√© y me ignor√≥, cuando ya ten√≠an una respuesta del portal de transparencia. Todo se le vino abajo. Un amigo abogado me convenci√≥ de interponer la demanda. Le llegan informes a Carreras sobre los enjuagues de Ugalde. El punto central era saber quien fue la persona que me suplant√≥. Nos entregaran la p√≥liza, ya que el pago se efectu√≥. El responsable de transparencia, Ricardo Castillo y otros testigos, saben lo que pas√≥. Me cuelgan como proveedor de ropa casi 3 millones de pesos. No todo mundo anda uniformado. No les he vendido ni un cacahuate. No soy proveedor, pero alguien cobr√≥ el dinero. Ni un pasante de contabilidad comete un error tan simple. Si sucede, ya no cuadran en muchos casos los n√ļmeros‚ÄĚ.

‚ÄúLos casi 3 millones son una jalada de pelos. Hay gente involucrada, existen situaciones muy graves dentro del aparato de finanzas. No dudo que pudo darse una carambola de pleitos. Es algo que debe aclararse. No le import√≥ a Alejandro Leal, que tiene una gran soberbia. Tampoco a Misael Hern√°ndez, que en otra pl√°tica me dijo: en el gobierno venimos a hacer negocios. Le pregunto d√≥nde queda la gobernanza, los servicios. S√≥lo me palmea la espalda. Son situaciones serias, ¬Ņd√≥nde estamos parados?, ¬Ņqu√© tipo de personas ejercen el mando?. El gobernador actu√≥ de buena fe cuando le mandamos los oficios. Le dio indicaciones al nuevo titular, Daniel Pedroza Gayt√°n. Le pide aclarar el tema, pero opta por esconderse‚ÄĚ.

‚ÄúMe dice que no existo, no tengo nada que ver en una lista donde aparecen proveedores y acreedores. Ahora no aparezco. Se har√° un esc√°ndalo cuando salga todo el listado de la gente que no forma parte de ninguna de las transacciones similares a lo que viv√≠. Var√≠an los montos, de los mil pesos a los 11 millones. Hay otros importes que suman mucho dinero. El compa√Īero periodista, Victoriano Mart√≠nez Guzm√°n, que le sabe al asunto, empez√≥ a investigar a fondo y se dio cuenta que hay m√°s personas involucradas. Al inicio aparecieron 150 casos. Cuando se mete, crecen al doble. El monto del desfalco podr√≠a ascender a los casi 300 millones de pesos. Los datos est√°n a la vista. Lo grave es que nadie hace caso de los problemas‚ÄĚ.

‚ÄúAcud√≠ tambi√©n a Mexicanos Unidos contra la Corrupci√≥n e Impunidad que encabeza Ra√ļl Olmos de Le√≥n, que tiene tratos cercanos con la conductora de noticieros, Carmen Aristegui, que ha denunciado latrocinios de muchos personajes. Voy con la Federaci√≥n de Periodistas de la Rep√ļblica Mexicana. Debo aclarar que recib√≠ llamadas de amenazas, para extorsionarme. Me preocup√© mucho. Me exig√≠an dinero, supon√≠an que era un proveedor consentido. Anduve con mucho miedo por errores que no comet√≠. Todo a la larga se agrava con el robo de identidad. Los integrantes de Mexicanos Unidos contra la Corrupci√≥n, con los datos que tienen de todas las publicaciones, dan un tiempo para que los abogados se encarguen del caso. Valoran la gravedad del asunto‚ÄĚ.

‚ÄúSobre todo porque se pone en riesgo la seguridad f√≠sica. El punto central es que presuntamente soy proveedor, me deb√≠an dinero y me pagaron. Cuando la lista apareci√≥, otros implicados me dijeron que no ten√≠an vela en el entierro. A la secci√≥n 52 del magisterio le endilgan un adeudo millonario. Es un embrollo entre sindicatos donde no se sabe si deben o les deben. Tampoco se trata de descubrir el hilo negro. Cualquier contador sabr√° ventilar que muchos son la misma persona. El litigante Jorge Chessal Palau me envi√≥ un link donde retoma la nota de Pulso, en la que se dijo que el gobierno estatal debe hasta la camisa‚ÄĚ.

‚ÄúVuelve a aparecer mi nombre de nuevo. Se tiene que aclarar para evitar problemas con hacienda. Hay que desmenuzar a cada uno de los acreedores y proveedores para saber cu√°les en verdad prestan un servicio. Acud√≠ a la fiscal√≠a a quejarme por el robo de identidad, contra quien resulte responsable. El objetivo de usurpar identidades es quedarse con el dinero. Otros ciudadanos me dijeron que tienen datos de m√°s corruptelas, pero se quieren mantener en el anonimato. Me pondr√© de acuerdo con mi abogado para ventilar las denuncias en su momento. Es un fraude al erario el robo de identidad. Se trata de dinero de procedencia il√≠cita para lavarlo. Hacienda tiene la lupa de todos los movimientos bancarios que se registran‚ÄĚ.

-¬ŅCon el relevo de Ugalde en finanzas, Daniel Pedroza, existe la certeza de que ya no hay robo de identidad?

-Como responsable del área, tiene que indagar y ventilar las fallas que se dan. Se le llamó para aclarar los errores, pero rápido se sacude, no da la cara. Carreras debe llamar a cuentas a Ugalde. Es lamentable que nunca le hagan caso a los gobernadores. Se debe aclarar el asunto caiga quien caiga. Castigar al responsable o también será cómplice.

Comments

comments

denunci√≥ ser v√≠ctima del robo de identidad El ex corresponsal de Uno m√°s Uno y ex jefe de prensa de la direcci√≥n de seguridad p√ļblica Fernando Carmona exige castigar un desfalco que podr√≠a alcanzar los 300 millones de pesos Jos√© Fernando Carmona Cruz Jos√© Luis Ugalde Montes lo que nunca aconteci√≥. Indic√≥ que en el mismo caso por parte del ex secretario de finanzas que le adjudic√≥ un pago inexistente por casi 3 millones de pesos como presunto vendedor de ropa al gobierno estatal se encuentran decenas de inconformes

Comments

comments